eldiario.es

Menú

Incontestable victoria de Pedrosa en Montmeló

VALENTINO ROSSI Y CASEY STONER LE ACOMPAÑARON EN EL PODIO

- PUBLICIDAD -

Dani Pedrosa, piloto de Repsol Honda, se impuso este domingo con autoridad en la séptima prueba del Mundial de MotoGP, el gran premio de Cataluña, en el circuito de Montmeló, con un tiempo de 43.02.175, por delante de Valentino Rossi y de Casey Stoner, segundo y tercer clasificado, respectivamente.

Pedrosa, que partió de la segunda plaza de la parrilla, protagonizó una extraordinaria salida que le permitió abrir hueco desde las primeras vueltas y lograr una victoria incontestable por delante del líder del Mundial, Valentino Rossi, que cruzó la línea de meta 2,806 segundos después que Pedrosa.

El italiano continúa al frente del Mundial, con siete puntos de ventaja sobre el piloto catalán, que logró su primera victoria en la máxima categoría en Montmeló, donde ya había ganado en 125cc y 250cc.

Fue la carrera soñada de Pedrosa, capaz de gobernar la carrera desde el semáforo verde hasta la bandera de cuadros. En Montmeló, muy cerca de su casa, todos los elementos jugaron a su favor; los neumáticos duros de Michelin, el rendimiento de su Honda y su fino pilotaje conjugaron a la perfección para auparle al primer cajón del podio.

En su segunda victoria de la temporada, Pedrosa encontró un escenario ideal. Estuvo fino, rápido y astuto. Se consolidó como el único piloto, con permiso de Stoner, que peleará por el título mundial con Rossi. Sus seis podios en las siete pruebas disputadas certifican su regularidad y avalan su candidatura.

El cronómetro confirmó el golpe de autoridad de Pedrosa. En la séptima vuelta, el piloto de Honda ya superaba en 4,3 segundos a Stoner. La ventaja llegó a rozar los ocho segundos, un mundo en MotoGP. Durante los primeros compases de la carrera, Pedrosa rodó a un ritmo infernal, prácticamente un segundo por vuelta más rápido que sus rivales.

Por detrás se libraban otras batallas. La más bella la protagonizó, cómo no, Valentino Rossi. Al mismo ritmo que Pedrosa se destacaba en cabeza, el italiano escaló de la novena a la segunda plaza con una facilidad asombrosa. Lo hizo a su estilo, apurando las frenadas y superando de golpe a Stoner y Dovizioso, segundo y tercero, antes del ecuador de la carrera.

Con el primer puesto en manos de Pedrosa, el interés de la carrera se trasladó unos metros más atrás, donde Stoner le disputó el segundo puesto a Rossi, casco convertido en balón de fútbol, mono inspirado en la camiseta de la selección italiana, un espectáculo sobre las dos ruedas.

El pulso lo ganó el heptacampeón mundial. La Ducati de Stoner sigue siendo más rápida, pero el tacto de Rossi a lomos de su Yamaha es incomparable. En Montmeló volvió a demostrar su ambición, pero Pedrosa estuvo demasiado rápido.

- PUBLICIDAD -

Comentar

Enviar comentario

Enviar Comentario

Comentarios

Ordenar por: Relevancia | Fecha