eldiario.es

Síguenos:

Boletines

Boletines

Menú

Combatiendo el hambre antes de nacer

En Nicaragua, el 22% de los niños y niñas sufren desnutrición infantil.

A los dos años, un niño tendría que tener el 75% de su cerebro desarrollado. La alimentación de la madre es fundamental durante el embarazo; así, manteniendo una dieta suficiente y sana, el bebé nacerá con un cerebro de unos 300 gramos. A partir del nacimiento, la lactancia materna se convierte en su mejor aliado para lograr un desarrollo adecuado.

El calostro, el primer alimento producido por la madre lactante hasta los 6-7 días después del parto, es fundamental. En su composición se encuentra la primera inmunización del bebé, además de ser la solución perfecta para resolver las necesidades alimentarias de los órganos aún no formados en el recién nacido.

Maritza Fuentes, experta en seguridad alimentaria de Ayuda en Acción en Centroamérica, en línea con las recomendaciones de la OMS, reclama la exclusividad de la lactancia materna en la alimentación del bebé durante los primeros seis meses de vida como pilar fundamental de la soberanía alimentaria: “Se está haciendo un trabajo fuerte para que vuelvan a esa situación que la naturaleza nos ha proveído. Nos ha dotado de esa capacidad de dar vida y salud a través de la lactancia materna y por lo menos ha de durar el primer año de vida”.

Seguir leyendo »

Diálogos de esperanza en El Salvador

Alumnos de carpintería que han creado un grupo de teatro

Todos los problemas en El Salvador tienen un origen común: la pobreza, la injusticia y las desigualdades sociales. De todos esos problemas, el más grave pero el que menos atención recibe es la violencia, una violencia que se ha convertido en el día a día de millones de personas.

En esencia, el problema de las maras surge de los jóvenes deportados de Estados Unidos que trajeron consigo los conflictos surgidos entre pandillas de aquel país y que los continuaron aquí. Las cinco pandillas más grandes actualmente son: BARRIO 18, MS 13, MIRADA LOCOS, MAQUINA y la MAO MAO, aunque las dos más influyentes son la 18 y las MS 13 (Mara Salvatrucha). Las otras tres han quedado con el tiempo reducidas a ciertas zonas muy restringidas. Entre todas ellas, la policía calcula que reúnen a unas 60.000 personas directamente implicadas; solo las FARC en Colombia poseen unos 7.000 efectivos, por ejemplo. Esta comparación teniendo en cuenta la diferencia de población entre los países, ejemplifica la dimensión del problema. Desde el fin de la guerra, la locura de las maras ha dejado la friolera de 50.000 muertos. Solo en 2012 se registraron 4.500 asesinatos, siendo San Salvador la segunda ciudad más violenta del mundo, únicamente superada por San Pedro Sula (Honduras) con una media de 72 asesinatos por cada 1.000 habitantes; en la Unión Europea la media es de “solo” cuatro. En el peor momento de esta locura se llegaron a registrar catorce asesinatos diarios, todo ello en un país con la extensión de Badajoz.

Hasta ahora las políticas de los gobiernos se han basado en la represión y el castigo, lo que ha llevado a que las prisiones salvadoreñas tengan una superpoblación del 300% sobre su capacidad. Y un último dato no menos escalofriante: el año pasado murieron 1.500 mujeres asesinadas por violencia de género, pero debido a que las mujeres e hijos de los rivales entre pandillas se han convertido en objetivos, nadie sabe a ciencia cierta los motivos de sus muertes y se han convertido de nuevo en las olvidadas de este conflicto

Seguir leyendo »

“Un país que no conoce su historia está condenado a repetirla”

Dibujo de los integrantes del programa BCN - San Salvador

Si hacemos un breve recorrido por la historia de El Salvador, o mejor por su intrahistoria, esa historia no contada, la que no aparece en los periódicos, encontramos una historia que nos habla de muerte, de masacres, de injusticias, de barbarie, de irracionalidad, de persecución, de exilio, de represión… pero es también una historia de resistencia, de solidaridad, de valor, de principios, de libertad, de lucha, de sororidad.

