eldiario.es

Menú

La huelga de los médicos por Carlos M. Juma

- PUBLICIDAD -

Y esto y más ocurre: - Porque no hay narices para parar la sanidad, por la falta enorme de solidaridad entre médicos, porque hay un Colegio,-nunca mejor dicho-, de Médicos, absolutamente pueril, y silencioso; porque nuestros médicos están en el síndrome amotivacional y pasan olímpicamente en su mayoría de casi todo (la hipoteca, el coche, los niños......obligan). - Porque están sometidos a una administración enganchada a la medicina lucrativa, sumisa al poder político, carente de médicos significados por su trayectoria y/o valía y porque lo que les vale a estos "gestores" es la cuenta de resultados, número de "usuarios" vistos y les importa un pepino la calidad asistencial. Empresarios ajenos a la Medicina dispuestos a dejar la “pasta gansa” en “negocios de la sanidad”. - Porque conviene derramar humanidad que el profesional sanitario entrega sobradamente pero que lo hartan y termina frunciendo el entrecejo y mandando casi todo a la gran puñeta. - Porque entre preferentes, fuera de hora, favores, urgentes, etc. se logra que lo que tiene que ir a su ritmo sufra una lentitud exasperante. - Porque la contratación basura de médicos de otras latitudes que tienen perfecto derecho a ganarse la vida con nosotros, se complementa con la contratación basura de médicos formados en nuestras universidades y especializados en nuestras islas, bajo el yugo de la insoportable esclavitud de tutores y directores abusadores. A ver que médico inmigrante se niega a realizar las “faenas” que les ofrecen. - Porque se quiere descansar sobre la medicina de familia y se les niega peticiones de datos complementarios que deben quedar solo para los "superespecialitas" como si los médicos de familia fueran memos. Tengan pues el valor de parar la sanidad pública, salvando lo que es realmente urgente, demuestren dignidad y luchen por una Medicina Pública honesta en beneficio de tantos conciudadanos que la necesitan. A los médicos que no cumplen, sean inteligentes y pregunten antes de sancionar; el acoso laboral se manifiesta por esa vía, en sus fases iniciales. Y así hasta que se me apague la fosforera y algún político que no ha vuelto a las aulas hace muchos años deje de decir estupideces acerca de los médicos. Los médicos no deben permitir que se les siga maltratando y a los acosadores y sus sicarios hay que denunciarlos y ponerlos en su sitio, a miles de kilómetros de aquí. No creo que falten médicos lo que falta son pelotas para jugar al tenis, es decir, pim para poner dignidad y pam, para un orden justo en el trabajo. Y pum, el fuego lo dejo en la fosforera. Han vendido una Sanidad Universal y “gratuita” demasiado rápidamente, con una carta enorme de Derechos de los pacientes y tres líneas de Deberes. A los médicos no se les puede exigir más y por eso van a la huelga, para que la ciudadanía tenga una asistencia digna. Las consecuencias de los malos tratos a los médicos las sufren los enfermos, y los propios médicos. Los que abusan del sistema sanitario deben estar fuera del mismo, sean "usuarios", médicos o cualquier otro vinculado al sistema.

Carlos M. Juma

- PUBLICIDAD -

Comentar

Enviar comentario

Enviar Comentario

Comentarios

Ordenar por: Relevancia | Fecha