eldiario.es

Menú

Fuerteventura es cultura

- PUBLICIDAD -

Los socialistas pensamos la cultura como la columna vertebral de nuestra sociedad, y Fuerteventura es cultura en potencia, una isla orgullosa de lo que es capaz de crear. La cultura, nuestra cultura, nos ofrece una identidad única como la que seguiremos construyendo en nuestra isla, con la base de la plena democratización de su gestión. 

Nuestra política cultural es socialmente activa, puesto que entendemos que así se asegura la participación ciudadana en la vida cultural majorera, principio que se ratifica en nuestra creencia de que la cultura puede y debe gestionarse desde lo público y no quedar en manos exclusivamente privadas, ya que su rentabilidad no es económica sino social. 

Por ello, entiendo que, en los próximos años,  hay que trabajar en una serie de ejes generales que fortalezcan la idea central que estimo que requiere la plena activación de las sinergias culturales impulsadas desde las instituciones públicas, y más concretamente desde el Cabildo de la isla. Así, hay que remarcar nuestra firme apuesta por el Plan de Recursos Culturales de Fuerteventura, desarrollada en los últimos años, incrementándola con nuevas alternativas, de tal modo que se siga fortaleciendo la línea formativa en distintas disciplinas creativas. Igualmente, hay que determinar los contextos culturales de relevancia en nuestra isla como reclamos turísticos de referencia, de manera que la cultura hecha en Fuerteventura y los elementos que la componen y le dan forma se constituyan en un nuevo pilar promocional de nuestra oferta turística. 

Aunque se suele insistir en esa necesidad, sin embargo, creo que es preciso que se acentúe el apoyo a los ámbitos de creación local en todas las disciplinas que en Fuerteventura tienen cabida, con la implementación e incremento de las ayudas públicas desde el Cabildo, incluso con el apoyo de la articulación de un foro insular, que incluya a todos los agentes implicados en la importante industria cultural majorera, mediante el cual se analicen y canalicen las distintas propuestas de gestión que puedan dinamizar las políticas culturales públicas. 

En consecuencia, tras el establecimiento del escenario anterior, se necesita sostener una clara asociación entre las políticas culturales públicas majoreras y los iconos que la representan y representarán, por medio de la valorización de las casas-museo, los certámenes literarios y artísticos, entre otras marcadas iniciativas, y la visibilidad de nuestros referentes culturales, para realizar su proyección insular y supra insular. En tal sentido, uno de los principales objetivos específicos que deben sustanciar nuestra política cultural en Fuerteventura pasa por mantener a nuestra isla como el espacio cultural de primer orden supra insular que es hoy, estatus que se ha alcanzado en estos últimos años de intensa, variada y rica programación en los espacios que el Cabildo gestiona, así como en aquellos con los que establece regulares colaboraciones. En esa línea de trabajo, es indispensable visualizar la proyección que para Fuerteventura supondrá su actual mapa de infraestructuras culturales de primer orden en cuanto a prestaciones técnicas y espaciales –Auditorio Insular, Palacio de Formación y Congresos, Archivo General Insular, Centro de Arte Juan Ismael, Espacio Cultural Patrimonial de Betancuria, Auditorios de Corralejo y Gran Tarajal, Espacio escénico de Morro Jable…-, que vienen a procurar una conveniente disposición territorial acorde con las especiales características geográficas de nuestra isla, que aconsejan una recomendable descentralización de nuestros recursos. Ello lleva a un consecuente enriquecimiento cualitativo de esas nuevas infraestructuras culturales y a mantener los niveles ya alcanzados en los últimos años de las ya existentes. 

En otro orden de cosas, va siendo hora de que contribuyamos a la modernización y a la renovación de bibliotecas y centros culturales de la isla, contemplando incluso la creación de nuevas bibliotecas públicas, añadiendo a ello la creación del esperado Circuito Insular de Artes Plásticas, con el objetivo de consolidar distintos espacios para las diferentes manifestaciones artísticas, con especial atención a la promoción de los jóvenes artistas majoreros y la potenciación de espacios expositivos en diferentes zonas de la isla. Ese ímpetu tiene que ir necesariamente aparejado con el soporte equilibrado a los ayuntamientos de la isla en sus respectivas iniciativas, optimizando los recursos destinados a ello, con lo que se contribuye, igualmente, a mantener la necesaria descentralización programática ya reseñada, sin perder de vista la observación del cuidado de nuestras tradiciones y costumbres para preservar su vigencia y homogeneizar  su plena convivencia con nuestra sociedad multicultural. 

Mención aparte merece la consolidación y potenciación de los eventos que ya hemos impulsado, como Fuerteventura en Música –el grupo Calle 13 nos ha situado definitivamente en el plano internacional con su salto cualitativo- o Womad, promoviendo y apoyando otros eventos de trascendencia insular, al mismo tiempo que hacemos de nuestra cultura un reclamo turístico por tal motivo. En este ámbito de nuevos hitos a implantar, creo que es el momento de crear la necesaria librería del Cabildo de Fuerteventura, como apoyo a la impresionante política editorial de la institución. Aquí, es capital resaltar lo que considero absolutamente esencial: Implementaremos nuevas políticas de fomento de la lectura –al margen del Programa de Animación a la Lectura (PAL) o de experiencias como ‘El escritor y tú’-, tanto en centros escolares como en bibliotecas y centros culturales, intensificando el papel aglutinador de la Feria Insular del libro, como evento esencial de nuestra agenda. 

Creo que Fuerteventura, isla que se ha hecho a sí misma en las últimas décadas, puede ser una tierra amante de la cultura que la caracteriza y la diferencia, porque, no lo olvidemos, Fuerteventura es cultura.

- PUBLICIDAD -

Comentar

Enviar comentario

Enviar Comentario

Comentarios

Ordenar por: Relevancia | Fecha