eldiario.es

Menú

A mis compañeros de ATAN

- PUBLICIDAD -

He sido guía en algunas de estas excursiones, han sido varios miles los alumnos que han participados en mis clases extraescolares, y siempre fui consciente de la responsabilidad que implica organizar y dirigir estas salidas de campo, pero cuando el accidente ha dejado de ser una posibilidad y se convierte en una dolorosa certeza, te das cuenta que nunca había estado preparado para afrontar una situación como la que hemos vivido estos tristes días los socios de ATAN. La angustia de las primeras horas, las noticias contradictorias, el lento rescate y el triste mazazo del fatal desenlace. Seis compañeros, seis personas maravillosas, habían perdido la vida en el interior de la galería. Y, el resto se encontraba afectado, algunos de gravedad, por la larga estancia en la irrespirable atmósfera. Nuestra primera preocupación fue para los familiares de los fallecidos y por los compañeros que habían sobrevivido a tan dura experiencia. Mantenerlos al margen de los medios de comunicación, preservar su intimidad y asumir públicamente la responsabilidad de ATAN en la organización de la excursión, fueron los objetivos que nos marcamos y, como portavoz de la asociación, fueron los que guiaron mis intervenciones públicas. Comprendo el interés informativo de la tragedia, la necesidad de los medios de comunicación de dar toda la información posible y me parece normal los continuos requerimientos de los periodistas, pero también es verdad que algunos estaban más interesados en los destacar los aspectos más lúgubres del accidente que en dar información. Otros (no solo periodistas) estaban obsesionados -cuando todavía no se había enterrado a nuestros compañeros- por encontrar de manera inmediata responsables o irresponsables de la tragedia, como si para saberlo no se requiriera información y tiempo. Pero afortunadamente fueron los menos, la mayoría abordaron de manera respetuosa este luctuoso accidente. Instituciones y, sobre todo, muchos particulares nos han hecho llegar a través de llamadas telefónicas y correos su apoyo y solidaridad en estos momentos tan duros para ATAN y, como portavoz de la asociación los agradezco en nombre de todos los socios y simpatizantes. Este aliento nos ayuda a superar nuestra tragedia y así poder continuar nuestro trabajo en pro de la conservación y el conocimiento de la naturaleza canaria, es nuestro mejor homenaje a los compañeros fallecidos. Finalmente, en nombre de ATAN, quiero hacer público nuestro agradecimiento a todas las personas e instituciones que colaboraron en el rescate y recuperación de nuestros compañeros, sabemos y valoramos su enorme esfuerzo para evitar que la tragedia fuera mayor. A nuestros dos compañeros que continúan hospitalizados, aunque estén fuera de peligro, les deseamos una rápida recuperación y que pronto los veamos con nosotros. *Eustaquio Villalba Moreno es portavoz de ATAN

Eustaquio Villalba Moreno*

- PUBLICIDAD -

Comentar

Enviar comentario

Enviar Comentario

Comentarios

Ordenar por: Relevancia | Fecha