eldiario.es

Menú

¿Quo Vadis Mariano?

- PUBLICIDAD -

Una vez más ha sido un gobierno socialista el que condecora a un ciudadano teldense. No hace mucho fue el empresario Pedro Socorro, ayer José Macías, al que, en palabras de Darias es "un modelo para la sociedad", y, yo añadiría: Espejo en el que tendrían que mirarse muchísimos de sus compañeros de siglas; y seguro que otro "gallo" les cantarían. Pues, como diría un socarrón canario: "a las pruebas me remito"

Al otro lado del estrecho, D. Mariano, parece vivir una eterna pesadilla, con la cantidad de "cantados" casos que le brotan en su florido jardín. Los últimos días hemos asistidos a situaciones, cuasi Kafkiana, por no darles otro adjetivo, más adecuado.

Primero Dª. Dolores de Cospedal, como si siguiera las clases magistrales de ese portento de señora, llamada Belén Esteban, le ordena al Sr. Cobos, segundo del "balanceado" alcalde madrileño Sr. Ruíz Gallardón, que retire su recurso contra la pintoresca sentencia de otra Sª, que por lo oído, también es alumna aventajada de Dª. Belén, que "considera" que el seguimiento al Sr. Cobos, por parte de la mafiosa guardia de Dª. Espe, no es delito, y que ello se hacía única y exclusivamente, para que el Sr. Cobos y familia "gozase" de una adecuada protección, en territorios tan peligrosos como son los países latinos americanos. Hoy Kafka, no se comería ni un rosco, con sus novelescas elucubraciones. Y uno se pregunta ¿si el Sr. Cobos, está separado cautelarmente de la militancia de la gaviota, como se atreve la Belén del P.P a exigir tamaño disparate, y que el "dolido" sumisamente acepte, y claudique?, ¿Que precio tendrá el cordero silencio?, pronto lo sabremos. Y como se dice, que nunca las desgracias vienen solas; ayer su hombre de los trajes entallados, que por buen maniquí se los regalaban, ya que exhibiendo su "permito", le hacía extraordinaria propaganda a su sastre, da un paso al frente, mirada al cielo, y brazo derecho en alto, proclama en su califato, la apertura de la "veda" de las próximas elecciones autonómicas. Ante ello cabría preguntarse ¿Mariano donde vas con éste rebaño tan díscolo? Pero D, Mariano, no contento con los despropósitos de sus compañeros de fatiga, se asoma a las páginas de los medios de comunicación, con un video de su fábrica, se nos despide por el mes de agosto, que el descanso lo tiene más que merecido, dejándonos huérfanos de butades y fanfarrias, pero para no perder la costumbre, nos ofrece su imagen, rodando por esas carreteras de la piel de toro, sin cinturón de seguridad, demostrando que, como dijera en su día su mentor político, el mal encarado hombre del Vega Sicilia: "Quién me va a decir a mí cuantas copas de vino me tengo que tomar, si quiero conducir", habría que aclarar que se encontraba reunido en unas famosas bodegas; y claro, no iba a defraudar al respetable, había que poner en evidencia, el despilfarro de la Dirección General de Tráfico, con el ya famoso slogan publicitario; pues que más daba un español más, muerto en carretera, si lo que pretendía, era que los vinos españoles, se cotizaran bien en los mercados Y yo me pregunto: ¿Si no se es capaz de meter en cintura a tus más cercanos colaboradores, y moderar su anárquico comportamiento, como pretende gobernar a los españoles? Creo que ha perdido la oportunidad de realizar el "Camino de Santiago", quizás, tal vez, el Patrón de los patrones, pudiera haberle enseñado el correcto sendero. Debería dejar de jugar a deshojar la margarita, pues cada vez son más las voces que recuerdan aquel dicho "Más vale malo conocido, que bueno por conocer", y yo añadiría, a la vista de lo que acontece, D. Mariano podrá ser buena persona, excelente Registrador de la Propiedad, cariñosos padre y amante esposo, pero como político deja mucho que desear, porque digo yo ¿Si con la que le cae a Zapatero, este sigue siendo el elegido, que podemos esperar del "buen" gallego, que por los despachos políticos que ha pasado, siempre ha dejado o malos recuerdos, o desaciertos incomprensibles. Siempre he pensado que el Sr. de negro, le entregó el testigo, no para que ganara el "relevo", se lo entregó, para hundirlo en el fango que dejó bajo sus pies.

Antonio Ortega Santana

- PUBLICIDAD -

Comentar

Enviar comentario

Enviar Comentario

Comentarios

Ordenar por: Relevancia | Fecha