eldiario.es

Menú

La primera nos la echamos en Vitoria

COLABORACIÓN / ESPECIAL COPA DEL REY MADRID 2009

- PUBLICIDAD -

A principios de 2000 llegamos a la capital de Álava con un aire de despiste propio del turista que visita por primera vez París y se queda abobado mirando la torre Eiffel. El, por entonces, Canarias Telecom acababa de perpetrar su asalto original a la nobleza de la ACB con una osada clasificación para la fase final de la Copa del Rey confirmada más tarde con la disputa, ni más ni menos, de unos playoffs por el título en la que el Real Madrid de Eric Struelens y compañía nos eliminó por la vía rápida.

En aquella época, el reluciente y recién construído pabellón del TAU se denominaba Araba Arena, ya que una panda de asesinos no había dado aún motivos para que llevase el nombre de Fernando Buesa. Recuerdo que accedí al interior por la pista y me fue imposible dejar de mirar hacia arriba. Lo más grande que había visto era el Centro Insular y aquel recinto que pocas horas después tendría a diez mil personas en su interior vibrando con el basket superaba mi capacidad de asombro.

No era la del Granca la única representación isleña. Allí estaban mascota y animadoras amarillas, llevando el calor isleño a las frías tierras vitorianas, pero la primera sorpresa no tuvo lugar en el escenario del partido contra el Caja San Fernando. El Hotel Calderón era el centro urbano de la capital provisional del baloncesto. Uno llegaba, junto a Juan Ramón Montesdeoca, amigo y operador de cámara, pensando en superar controles policiales y la barrera del desdén de las grandes estrellas hacia un medio local de las islas (Canal 9 Las Arenas).

Cuando Lolo Sáinz nos atendió con una sonrisa amable se esfumaron aquellos temores y comprendimos que por fortuna no estábamos siguiendo a ningún equipo de fútbol. Por el vestíbulo de lo que me pareció el paraíso del periodista deportivo lo mismo te saludaba David Brabender, que hablabas con Moncho Monsalve, le pedías un autógrafo a Epi o te dabas cuenta de que es cierto aquello de que la televisión engaña: Roberto Dueñas resultaba más feo en persona que a través de la pequeña pantalla... Tremenda impresión.

Como la inexperiencia también es atrevida, se me ocurrió pedirle a Manolo Husseín, ¡¡yo hablando con un técnico el día de partido!! que nos dejara grabar el trayecto del equipo desde el hotel al pabellón. Yo creo que llegó a dudar por unos instantes... Pero me dijo que no. Primera decepción. La segunda llegaría unas horas después. Berni Hernández tenía enfrente a un tal André Lavalle Turner, que llevaba tiempo presentando su candidaturaa MVP de la Liga. En el banquillo sevillano, la última víctima del Kalise en esta liga 2008/2009 : Javier Imbroda, hoy en el Vive Menorca y por aquella época entrenador de una de las plantillas más temibles del baloncesto hispano, tanto, que llegó incluso a ser subcampeón de liga.

Le costó al Caja superarnos, pero la debilidad física de hombres como Deon Thomas y la debilidad mental de otro como Jorge Racca mermó en demasía las capacidades de un equipo que dio la cara y que no estuvo muy lejos de asaltar el poder establecido. La honradez y entrega de Berni Tamames no fue suficiente y nos volvimos a casa al dia siguiente con el frio en el cuerpo por las temperaturas, y el calor en el alma por el recibimiento que nos dieron en la élite.

PD: Un motivo más para soñar con algo grande en Madrid: Aquella copa de Vitoria tenía casi casi el nombre del TAU en la placa del trofeo. El simpático Julio Lamas dirigía a los locales, pero llegó la tradición del basket representada por el Estudiantes y personificada en Felipe Reyes y se llevó el título. Si ellos pudieron, ¿porqué nosostros no?

(*) Redactor de la Televisión Canaria.

- PUBLICIDAD -

Comentar

Enviar comentario

Enviar Comentario

Comentarios

Ordenar por: Relevancia | Fecha