eldiario.es

Menú

Almunia cree que "no es imposible" que se acepte inyectar fondos directamente a la banca

MADRID

El vicepresidente de la Comisión Europea y comisario de Competencia, Joaquín Almunia, considera que "no es imposible de imaginar" que se acepte que las inyecciones de fondos públicos para la recapitalización bancaria se haga directamente a las entidades, aunque ve "razonables" las reticencias de las canciller alemana, Angela Merkel, ante las dudas de cómo se controlaría a las entidades en ese caso.

- PUBLICIDAD -

MADRID, 25 (EUROPA PRESS)

Joaquín Almunia

Joaquín Almunia

El vicepresidente de la Comisión Europea y comisario de Competencia, Joaquín Almunia, considera que "no es imposible de imaginar" que se acepte que las inyecciones de fondos públicos para la recapitalización bancaria se haga directamente a las entidades, aunque ve "razonables" las reticencias de las canciller alemana, Angela Merkel, ante las dudas de cómo se controlaría a las entidades en ese caso.

Así se ha manifestado durante su participación en el Foro ABC Deloitte, donde ha rechazado "perder un solo minuto" en discusiones sobre si las ayudas que recibirá España son un rescate o un crédito. "Es un 'rescue' o 'bail out'", ha zanjado.

Preguntado sobre el margen de negociación que le queda al Gobierno español para conseguir que este dinero vaya directamente a la banca, Almunia ha señalado que "requeriría o requerirá, si se produce, un acuerdo de todas las partes" que participan en el mecanismo financiero. "Hasta ahora no está previsto (que se haga) sin pasar por el estado miembro, pero tampoco es imposible de imaginar", ha añadido.

Además, ha citado las palabras de Merkel del pasado viernes, cuando argumentaba que "cuando alguien presta dinero quiere saber a quién se lo presta y cómo se exigirá el cumplimiento de las condiciones". "Es muy razonable, y creo que en el caso de una recapitalización directa a una entidad financiera esa pregunta tiene respuesta pero aún no se ha puesto sobre la mesa una que sea buena", ha apostillado.

LAS MEJORES CONDICIONES

Sin embargo, el comisario ha eludido dar cualquier detalle sobre las condiciones en las que se producirá ese rescate, solicitado oficialmente este lunes y que, como máximo, se elevará a 100.000 millones de euros. "Como ni yo doy el crédito ni lo recibo, eso pertenece a otros", ha dicho, deseando no obstante que las condiciones que se acuerden sean "las mejores posibles" para España.

En este sentido ha recordado que la Facilidad Europea de Estabilidad Financiera (FEEF), el mecanismo de rescate, adquiere sus fondos en los mercados internacionales a un rating "bastante bueno", por lo que esa ventaja puede repercutirse en el tipo de interés y otras condiciones que finalmente se decidan, si bien ha abogado por que la remuneración que se exija finalmente a los bancos se sitúe en torno al 8,5% para "que no se acostumbren".

Almunia también ha dejado la puerta abierta a que el pago del rescate pueda no tener prioridad de cobro ante otras acreedores de España, ya que "hay unas declaraciones de Merkel en las que no lo descarta" si bien es necesario "acuerdo entre los estados miembros que participan" en el rescate.

LIQUIDAR ENTIDADES FALLIDAS

El comisario también ha sido preguntado por sus palabras instando a liquidar las entidades bancarias que no pudieran ser rescatadas, declaraciones en las que se ha reafirmado recordando que diez de los 60 bancos que han recibido ayudas en toda la UE han pasado por procesos de liquidación ordenada.

"Se ha hecho desde el principio de la crisis. ¿Cuándo? Cuando el coste de la rescate y de la reestructuración para el contribuyente es superior al de liquidación ordenada", ha explicado, matizando que la excepción a esta regla son las entidades llamadas sistémicas.

Finalmente, ha recordado que "a todo pasado es muy fácil" defender que la reestructuración financiera tenía que haberse hecho antes, y ha opinado que quizá esa demora se debió a un "exceso de confianza en los colchones (de provisiones) acumulados por las entidades financieras, a que la mitad del sistema --las cajas-- tenían poca presión de sus 'accionistas' y a que las autoridades pudieron pensar que la crisis iba a durar menos".

- PUBLICIDAD -

Comentar

Enviar comentario

Enviar Comentario

Comentarios

Ordenar por: Relevancia | Fecha