eldiario.es

Menú

Hacienda calcula recaudar más de 6.000 millones subiendo impuestos especiales

HASTA UN 10% PARA TABACO, ALCOHOL, CARBURANTES Y LUZ

- PUBLICIDAD -

La subida de un punto del IVA y del 10% de los impuestos especiales que gravan el tabaco, el alcohol, los hidrocarburos y la electricidad permitiría recaudar al Estado 6.340 millones de euros más, según los cálculos del Colectivo de Técnicos del Ministerio de Economía y Hacienda (Gestha), a los que tuvo acceso Europa Press.

El Gobierno, por boca del jefe del Ejecutivo, José Luis Rodríguez Zapatero, ya ha reconocido que entre la subida de impuestos en la que está trabajando para 2010 se incluirán los impuestos indirectos (IVA e impuestos especiales), si bien aún no ha concretado cuáles subirán y en qué porcentaje.

De momento, lo único que se conoce es que la subida impositiva alcanzará los 15.000 millones de euros (el 1,5% del PIB) y que, además de tocar la imposición indirecta, previsiblemente se eliminará la deducción de 400 euros en el IRPF, que permitiría ingresar unos 5.000 millones más, y se elevará la tributación de las rentas del capital y de las plusvalías.

Hasta que se conozcan más detalles, Gestha ha estimado, teniendo en cuenta que el consumo se mantenga estable en los niveles de 2008 --último año con datos de recaudación--, que subir un punto el IVA permitiría recaudar 4.360 millones de euros más, mientras que una subida del 10% de los impuestos especiales aportaría a la Hacienda Pública 1.981 millones adicionales.

Además, esta subida de los impuestos que gravan el consumo de alcohol, tabaco e hidrocarburos se sumaría a la aprobada el pasado mes de junio --en este caso se limitó a tabaco y gasolinas--, que aportó 2.300 millones de ingresos a las arcas del Estado.

Desde Gestha, se muestran favorables a un aumento de los tipos de los impuestos especiales para retraer el consumo de productos como el alcohol y el tabaco por sus repercusiones en el gasto sanitario, y también de los hidrocarburos, cuyas emisiones dañan el medio ambiente.

En cambio, los técnicos de Hacienda se oponen a un aumento de los tipos del IVA porque hasta julio de 2009, la recaudación total de los impuestos gestionados por la Agencia Tributaria ha caído un 21%, particularmente por el desplome de la recaudación por IVA, que se ha recortado un 36,1% por el fuerte descenso del consumo de los ciudadanos.

El Gobierno defiende su subida

Esta misma semana, la vicepresidenta económica, Elena Salgado, al término del Consejo de Ministros, indicó que la subida de los impuestos indirectos es lo que menos distorsiona la actividad económica y, en este sentido, recordó que la propia CEOE ha solicitado este incremento.

"Hay hasta tratados de quien dice que toda la imposición debería ser indirecta, dependiendo de cómo se graven los productos de primera necesidad, pero nosotros pensamos que no tiene mucho sentido en un sistema fiscal complejo, examinar una figura fiscal (impuestos indirectos) separada del resto. Es el conjunto del sistema el que debe ser equitativo y solidario", subrayó.

En este sentido y ante las críticas de que la subida de los impuestos indirectos perjudica por igual a todos los ciudadanos con independencia de su renta, la ministra defendió que la redistribución de la riqueza no debe mirarse sólo por el lado de los ingresos, sino también teniendo en cuenta a qué se dedican los gastos que, en este caso, se destinarán, según dijo, a gasto social y a aquellas personas que lo están pasando peor.

- PUBLICIDAD -

Comentar

Enviar comentario

Enviar Comentario

Comentarios

Ordenar por: Relevancia | Fecha