eldiario.es

Menú

Enclave Rural Enclave Rural

El Ayuntamiento de Écija recurre al uno por ciento cultural para restaurar el palacio de Peñaflor

Una arquitecta y un restaurador del Instituto de Patrimonio Cultural de España han visitado el palacio de Peñaflor, construido en el siglo XVIII y una de las muchas joyas artísticas de Écija (Sevilla), en el marco del nuevo proyecto de rehabilitación promovido por el Ayuntamiento astigitano, gobernado por Ricardo Gil-Toresano (PP). El Consistorio, en concreto, pretende restaurar la fachada y la primera crujía del monumento con cargo al programa del uno por ciento cultural, gracias al cual el Ministerio de Fomento participa en la conservación del patrimonio histórico.

- PUBLICIDAD -
El Ayuntamiento de Écija recurre al uno por ciento cultural para restaurar el palacio de Peñaflor

La visita, según la información recogida por Europa Press, fue cursada la semana pasada y en ella los citados técnicos del Instituto de Patrimonio Cultural de España evaluaron el estado de este emblemático palacio de Écija. Todo ello, como hemos explicado, en el marco del proyecto del Gobierno local de restaurar la fachada principal del palacio. Para más detalles, el Ayuntamiento astigitano proyecta rehabilitar la fachada y la primera crujía del monumento, lo que implica un coste de aproximadamente un millón de euros.

La idea del Gobierno municipal del PP es elevar el proyecto a la convocatoria 2014 del programa del uno por ciento cultural, gracias a la cual el Ministerio de Fomento invierte fondos propios en la conservación y recuperación del patrimonio histórico y artístico. Los planes del consistorio, así, pasan por conseguir a través de esta vía el 75 por ciento de la inversión necesaria, a fin de que el restante 25 por ciento sea aportado por la Junta de Andalucía.

EL PALACIO DE PEÑAFLOR

Hablamos del palacio de Peñaflor, construido entre 1700 y 1775, declarado Bien de Interés Cultural (BIC) y sometido años atrás a una infructuosa y polémica restauración que ha acabado incluso en los tribunales. Para resumir la historia reciente del palacio de Peñaflor, uno de los principales activos del patrimonio histórico de Écija, es necesario remontarse al año 2004, cuando el Consistorio astigitano promovió un concurso público para rehabilitar el monumento y transformarlo en un hotel de cuatro estrellas y 58 habitaciones.

Tras quedar desierto este concurso, las obras fueron finalmente encargadas a 'Viturse S.L.' en un procedimiento negociado sin publicidad. En 2006, el Ayuntamiento entregó la correspondiente licencia de obra a la empresa adjudicataria de los trabajos, pero 'Viturse S.L.' no abonó las tasas municipales y, en 2007, una inspección habría descubierto que la empresa había comenzado una serie de sondeos en el interior del monumento sin haber cumplido el mencionado y obligado pago. En 2008, finalmente, el Ayuntamiento resolvió el contrato de 'Viturse S.L.' dados los "incumplimientos" de la constructora adjudicataria.

ATAQUE AL PATRIMONIO HISTÓRICO

En paralelo, la Real Academia de Ciencias, Bellas Artes y Buenas Letras 'Luis Vélez de Guevara', radicada en Écija, emitió de su lado un informe en el que revelaba que las obras acometidas por 'Viturse S.L.' en el palacio de Peñaflor no se ajustaban a los requisitos de un edificio protegido por sus "agresivas" y "dudosas" actuaciones, deduciendo así que la intervención carecía de "proyecto de conservación" y supuso el incumplimiento de las leyes nacional y andaluza de patrimonio histórico.

El informe en cuestión, recogido por Europa Press, censuraba las "demoliciones parciales", el "dudoso" alzado de solerías, la "eliminación sin control de los papeles pintados" pese a remontarse algunos al siglo XIX, o el desmantelamiento "agresivo" de las chimeneas francesas de mármol. A tal efecto, esta institución advertía del supuesto incumplimiento de "un buen número de directrices y preceptos" de la Ley nacional de Patrimonio Histórico y la normativa autonómica en vigor desde 2007 para esta misma materia.

Las obras efectuadas por 'Viturse S.L.', de hecho, fueron objeto de una investigación incoada por el Juzgado de Primera Instancia e Instrucción número dos de Écija con la imputación de Antonio L.T., quien fuera gerente de esta empresa en cuestión.

- PUBLICIDAD -

Comentar

Enviar comentario

Enviar Comentario

Comentarios

Ordenar por: Relevancia | Fecha