eldiario.es

Menú

Martínez espera un partido duro ante el Bilbao

EL 'GRANCA' ENCARA UN NUEVO RETO

"El Bilbao es un equipo de gente experta, que está confeccionado para ser una alternativa a los grandes", apuntó el técnico barcelonés.

- PUBLICIDAD -

Pedro Martínez, entrenador del Gran Canaria 2014, dijo que su equipo tiene que estar preparado "para un partido duro" este domingo en el Centro Insular de Deportes ante el Bizkaia Bilbao Basket.

Pedro Martínez, entrenador del Gran Canaria 2014. (QUIQUE CURBELO)

Pedro Martínez, entrenador del Gran Canaria 2014. (QUIQUE CURBELO)

"El Bilbao es un equipo de gente experta, que está confeccionado para ser una alternativa a los grandes. Además, su último partido ante Alicante fue excelente", apuntó Martínez, quien recordó que el Granca vive una dinámica negativa -"hemos perdido los tres últimos partidos y está claro que eso provoca una cierta ansiedad en todos"-.

El preparador catalán reconoció que les está costando sacar partidos adelante, sobre todo fuera de Gran Canaria. "Los equipos intentan en casa dar un plus de esfuerzo y de agresividad, y para los que no somos muy superiores a nuestros rivales, pues realmente se hace muy complicado ganar".

"Es normal que la Liga sea igualada porque la ACB es así, una liga muy difícil para todo el mundo y los equipos que estamos en la zona media tenemos opciones de vencer a los de arriba, pero también los de abajo tienen opciones de ganarnos a nosotros si no hacemos las cosas muy bien", agregó.

Martínez dijo que no le extraña la situación del Bilbao porque también han tenido un calendario complicado -"han jugado con el Real Madrid y con el Caja Laboral"-, pero destacó que han mantenido a los jugadores más importantes de otras temporadas y han fichado al máximo nivel con Alex Mumbrú, Javi Rodríguez o Jerome Moiso, quienes llevan mucho tiempo haciendo las cosas bien en la ACB", subrayó.

"Nosotros debemos de saber que será un partido difícil por nuestra historia reciente y tenemos que estar preparados para un partido muy duro, en el que la ansiedad nos puede pasar factura", apuntó.

Asimismo, dijo que los rivales utilizan la victoria amarilla ante el Barcelona como un arma psicológica para preparase para el partido. "Nosotros intentamos ser fuertes en nuestro campo como la mayoría de los rivales, que se sienten más a gusto en casa que fuera, pero ya digo que en lo que va de temporada tenemos más disgustos que alegrías jugando en casa", concluyó.

- PUBLICIDAD -

Comentar

Enviar comentario

Enviar Comentario

Comentarios

Ordenar por: Relevancia | Fecha