eldiario.es

Menú

ARAGÓN

Insumisas ante el Impuesto de Contaminacion de Aguas, el “ICA”

- PUBLICIDAD -

Me cruzo en el ascensor con dos de mis vecinas, mujeres mayores pero muy activas y pendientes siempre de la actualidad. Andan las dos muy alborotadas pues les ha llegado la noticia de que muy pronto el recibo del Ayuntamiento tendrá un nuevo impuesto. El ICA me dicen, muy enfadadas, al tiempo que me preguntan: tú que sabes de estas cosas, ¿qué es el ICA y por qué tenemos que pagarlo?

Y ahí me tienen ustedes intentando explicarles, mientras sube el ascensor, que el ICA, Impuesto de Contaminación de Aguas, nos viene exigido mediante una Ley por el Gobierno de Aragón, aunque obligue su cobro al Ayuntamiento de Zaragoza. Les cuento que esta nueva tasa se va a aplicar en toda la Comunidad, pero que afectará especialmente a los municipios que como Zaragoza ya vienen pagando por la depuración de sus aguas desde hace muchos años.

Pese a que les hablo de cifras y porcentajes en un intento por explicarles lo que nos tocará pagar a cada ciudadano, miro sus caras y veo que las buenas mujeres están hechas un lío y no entienden nada. Oye, me dice una de ellas, que yo pago religiosamente al Ayuntamiento el recibo por el abastecimiento, saneamiento y la recogida de basuras. ¿Y ahora tendré que pagar por otra cosa más, por el ICA?

¡Pues estamos aviadas! ¡Yo me declaro insumisa!, exclama la más mayor mientras salen del ascensor.

Qué razón tienen mis vecinas, yo también me voy a declarar insumisa a este nuevo impuesto. No es de recibo que nos hagan pagar dos veces por un mismo concepto.

Un nuevo impuesto que es consecuencia de la pésima gestión de gobiernos anteriores y del consejero Gimeno -sobradamente demostrada ésta en el Ayuntamiento- y a la falta de financiación que obliga a los habitantes de la Comunidad a pagar con esta nueva tasa el Plan de Saneamiento y Depuración emprendido por el Gobierno de Aragón.

El primer año y con el recibo bonificado al 70 % , supondrá un 28 %  más en el debe de una familia media y casi el 40 % a las unipersonales (según consumos medios). El segundo año, la cosa pinta aún peor, pues con la bonificación reducida al 60 %, esta subida andaría en torno al 50 %. Nada nos dicen de las posibles bonificaciones para aquellos que estén en paro o en situación precaria. Qué tiemblen los bolsillos de los sufridos ciudadanos.

Tan inasumible es la subida que hasta el equipo de Gobierno del Ayuntamiento de Zaragoza se declara insumiso a esta tasa impuesta desde el Palacio de La Aljafería. También los grupos parlamentarios de Izquierda Unida-Unidad Popular y Podemos presentaron el pasado mes de abril un recurso de inconstitucionalidad de la Ley que regula la puesta en marcha del Impuesto de Contaminación de Aguas (ICA), contra cuya aplicación ya se presentó un recurso contencioso administrativo.

Ya veremos cómo se resuelve este nuevo recurso del Ayuntamiento y cómo afectará al final a nuestros magros bolsillos. Si la solución no es medianamente favorable a los contribuyentes, me temo que mucho no se van a tranquilizar mis vecinas.

- PUBLICIDAD -

Comentar

Enviar comentario

Enviar Comentario

Comentarios

Ordenar por: Relevancia | Fecha