eldiario.es

José A. Alemán: ''Existe un desprecio absoluto hacia la historia de Canarias''

EL PERIODISTA Y ESCRITOR PRESENTA ESTE LUNES SU LIBRO 'ENTENDER CANARIAS' EN EL GABINETE LITERARIO

- PUBLICIDAD -

El periodista y escritor José A. Alemán (Las Palmas de Gran Canaria, 1941) presentó este lunes en el Gabinete Literario (20:00 horas) su nuevo libro Entender Canarias. Visión periodística personal de 600 años de Historia. Columnista de referencia de CANARIAS AHORA a través de su A modo de ver y manera, sus dos folios de vellón diarios que escribe desde 1980, Alemán confiesa que al iniciarse en el periodismo, en la década de los 60 del siglo pasado, sintió la necesidad de construir una visión coherente del pasado de las Islas para, precisamente, entender Canarias.

Cuenta Alemán que esa necesidad de disponer de una visión global del pasado canario, útil para el trabajo periodístico, no le ha llevado a escribir un libro de Historia, sino a plasmar su óptica particular de 600 años de relación canaria con Europa, África y América a través del seguimiento de la labor de los historiadores, a los que considera el gremio que más ha aportado al conocimiento crítico de las Islas.

En su casa de Tafira, el maestro de periodistas explicó a este su periódico esa visión particular con una serie de ejemplos. La interactividad de Internet, a través de las opiniones de algunos de sus lectores, le ha llevado estos últimos años a ratificar que "existe bastante desconocimiento histórico, mucha confusión de conceptos, y en el libro, que no es una investigación, sino una indagación sobre lo que otros han investigado de la que saco mis propias conclusiones, intento dar respuesta a eso".

Explica José A. Alemán que "echaba en falta una explicación estructurada de la historia de Canarias. Hay una escuela histórica muy buena en la Islas, pero sus trabajos son parciales". Recuerda el periodista que "hace años me venía gente a preguntar si existía algún librillo que explicase de manera global la historia de Canarias", y siempre se respondía "que esto de Canarias es un rollo que nadie lo entiende, que si capitanes generales, que si Santa Cruz capital...".

De ahí partió la idea de lo que se ha convertido Entender Canarias. Por cierto, un libro escrito dos veces: "Lo tenía terminado en Navidad y un accidente informático lo borró todo. Estuve cabreado unos meses pero en marzo me decidí a escribirlo otra vez", confiesa.

La conversación con Alemán ["esto es una entrevista muy sui géneris, por lo que veo"] deriva en contenidos propios de Entender Canarias, como la figura de los capitanes generales o la capitalidad del Archipiélago; el concepto de atlanticidad -"Rumeu le dedica ocho o nueve tomos, pero no llega a definir el pueblo atlántico"- o las relaciones casi postizas con España durante buena parte de la Edad Moderna.

"Lo explico ahí [señala al libro queriendo hablar más de Canarias que de su obra]: Las Palmas de Gran Canaria no fue nunca capital del Archipiélago, la capital es un concepto del XIX, y aunque en Las Palmas vivieran en una época los capitanes generales, su residencia no implicaba mayor rango al ser sólo una encomienda personal de los Reyes. La capitalidad nace en el XIX con Santa Cruz, que es la esencia de la ciudad, su crecimiento economico y urbanístico mandando sobre todo el Archipiélago".

Alemán da carpetazo a su libro y afronta la actualidad, reflejada a su vez página a página en Entender Canarias. "Existe un desprecio absoluto a la historia de Canarias, una ignorancia tremenda y una falta de respeto de los políticos; así se entiende que un día dijeran que el Guiniguada hicieron bien en taparlo porque era un criadero de ratas; es de una falta de sensibilidad la utilización del piquete y su sustitución por el pastiche que ahora lo vemos en el colegio Viera y Clavijo: en vez de integrarlo lo derriban".

A cuenta de la ignorancia o desprecio por la Historia, recuerda el periodista grancanario episodios como el intento del presidente del Cabildo de Gran Canaria, Pedro Lezcano (1991-1995), de celebrar el quinto centenario del Fuero de Gran Canaria, otorgado por los Reyes Católicos a la isla en 1494. "El Cabildo trató de celebrar el fuero, pero realmente le correspondía al Ayuntamiento porque en aquella época la isla era una única administración municipal; le montaron un pollo a Lezcano y no le dejaron hacer, pero el Ayuntamiento tampoco hizo nada, no sé quién era alcalde por entonces...[un time-sharing]".

Retoma el autor de La ciudad del vacío (2007) o El primer pleito insular (2000) el concepto de atlanticidad y lo estampa contra la suerte de "plañidera" que han convertido los políticos de las Islas las relaciones de Canarias con España. "Somos un pueblo atlántico y eso no significa otra cosa que nos marca lo que sucede en el Atlántico y no en la Península", dice, para remarcar que "el REF es la máxima expresión de la atlanticidad y los políticos lo han reducido meramente a cuestiones fiscales para empresarios, sin repercusión alguna para el resto de la población".

Critica Alemán que "así en la Península no entienden a esos diputados canarios plañideras que no han sabido explicarse, porque echar el rollo de los dos mil kilómetros es la versión oficial de Canarias, sin articular un discurso histórico de que económicamente Canarias nunca perteneció a España; van a Madrid sin un discurso coherente, para estar con el que mande para conseguir más dinero".

Entiende José A. Alemán que es una aberración que "los políticos canarios no hagan caso a los historiadores. Yo no me he inventado nada en el libro. Está escrito. Y sólo le he dado estructura y continuidad". Con su visión personal para herramienta de trabajo que sirva para crear muchas otras visiones personales. Al menos tantas como los mil primeros ejemplares editados.

- PUBLICIDAD -

Comentar

Enviar comentario

Enviar Comentario

Comentarios

Ordenar por: Relevancia | Fecha