Y es que la realidad de El Salvador debemos entenderla a través de varios acontecimientos: es un país de posguerra prolongada, donde los acuerdos de paz pusieron fin a la guerra civil e introdujeron cambios novedosos en la política, pero el periodo de paz nunca abordó de manera efectiva temas esenciales como la estructura económica relacionada con el conflicto social y la cultura de diálogo como contrapuesta a los patrones socio-culturales de dominación.

Seguir leyendo »

Haciendo país con el maíz

Mujer desgranando maíz en Zautla, México. (Yago de Orbe / Ayuda en Acción)

De maíz amarillo y de maíz blanco se hizo su carne; de masa de maíz se hicieron los brazos y las piernas del hombre. Únicamente masa de maíz entró en la carne de nuestros padres”. Así fue la creación del hombre según el Popol Vuh, libro de la comunidad maya quiché (1701), que explica su cosmovisión del mundo y que muestra la importancia del grano de maíz para un pueblo como el mexicano. Como puede ser el pan o la harina para los españoles.

Según la Comisión Nacional para el Conocimiento y el uso de la Biodiversidad ( Conabio), de las 220 razas de maíz presentes en América Latina , 64 son identificadas en México y 59 son consideradas nativas mexicanas. Esta biodiversidad, según varios investigadores y defensores del maíz mexicano, corre serio peligro con la llegada del maíz transgénico a los cultivos del país. El origen de estos peligros, aseguran, está en la apertura comercial plasmada en Tratado de Libre Comercio de América del Norte (TLCAN)  que hizo que México pasara de ser un país autosuficiente e incluso exportador de productos alimenticios a ser un país importador.

Esta apuesta por la libertad de mercado implicó la desaparición de los programas de apoyo a la producción local, provocando el abandono del campo hacia las ciudades o la emigración a las plantaciones de EE.UU a la vez que desaparecía la red estatal de compra y abasto de alimentos; el campo mexicano se quedó sin compradores porque las grandes transnacionales no compran a pequeña escala. En México, el hambre está relacionado con esa pérdida de la agricultura campesina. “ México es un país de campesinos, pero de campesinos que no pueden alimentarse, viven cerca de la tierra, saben cultivarla, pero no comen suficiente porque no producen sus propios alimentos”, esta es la realidad que observa Jesús Guzmán Flores, investigador del Centro de Estudios para Desarrollo Rural Sustentable y la Soberanía Alimentaria ( CEDRSSA), socio local de Ayuda en Acción. Y es que el hambre en México se concentra en la población rural e indígena.

Seguir leyendo »

“Nuestros recursos naturales son el desarrollo de nuestra comunidad”

Zacarías es agricultor en Tarvita (Sucre). Foto: Proagro

Hace algunos años la producción agrícola, en la comunidad Piedra Grande del municipio de Tarvita (Sucre) se limitaba sólo a la siembra en época de lluvia. Las familias tenían acceso al agua para consumo, pero no para riego, esto provocaba rendimientos bajos en la producción, sobre todo de papa y maíz; inseguridad alimentaria de la población y un alto grado de desnutrición en niños y niñas. En los últimos años la variación de la época de lluvia en la comunidad ha afectado en la cantidad de agua para el consumo y el desarrollo de la siembra.

Zacarías Rojas de 30 años, está casado y tiene 4 hijos pequeños; ha vivido de la agricultura desde niño, trabajando con pico y pala, junto a sus padres. Sin embargo, sólo podían trabajar una vez al año en los cultivos tradicionales como la papa y el maíz, porque no tenían los insumos y herramientas necesarias para diversificar su producción; y no generaban ingresos suficientes para mantener a toda la familia, por eso, en busca de mejores ingresos, migraban a la ciudad de Santa Cruz, principalmente a la zafra de caña de azúcar “Yo no pude estudiar, porque mi escuela era muy lejos  y también porque tenía que trabajar para ayudar a mis papás en el sustento del hogar. Mi comunidad es muy alejada y no produce mucho para vender, como no sabíamos y tampoco teníamos para almacenar el agua de riego, lo que producíamos era poco, porque sólo sembrábamos una vez al año, cuando llovía”.

