eldiario.es

Menú

Andalucía Andalucía

La delegación desplazada desde Andalucía a Turquía, a la espera de saber si podrá regresar este domingo a España

Una veintena de personas componen la comitiva que ha ido por el título de Patrimonio Mundial para los Dólmenes de Antequera (Málaga), encabezadas por la consejera de Cultura Rosa Aguilar

Un grupo de 44 andaluces de la  Asociación de Empleados de la Fundación Unicaja de Almería, también se han visto atrapados en el aeropuerto de Estambul por el intento de golpe de estado

- PUBLICIDAD -
Arabia Saudí, satisfecha con "el retorno de la normalidad a Turquía"

EFE

La delegación desplazada desde Andalucía a Estambul (Turquía) con motivo de la sesión del Comité de la Unesco donde este viernes se declaró a los Dólmenes de Antequera (Málaga) como Patrimonio Mundial se encuentra a la espera de saber si finalmente podrá regresar este domingo a España, como estaba inicialmente previsto, debido a la inestabilidad generada por el intento de golpe de estado en Turquía.

La consejera de Cultura, Rosa Aguilar, que forma parte de dicha delegación, ha explicado que los miembros de la misma están cumpliendo las instrucciones que se le trasladan desde la Embajada de España para que no salgan de los hoteles donde se encuentran. También ha explicado que los miembros de la delegación están bien, pero que han pasado una noche "muy larga, sin poder dormir nada".

No han sido los únicos andaluces sorprendidos por el golpe de estado. Un grupo de 44 pertenecientes a la Asociación de Empleados de la Fundación Unicaja de Almería, entre los que figuran trabajadores, jubilados, familiares y amigos, se han visto afectados cuando se encontraban en el aeropuerto de Estambul en el marco de un viaje "lúdico" a Japón para lo que han tenido que hacer escala en dicha ciudad.

El presidente de la asociación, José García Barroso, ha expuesto que todos los integrantes del grupo, en su mayoría de Almería, si bien hay otros seis de Málaga y tres de Jaén, están "en buen estado de salud". Ha relatado que la noche del viernes en el aeropuerto ha sido "un auténtico desastre", se han visto "abandonados por la compañía" y han pasado "mucho miedo".

En sus declaraciones ha detallado que "el aeropuerto se ha visto invadido por unas 8.000 personas gritando, tumbadas en el suelo debajo de los sillones, oyéndose los tiros y las explosiones de fondo". Finalmente estaba previsto que volvaran pasada la medianoche de este sábado tras haber conseguido un vuelo.

- PUBLICIDAD -

Comentar

Enviar comentario

Enviar Comentario

Comentarios

Ordenar por: Relevancia | Fecha