eldiario.es

Menú

La próxima legislatura será clave para el futuro energético del Archipiélago

LOS RETOS DEL NUEVO PECAN, CONCURSO EÓLICO Y EL GAS SE HAN QUEDADO EN EL TINTERO

- PUBLICIDAD -

Aprobación del nuevo Pecan, concurso eólico, introducción del gas... La próxima legislatura será clave para el futuro energético del Archipiélago si, con toda probabilidad, ésta no da resolución a los proyectos más ambiciosos para la diversificación hacia energías renovables, el ahorro y la eficiencia del suministro o la apuesta por el gas para, entre otras cosas, reducir los gases de efecto invernadero.

La consejera de Industria, Comercio y Nuevas Tecnologías del Gobierno de Canarias, Marisa Tejedor, presentó el pasado mes de octubre de 2006 el Plan Energético de Canarias (Pecan), documento en el que se plasma la proyección del desarrollo energético de las Islas hasta 2015 y del que destaca la intención de compatibilizar la garantía del suministro y la preservación del medio ambiente.

El interés empresarial por su aprobación es indiscutible si se tiene en cuenta que el presupuesto total para desarrollar el Plan es de 4.115 millones de euros hasta 2011, de los que el 94,2% proviene de inversiones privadas. Pero más allá del interés empresarial destaca también el interés general, ya que, en palabras de Tejedor, el Plan refleja una apuesta por explotar al límite técnico máximo los recursos energéticos pero dando especial importancia a la necesidad de ahorrar.

Dentro de los principios generales del documento, destaca la relevancia de garantizar el suministro de energía a todos los consumidores en condiciones óptimas en cuanto a regularidad, calidad y precio, así como "el imprescindible impulso que se ha de dar a las fuentes de energía renovables, tanto eólica como solar".

En este sentido cobra especial relevancia la deriva del concurso de asignación de potencia eólica, que comenzó tras las denuncias por presunto tráfico de influencias. Aunque no fue este hecho el que lo paralizó, sí que tuvo consecuencias en el interés empresarial si se tiene en cuenta además el famoso decreto ministerial que reduce las ayudas estatales a la explotación de energía eólica.

Quien paralizó el concurso realmente fue el Tribunal Superior de Justicia de Canarias (TSJC) al haber encontrado un fallo de forma en su tramitación. Todo esto ha hecho que la oposición, si bien confía en que el nuevo texto esté redactado, dude sobre la posibilidad de que se asigne la potencia eólica antes del final de la legislatura.

Gas natural licuado

Por último está la pretensión del Gobierno canario de introducir el gas natural licuado en las Islas, que ha contado con una fuerte oposición popular, factor fundamental para explicar el retraso en su implantación.

Si bien Europa ha desbloqueado el proyecto que se prevé para Tenerife, en Granadilla, la localización en Gran Canaria (Arinaga siempre ha estado en el primer puesto de las posibles opciones) no termina de estar tan clara. Tras haberse suscitado un profundo debate sobre la conveniencia o no de instalar centrales regasificadoras en tierra o en el mar, finalmente derivó en un replanteamiento del lugar elegido que sigue en el aire y que hace prever que se dilate aún más en el tiempo la posible introducción del gas en Gran Canaria.

Tampoco ha estado exento este tema de la polémica, desde las denuncias de venta a dedo de las participaciones de Gascan (la empresa pública creada para encargarse de la introducción del gas en el Archipiélago) que provocó una apertura a nuevos accionistas, pasando por las críticas que inciden en que el gas ni diversifica la economía canaria ni es la apuesta óptima para la reducción de gases de efecto invernadero (cabe recordar que el gas es un derivado fósil, como el petróleo) hasta la fervorosa defensa por el cambio de ubicación de la regasificadora en Arinaga, aduciendo razones de seguridad, ya que los proyectos iniciales no cumplen con las distancias mínimas de seguridad, tal como han denunciado grupos ecologistas y la Mancomunidad del Sureste.

En un mundo que asiste absorto a la evidencia del cambio climático, cuyo exponente más crítico son las tragedias meteorológicas, el futuro energético de cualquier región es fundamental, pero más en una comunidad dependiente casi en su totalidad del petróleo, la fuente energética más contaminante.

- PUBLICIDAD -

Comentar

Enviar comentario

Enviar Comentario

Comentarios

Ordenar por: Relevancia | Fecha