eldiario.es

Menú

Paulino Rivero es un tramposo

- PUBLICIDAD -

Paulino Rivero, que mientras no se demuestre lo contrario es un mauro de El Sauzal, ha tenido a bien adelantar el Consejo de Gobierno que se iba a celebrar el viernes para aprobar los presupuestos de la Comunidad Autónoma junto a José Manuel Soria al jueves, y luego de tomarse unas copas de champan aceptar la dimisión del tal Soria y los otros consejeros del PP, y quedar emplazados para mayo de 2011, "oye Pepe Manué, queda dicho que vamos de nuevo a firmar otro pacto hasta 2015, y te aseguro que vamos a aburrir a más de un sociata de estos pactistas de José Miguel Pérez, que muchos se van hasta a jubilar a los 67 años, para que aprendan a esperar hasta el día del juicio final. Qué coño se van a creer, que nosotros nos vamos a enfadar, están listos, nosotros juntitos de por vida", le decía Rivero a Soria con mucho cariño antes del Consejo de Gobierno.

Dicen todos los manuales de política, incluso los de pactos y coaliciones, que cuando uno de los dos socios, si es el menor, te anuncia que rompe el pacto, el socio mayor y principal le acepta ipso facto la renuncia, pero lo que nunca se ha visto es que el socio menor anuncie su espantada y lo haga efectivo tres o cuatro días después. En Coalición Canaria hay un profundo desconcierto con la actual situación, en donde José Manuel Soria sigue siendo Vicepresidente y Consejero de Economía y Hacienda, y mofándose de Rivero Bautes por todas las esquinas incluidas las nuevas Aguas Canarias, que por cierto de aquí en adelante cuando viaje a Santa Cruz desde Agaete, o del Puerto de La Luz para que no se mosquee mi amigo Antonio Armas, me voy a sentir viendo los delfines entre las dos islas mucho más canarios, al grito de "¡estas son mis aguas!", y dos piedras.

Total que cuando escribo estas líneas la situación en el Archipiélago sigue siendo la misma, un sistema electoral tercermundista con tres partidos en donde CC es el centro dentro de las Aguas Canarias, y puede pactar a diestro y siniestra, un auténtico siniestro, una farsa entre Soria y Rivero que va a durar hasta mayo de 2011, un Partido Socialista que anda perdido entre gestoras y socioliberalismo, y una izquierda que no existe y que anda perdida mirándose el ombligo y pensando que en la oposición se vive mejor y por lo menos se puede pensar en plan ácrata sin afrontar compromisos de interés general, y tales y cuales. Menudo panorama.

- PUBLICIDAD -

Comentar

Enviar comentario

Enviar Comentario

Comentarios

Ordenar por: Relevancia | Fecha