eldiario.es

Menú

Andalucía Andalucía

Un año de municipales en la provincia de Sevilla: el tablero municipal con más cambios de Andalucía

La provincia sevillana rema en lo político con casi la mitad de sus pueblos bajo mayoría absoluta y, aun así, luce el tablero municipal con más cambios de Andalucía

La última cita electoral dejó un reguero de Gobiernos en minoría que ya presenta muescas sensibles, caso de Alcalá de Guadaíra o la primera alcaldía de Ciudadanos, envuelta en sobresaltos

Ocho alcaldes han perdido el bastón de mando después de haber sido investidos hace un año

- PUBLICIDAD -
La APCE abre su sesión de primavera, marcada por el reto del terrorismo

Antonio Gutiérrez Limones afrontó su último mandato en minoría. EFE

El tablero casi sigue igual. Después de un 24M que legó un reguero de plenarios fragmentados, otros tantos Gobiernos en teoría débiles aguantan el tipo. Resisten, en una época en teoría convulsa. Aunque también quedan muescas sensibles, llamativas, con nombres propios como Alcalá de Guadaíra, Espartinas, Santiponce… Sevilla es la provincia andaluza con más traspasos de poder municipal en apenas un curso político: ocho alcaldes han perdido el bastón de mando.

Una provincia teñida de rojo.  Relatos de pactos con la incursión embrionaria de partidos locales y formaciones emergentes. Alcaldes en minoría. Un 'tamayazo'. Y la mitad de los 105 pueblos gobernados bajo mayorías absolutas. Era  el escenario que dejó en la provincia de Sevilla la cita electoral del pasado 24 de mayo.

Con un tercio de los votantes en manos del PSOE, el PP perdía uno de cada tres apoyos con respecto a 2011. IU aguantaba el envite con cifras casi calcadas a las de cuatro años antes e incluso superó a los populares en gobiernos en mayoría. El PA, ya desaparecido, permanecía como cuarta fuerza con Ciudadanos en quinta posición. La Diputación Provincial de Sevilla, con estos números, repetía con holgura mandato socialista.

El adiós de Limones en Alcalá

El  cambio más sonado en la provincia ha sido protagonizado por el veterano alcalde Antonio Gutiérrez Limones en uno de los municipios sevillanos más poblados, Alcalá de Guadaíra. Con 21 años como regidor, justificó su renuncia en una razón de "incompatibilidad orgánica" por ser diputado nacional además de primer edil.

La victoria pírrica en las elecciones dinamitó la legislatura desde el minuto uno. Con la sombra de la corrupción en algún caso sin cicatrizar, la conflictiva situación local hacía pender una moción de censura promovida entre IU-Alternativa Alcalareña, andalucistas y Alcalá Puede que alegaban la "parálisis" de su equipo de Gobierno. Al final, su renuncia deja una nueva alcaldesa socialista en Sevilla: Ana Isabel Jiménez. Limones, que en 2012 disputó la secretaría general del partido en la provincia a la presidenta andaluza, Susana Díaz, continúa como número 3 por Sevilla en la candidatura del PSOE al Congreso de los Diputados.

Olga Hervás, alcaldesa de Espartinas

Olga Hervás, alcaldesa de Espartinas.

Ciudadanos estrenaba su primera alcaldía sevillana. Y ha resultado ser la más convulsa. Primero por la supuesta implicación en delitos relacionados con la corrupción del proclamado alcalde naranja el pasado 13 de junio, José María Fernández. Dimitió del cargo e incluso barajó dejar su acta de concejal, pero su partido retiró la decisión del pleno que trataría su renuncia.

La actual primera edil, Olga María Hervás (C's), preside el Ayuntamiento de Espartinas en minoría. El pacto con el PSOE ha visto mejores días, con  amenazas de ruptura y la dimisión del concejal socialista de Movilidad, Salud y Consumo, José Antonio García, por "falta de entendimiento" con Ciudadanos. La portavoz del PP, Minerva Salas, pedía explicaciones por “la situación” pero poco tiempo después abandonaba el acta y el Grupo popular.

Mociones de censura y una cuestión de confianza

Las mociones de censura prosperaron en dos ayuntamientos sevillanos. En doce meses, cayeron los alcaldes nacidos del 24M en Santiponce y Constantina. El municipio aljarafeño ha sido el último caso,  el más reciente cambio municipal que ha dejado otra alcaldesa socialista: Carolina Casanova. Y  Ciudadanos por Constantina perdió el bastón de mando local que pasó de Manuel Álvarez a Eva María Castillo (PSOE).

El municipio de la Sierra Norte era una de las plazas en que nuevas formaciones de corte ciudadano habían irrumpido tocando poder municipal. Por poco tiempo, pero tras la cita electoral determinaron el color final de la Alcaldía en más de una ocasión. En Guillena, en cambio, el denunciado 'tamayazo' de la oposición sigue manteniendo al gobierno surgido tras el 24M.

En Villaverde del Río el alcalde duró apenas un par de meses. El candidato más votado, Santiago Jiménez (La Voz de Villaverde), no superó una cuestión de confianza que él mismo planteó y a principios de agosto cesaba de su cargo. Prosperó la reprobación con los votos de PP y PSOE. El beneficiado, de nuevo los socialistas, que alcanzaron la alcaldía con la elección de José María Martín.

Además de estas situaciones diversas, los nombramientos como cargos provinciales están detrás de otras renuncias a varias presidencias plenarias. En los pueblos sevillanos de Cañada Rosal y Castilblanco de los Arroyos guardan ejemplos con los alcaldes José Losada y Segundo Benítez nombrados respectivamente delegados territoriales de Medio Ambiente y Agricultura, Pesca y Desarrollo Rural.

Y "motivos personales" alegó el que fuera alcalde de Gines, Manuel Camino, para dejar el bastón de mando el pasado 24 de diciembre, en un carrusel de cambios que dejan un tablero provincial parecido al que surgió hace un año. Un escenario provincial con casi la mitad de gobiernos atados bajo mayorías sólidas y otros tantos que dependen de pactos y acuerdos que pueden suscitar algún sobresalto de aquí al final de la legislatura. Como las piezas que ya se han cobrado doce meses de travesía política.

- PUBLICIDAD -

Comentar

Enviar comentario

Enviar Comentario

Comentarios

Ordenar por: Relevancia | Fecha