eldiario.es

Menú

Un Estado Libre Asociado (ELA) a España

- PUBLICIDAD -

Hablar de un nuevo marco de relaciones con el Estado es algo muy serio como para que tras el debate se pierda la esperanza de conseguir objetivos que estén encaminados a disminuir la dependencia con el exterior.

El actual estatuto y el que se está preparando no son los instrumentos básicos para un autogobierno real de Canarias. Tampoco sabemos si un ELA lo será. Lo que si tengo claro es que el actual marco nos está condenando a la dependencia exterior, a tener competencia de segunda, a ser ultra periféricos para siempre y a vivir de las ayudas y subvenciones y no de nuestros propios recursos.

Un ELA con España es un mercado común, una moneda común, una ciudadanía común y una defensa en el mismo sentido. Esto es lo que le ocurre a Puerto Rico, Estado Libre Asociado a EEUU. Ellos, los portorriqueños, tienen el dólar como moneda, comercializan sin gravamen ni limitaciones con EEUU, son ciudadanos de EEUU cuando están en el país y son defendidos por sus bases militares de cualquier intervención del exterior. Esto ocurre desde hace 50 años. Han logrado una situación de conveniencia para Puerto Rico, ni se han independizado ni se han agregado, se mantienen en una situación coherente con el entorno económico donde se encuentran.

Un ELA supone que Canarias tenga con España un común mercado, una común moneda, una común ciudadanía y una común defensa. Si éste se aplicara a Canarias resultaría que las doce millas marinas que hoy tenemos pasen a doscientas millas y el petróleo que se esconde en las profundidades de la costa africana sería en buena parte nuestro. Si el ELA se aplicara en Canarias resultaría que todas las grandes empresas turísticas, bancarias, comerciales que hoy aquí están radicadas pero que pagan sus multimillonarios impuestos fuera de las islas, tributarían aquí y se multiplicaría por cinco el presupuesto de la comunidad autónoma.

Si este ELA se aplicara en Canarias, usaríamos el euro como moneda, seguiríamos comercializando con Europa, podríamos seguir moviéndonos por Europa como ciudadanos de pleno derecho, porque nuestro mercado y ciudadanía sería compartida con España. Si fuéramos ELA nuestra defensa geoestratégica estaría en manos de España y Europa. Si esto fuera así, nuestras competencias serían plenas y tendríamos potestad en algo en lo que el Estado se presenta como nulo e incapaz de asumir, como la inmigración y la seguridad.

Seríamos dueños de nuestras decisiones y sobre todo de nuestra tierra y recursos naturales.

*Matías Campos es secretario general del CCN.

Matías Campos*

- PUBLICIDAD -

Comentar

Enviar comentario

Enviar Comentario

Comentarios

Ordenar por: Relevancia | Fecha