eldiario.es

Menú

¿Qué es una ola?

- PUBLICIDAD -

Una ola es un fenómeno extraño; si observan detenidamente el mar se encontrarán que se desplaza sobre el agua, pero no es un movimiento provocado por el agua. ¿Cómo se pueden convencer de que esto es cierto? Lancen un objeto flotante al agua más allá de la zona de rompiente de las olas, se darán cuenta de que se mueve principalmente hacia arriba y hacia abajo, no se desplaza en la dirección de la ola, que viene hacia la costa. Por tanto, se demuestra que la ola se mueve en una dirección diferente al agua, pero si todo movimiento es provocado por algo que lo impulsa (fuerza). Entonces, ¿Qué fuerzas actúan en una ola? Son principalmente dos, la fuerza de la gravedad de la Tierra y la presión del agua, que representa el efecto de las colisiones entre las moléculas de agua.

Pero? ¿Hacia dónde se desplazan las olas y qué las genera? Las olas se mueven en la dirección del viento, que es la forma más común de alteración en el agua que las genera. Éstas dependen de la velocidad del viento y de la distancia a lo largo de la cual sopla. Cuando las olas están formadas llega a un punto en el que la altura de la ola se romperá, transformando su energía en turbulencia. ¿Saben a qué altura se rompen las olas? Esta altura crítica corresponde a una séptima parte de la distancia entre una cresta de ola y la siguiente. En otras palabras, una ola que mide 2 metros entre crestas, se romperá exactamente cuando tenga 28 centímetros de altura, y una ola de 4 metros de largo, a 56 centímetros de altura, y así sucesivamente.

¿Por qué es importante la duración con la que sopla de viento? Porque cuanto mayor sea este tiempo, tendremos menos olas "cortas", porque alcanzan su altura crítica más pronto y más olas "largas". Este proceso de eliminación de olas cortas continúa hasta la formación de olas con una periodicidad estable, que dan lugar a los trenes de olas típicos del mar de levas (mar de fondo). Por ejemplo, un viento de diez nudos (18-19 km/h) deberá soplar durante 10 horas en una superficie de 100 km para dar lugar a un mar de fondo. Si el viento es de 32 nudos (59 km/h) deberá soplar durante 24 horas a lo largo de 650 km para convertirse en mar de fondo. La diferencia entre las dos situaciones será el tamaño de ola, que en el primer ejemplo corresponderá a olas de 2 m de altura y en el segundo caso de 3,5 m.

Ahora se darán cuenta de porqué los surfistas y windsurfistas siempre están informados sobre la previsión del tiempo, sobre todo del viento y de la altura de las olas. Si se acercan un día a un lugar que sea conocido para la práctica de estos deportes, aprovechen para ver las olas que cogen los surfistas y cómo los windsurfistas buscan la dirección del viento más adecuada para navegar.

Si creen que todas las olas son iguales?..no merece la pena que pasen por aquí: http://rodrigoriera.blogspot.com.es/

Rodrigo Riera

- PUBLICIDAD -

Comentar

Enviar comentario

Enviar Comentario

Comentarios

Ordenar por: Relevancia | Fecha