eldiario.es

Síguenos:

Boletines

Boletines

Menú

168 millones de infancias robadas

Este lunes se celebró el Día mundial contra el trabajo infantil,  que afecta a 168 millones de niños y niñas en el mundo 

Entre las consecuencias directas, el abandono escolar prematuro y la baja cualificación profesional, que contribuyen a perpetuar la pobreza

Desde Ayuda en Acción, contribuimos a la meta 8.7. de los ODS con nuestra campaña Sácalos del Mercado, que lucha contra la trata de mujeres y niñas en Nepal

- PUBLICIDAD -
Foto: Umar Farooq / ActionAid

Foto: Umar Farooq / ActionAid

Este lunes se celebró el Día mundial contra el trabajo infantil. Desde la I Conferencia Internacional celebrada en Oslo en 1997 y a partir de los esfuerzos articulados desde la OIT se han experimentado importantes avances en la lucha contra el trabajo infantil. Durante los últimos 20 años más de 78 millones de niños y niñas han dejado de trabajar a nivel global. Sin embargo, las cifras aún distan mucho de la consecución de la Meta 8.7 de los Objetivos de Desarrollo Sostenible (ODS) definidos por la Agenda 2030 de Naciones Unidas, que persigue "asegurar la prohibición de la eliminación de las peores formas de trabajo infantil, incluidos el reclutamiento y la utilización de niños soldado, y de aquí a 2025, poner fin al trabajo infantil en todas sus formas".

Se considera trabajo infantil toda actividad de producción económica que realizan los niños y niñas por debajo de la edad mínima legal establecida para trabajar (el Convenio 138 de la OIT fija la edad límite de admisión al empleo en los 14 años) o que, estando por encima de esta edad, se desarrolla bajo condiciones de peligrosidad que ponen en riesgo la salud, la seguridad y el desarrollo emocional y moral del niño o la niña.

A nivel mundial, hay 168 millones de niños y niñas en situación de trabajo infantil, 85 millones bajo formas de trabajo peligroso entre las que se encuentran las denominadas peores formas de trabajo infantil: venta y trata de niños y niñas, trabajo bajo servidumbre por deudas, empleo en prostitución, pornografía, explotación sexual y otras actividades ilícitas con fines delictivos.

En todos los casos, se trata de una violación grave de los Derechos Humanos de los niños, niñas y adolescentes que tiene lugar durante los primeros años de la vida de una persona, se produce en entornos de violencia y dominación, y afecta de forma muy grave a su desarrollo y su bienestar. Tiene como consecuencia directa el abandono escolar prematuro y con ello la baja cualificación profesional y peores oportunidades para acceder a un trabajo decente en la edad adulta, lo cual, a su vez, contribuye a perpetuar la pobreza.

Se trata por lo tanto de un fenómeno complejo que debe ser abordado desde una perspectiva multicausal y con un claro enfoque de Derechos Humanos. Corresponde por tanto a los Estados acabar con esta lacra a partir de la implementación de políticas públicas inclusivas y el establecimiento de marcos normativos garantistas que permitan a todos los niños, niñas y adolescentes el disfrute y ejercicio pleno del derecho a la educación, la salud y la protección frente a toda forma de violencia, prestando una especial atención a aquellos colectivos en situación e mayor vulnerabilidad (niñas, niños y niñas indígenas y afrodescendientes, infancia migrante).

Además, ha de promoverse la implementación de planes y programas de inserción laboral para adolescentes y jóvenes que garanticen de manera sostenida un trabajo decente y eliminen de una vez por todas el síndrome de la generación perdida, con una mirada especial a las cadenas de valor, el trabajo doméstico de las niñas y el trabajo en la agricultura.

Niños trabajando en extracción de piedra en Kenia. Foto:ActionAid

Niños trabajando en extracción de piedra en Kenia. Foto:ActionAid

Desde Ayuda en Acción, contribuimos a la meta 8.7. de los ODS con nuestra campaña Sácalos del Mercado, que lucha contra la trata de mujeres y niñas en Nepal, considerada como forma contemporánea de esclavitud. Desde 2015 hemos contribuido a que más de 100 niñas, mujeres y adolescentes sean rescatadas de las redes de explotación sexual y prostitución forzosa y han sido restituidas en sus derechos. Además, hemos contribuido con nuestras acciones de prevención a que más de 7.000 no caigan en las manos de las mafias y organizaciones criminales.

En este sentido, la OIT, la Agencia Andaluza de Cooperación ( AACID), Ayuda en Acción, la CAONGD, Universidades de Sevilla, la Marcha Global contra el Trabajo Infantil en América Latina y el Caribe, así como el Foro Nacional de Prevención y Erradicación del Trabajo Infantil de Brasil, hemos compartido la semana pasada una mesa de trabajo como espacio preparatorio para la celebración del Foro Sociedad Civil para la Erradicación Sostenida del Trabajo Infantil en América Latina y Caribe que tendrá lugar el próximo mes de octubre en Sevilla.

Este Foro se articula en el marco de la Iniciativa Regional América Latina y el Caribe Libre de Trabajo Infantil, un instrumento de cooperación intergubernamental conformado por 27 países de América, además de organizaciones empresariales y de trabajadores, que cuenta con el apoyo de la OIT. El objetivo de este encuentro es articular un trabajo conjunto y alcanzar un posicionamiento común entre organizaciones de la sociedad civil de España y de América que pueda influir en la IV Conferencia Internacional por la Erradicación Sostenida del Trabajo Infantil que tendrá lugar en Argentina los días 14 a 16 de noviembre.

- PUBLICIDAD -

Comentar

Enviar comentario

Enviar Comentario

Comentarios

Ordenar por: Relevancia | Fecha