Como una medida de prevención contra las sequías y adaptación al cambio climático y uso eficiente del agua, en 2009, Ayuda en Acción y PROAGRO han implantado un programa para aprovechar el agua: MINCAA–Yaqu (Manejo Integrado de Cuencas con Aprovechamiento Adecuado del Agua), que ha sido desarrollado de manera participativa con 28 familias beneficiarias del sistema de agua potable de la comunidad, logrando mejorar la producción agrícola y la diversificación de los productos de las familias.

Seguir leyendo »

Buscando la sostenibilidad en las islas del Lago Victoria

Este distrito de Uganda, Kalangala, tiene una superficie de más de 9.000 kilómetros cuadrados, de los cuales el 95% es agua. Un distrito diferente al resto del país, formado por 84 islas dispersas en el lago Victoria (el segundo lago de agua dulce más grande del mundo), donde sólo el 28% de su población nació en alguna de las 64 islas que están habitadas.

Su situación geográfica, peculiar y única, perpetúa los niveles de pobreza e impacta en gran medida en la capacidad de las familias para acceder a los medios de vida básicos (agricultura, ganadería o pesca). Una situación de pobreza que se ve agravada por la desigualdad existente entre hombres y mujeres, o los menores ingresos generados mediante la pesca o la agricultura por el uso de métodos inadecuados.

Seguir leyendo »

Instrucciones para producir trece litros de leche

La piel del rostro de Alejandrina Cueva está sonrojada. También la de sus manos, que se ha ido cuarteando con el tiempo. El sol no perdona en el cerro peruano de Chalapampa, donde comparte casa con su tío y su sobrina. Desde que pone el pie fuera de la cama a las cuatro de la mañana, no hay descanso: prepara el desayuno, recoge la casa, saca a los animales y sale a ordeñar. Son las seis y media. Allí la encontramos, en el pasto, preparada para empezar la tarea.

Comienza amarrando a las dos vacas, que comen despreocupadamente, y agarrando al ternero para acercarlo a su madre, “así es como suelta la leche, sino no sale”, aclara. El resto es paciencia, caricias y recitarle las mismas palabras y sonidos que todas las mañanas. “Hoy tarda más porque está nerviosa. No está acostumbrada a los de fuera. Siempre estamos solas”, dice justificando la actitud de sus animales. Unas caricias más y funciona: la leche empieza a caer en el cubo. Alejandrina ordeña hasta que consigue llenar la cántara, unos doce o trece litros, calcula, pero no siempre fue así. Antes de formar parte del proyecto de crianza de ganado que pusimos en marcha en Chalapampa, solo obtenía 3 o 4 litros al día. “Nos dieron inseminaciones para que las vaquitas fuesen mejores y ahora nos dan más leche”, reconoce.

Seguir leyendo »

"Voy a luchar por preservar los bosques y el agua porque es el futuro de mis hijos"

Mariano Plata líder comunal y defensor del medio ambiente

De la comunidad de Garzas Chica, perteneciente al municipio de Alcalá en Bolivia, es Mariano Plata Gonzales, donde hay muchas carencias, como la falta de alimentos, poca disponibilidad de agua y una pobre vegetación.

Mariano tiene 37 años, es el mayor de 8 hermanos y tiene 2 hijos, un niño de ocho años y una niña de uno. Estudió sólo hasta sexto grado de primaria; la falta de apoyo de sus padres y los trabajos en el campo, no le permitieron continuar en la escuela. Desde pequeño tenía la ilusión de ser profesor o ingeniero agrónomo para tener mejores condiciones económicas que sus padres. Al igual que la mayoría de las familias del área rural, la de él, subsistía de la práctica agropecuaria, la misma que está expuesta continuamente a sufrir pérdidas por factores naturales.

