eldiario.es

Menú

Bruselas corrige al Ministerio en el reparto de la PAC y amplía el número de regiones

La organización agraria UPA interpreta que esta ampliación puede reducir el trasvase y perdida de fondos desde Andalucía hacia otras regiones.

La COAG cree que las comarcas simplemente contemplarán cultivos sin atender a las variantes socioeconómicas que reclaman las organizaciones.

Las organizaciones agrarias apelan a conocer más en profundidad el documento final, pero consideran que los cambios no significarán mejoras para los agricultores andaluces.

El documento de reparto de ayudas europeas al campo tiene que estar cerrado el 16 de diciembre.

- PUBLICIDAD -
Olivar de Tierra de Barros

Más de tres meses después de que España presentara su modelo de reparto interno de las ayudas comunitarias de la Política Agraria Común (PAC), Bruselas ha respondido y propuesto correcciones al documento. La más llamativa afecta a la regionalización. El documento español presentado por el Gobierno central contemplaba la distribución de fondos en 24 regiones. Cada una señala un tramo de subvención por hectárea en una horquilla similar, es decir, que contempla cultivos diversos con ayudas similares. Pues bien, la comisión ha recomendado al gobierno español que ese número de comarcas suba de 24 a 51.

El secretario general de UPA-Andalucía, Agustín Rodríguez, interpretaba esta recomendación –al anunciar la noticia- como una respuesta desde Bruselas a la petición de los agricultores españoles de aumentar el número de regiones como “la mayor garantía para que no haya trasvase de recursos entre territorios”. Este ha sido uno de los caballos de batalla de las organizaciones agrarias en Andalucía: afinar al máximo con las regiones, ajustar estrechamente su número para impedir la pérdida de dinero de unas comunidades a otras. Especialmente porque en esa fuga de fondos, la perdedora siempre es Andalucía.

La UPA ha contabilizado en 600 millones de euros las pérdidas previstas de Andalucía, en todo el periodo 2014-2020, aunque en esa cifra se incluyen las ayudas al desarrollo rural y la reducción de un 6% El subdelegado del gobierno en Jaén, Juan Lillo, confirmaba las modificaciones en el modelo de reparto de ayudas pero sin entrar en detalles que “corresponden a la ministra”.

Sin embargo, las expectativas de las organizaciones desaparecieron a lo largo de la jornada. A las 17 horas, el Ministerio de Agricultura los invitó a una reunión donde conocieron que el aumento del número de regiones que solicita Bruselas no responde tanto a un ajuste para atender “al estrato monetario de cada una” como a una recomendación técnica que refleje mejor los cultivos, explicó el secretario de COAG en Jaén, Juan Luis Ávila. Es decir, que será más bien una redistribución en función de lo que se cultive y sin atender a los criterios socioeconómicos, que las organizaciones reclaman, para que las ayudas repercutan en su zona de referencia, generando empleo y actividad económica.

Como ejemplo, el secretario de COAG en Jaén, Juan Luis Ávila, ha explicado que la comisión propone que la región 20, en la que se incluye el olivar junto con pastos y tierras de labor de secano y regadío, se separe en regiones diferentes: olivar, pastos, tierras de labor de secano y de regadío, aunque la horquilla de subvenciones sea similar. La mitad de las ayudas directas que recibe Andalucía provienen del olivar.

No obstante, tanto UPA como COAG apelan a conocer más en profundidad el documento final, pero consideran que los cambios no significarán mejoras para los agricultores andaluces. Según la primera, la pretensión es que esté cerrado en torno al 16 de diciembre y que serán 51 el número de regiones que se establecen para el reparto de ayudas. 

¿Abrir la puerta a los especuladores?

Otra corrección de Bruselas es la que afecta a la figura del agricultor profesional o en activo. En el modelo español propone que sean aquellos que acrediten que el 20% de sus ingresos proceden de la actividad agraria. Bruselas propone que se elimine ese mínimo frente a la posición de las organizaciones que pedían elevarlo hasta un 40%, para garantizar que las ayudas llegan a quienes tienen la agricultura como primera actividad.

Para la UPA, eliminar ese 20% como mínimo equivale a “abrir de par en par la puerta a los especuladores”. COAG, que comparte este punto de vista, considera que el Ministerio va a rechazar esta recomendación ya que “se ajusta más a realidades de países del norte Europa” donde sí existen “explotaciones sin afán económico” algo que “no pasa en España”.

Mientras que COAG sostiene que se trata de recomendaciones y que el Ministerio ha decidido seguir la que afecta a la regionalización y no atender la que se refiere al agricultor profesional, UPA da por hecho que son imposiciones. Eso sí, Agustín Rodríguez señala que el documento parece apuntar que no cabe la trasferencia de derechos entre territorios lo que sí puede ayudar a fijar en cada zona las ayudas que recibe. 

El secretario de UPA-Andalucía ha definido la del miércoles como “una mañana frenética” a juzgar por las informaciones sobre la corrección del modelo de la PAC –pendiente de revisión por Bruselas desde el pasado mes de agosto- que se iban conociendo. Este jueves, seguirán despejando incógnitas ya que, según ha podido confirmar eldiarioAndalucia, el Ministerio de Agricultura ha convocado a las comunidades autónomas a una reunión para analizar los cambios y la aplicación del modelo.

Un modelo que para UPA aún puede incorporar modificaciones, como incluir el olivar en pendiente y de baja producción en las ayudas asociadas que han reclamado los productores y que, según Rodríguez, “en Italia se ha hecho”.

- PUBLICIDAD -

Comentar

Enviar comentario

Enviar Comentario

Comentarios

Ordenar por: Relevancia | Fecha