eldiario.es

Menú

Las claves del misterio

- PUBLICIDAD -

Los avances tecnológicos nos acaban de romper un poco el misterio de una obra maestra del cine. Una frase, el final o no de una historia había quedado diluido, ahogado por el bullicio de las calles de Tokio. Pero ahora se ha descubierto. Alguien ha conseguido descifrar la frase y, francamente, era mejor imaginar ese susurro. Desde 2003, la historia que dirigió Sofia Coppola y protagonizaban Bill Murray y Scarlett Johansson en Lost in Translation no tenía final, no sabíamos si todo quedaba ahí o ambos volverían a encontrarse en algún lugar del mundo. Así que ya no hay misterio, se han destripado las palabras que Bob Harris le susurra a la rubia y joven Charlote:

- "Tengo que irme, pero no dejaré que eso se interponga entre nosotros, ¿Ok?".

Ahora es inevitable pensar que esa historia no tendría ningún futuro fuera de aquel hotel y de aquella ciudad. Y que las palabras de Murray eran más un deseo que una promesa. Y que alguno de esos dos personajes habría confiado en ese reencuentro sin que nunca llegase a producirse? Y yo, la verdad, prefería seguir recordando al fracasado actor y a la joven esposa abandonada sosteniéndose el uno al otro en mitad de un mundo extraño e incomprensible que ha olvidado las medidas humanas.

Así que si alguien encuentra pruebas tangibles sobre la supuesta relación homosexual entre Glen Ford y George Macready en Gilda, prefiero no saberlas. ¿Sería por eso por lo que ella le castigaba tanto?

Esperanza Pamplona

- PUBLICIDAD -

Comentar

Enviar comentario

Enviar Comentario

Comentarios

Ordenar por: Relevancia | Fecha