En su comunidad y en diferentes departamentos de Bolivia, tradicionalmente se practica cada año, el chaqueo (quema de pastizales) como una “mala” costumbre de quemas de los bosques y montes, con el objetivo que supuestamente se consigue la habilitación del terreno para la actividad ganadera como la agricultura. El chaqueo genera sustancias contaminadoras como el Dióxido de Carbono (CO2), entre otras, altamente peligroso para la tierra y los suelos porque les provoca inutilidad casi inmediata, además de bloquear las hojas de los árboles y, las partículas afecten directamente a las vías respiratorias de la población.

Seguir leyendo »

El deporte para superar adversidades

Nicolás y Sandra en el Hogar Teresa de los Andes

Nicolás tiene 42 años y una medalla de oro en la prueba de 400 metros de atletismo de las Olimpiadas Especiales. Intelectualmente Nicolás no tiene más de 9 años, “gané porque corrí fuerte”, dice orgulloso. Por eso y porque cuando fue a competir a Irlanda en el 2003, el director del Hogar Teresa de los Andes, le prometió que “si ganaba el dentista le arreglaría los dientes” cuenta su entrenador, Wilfredo Mamani. “Cuando le hicimos el recibimiento en el hogar con una orquesta, la prensa y el resto de compañeros, él entró corriendo buscando al dentista”.

El deporte, y en concreto el atletismo, le cambió la vida a Nicolás. “Tenía 25 años cuando empezamos a entrenarle” continúa Mamani, “era un joven de unos 80 kilos totalmente sedentario y dependiente”. Además de su reducida capacidad intelectual y del autismo, Nicolás tenía una aguda hemiplejia y forúnculos por todo su cuerpo. “El médico nos dijo que era muy urgente hacer deporte con él, así que empezamos a caminar en grupo”. Cada día, Nicolás y Wilfredo van y vuelven trotando hasta Santa Cruz a unos 18 kilómetros desde el centro a pesar de su enfermedad cardiovascular.

Actualmente el equipo de deportistas del Hogar Teresa de los Andes está compuesto por unas 45 personas con parálisis, en sillas de ruedas o con deficiencias intelectuales. Un equipo de medallistas ya que ”en Tajira conseguimos 8 oros, 3 platas y 5 de bronce en diferentes modalidades” recuerda orgulloso el profesor, “en La Paz, en 2002, nos trajimos 4 oros, 6 platas y 4 bronces”. Grandes logros en los campeonatos de clasificación para las Olimpiadas Especiales, de hecho, el año pasado, Nicolás estuvo a punto de volver a competir en la edición griega “aunque se llevó otra medalla de oro, no entró en la clasificación”.

Seguir leyendo »

Aprender desde cero

“Nuestros hijos ahora son más despiertos, sociables, comunicativos y menos llorones”, dice una madre de una comunidad rural en la región de Ayacucho, dónde hemos construido un Centro de Estimulación Temprana (CET) destinado a la educación de niños de 0 a 3 años. “ Somos conscientes de la importancia que tiene el desarrollo de nuestros hijos al recibir educación desde la más temprana edad, a la vez que las mamás aprendemos buenas prácticas de crianza y estilos de vida saludables”.

En países como Perú, en los que una parte importante de la población vive en situación de pobreza, la oferta de servicios educativos de atención integral a la primera infancia, especialmente para los niños y niñas de 0 a 3 años, no llega a cubrir el 2% de la demanda potencial (existen al menos un millón de niños y niñas en primera infancia). Por tanto, estos primeros años son una etapa de la educación olvidada y poco atendida por el gobierno peruano, sobre todo en zonas altoandinas, que presentan los mayores índices de pobreza y exclusión.

Seguir leyendo »