eldiario.es

Menú

El tripartito de LPGC aprueba los presupuestos con una “vocación social” que la oposición no percibe

Para la concejala de Presidencia, Encarna Galván, la orientación social de las cuentas municipales se ve reflejada en el incremento del 21% de la partida destinada a la ayuda al domicilio, aumento que en el caso de las ayudas al alquiler sube un 43%

El portavoz del PP, Ángel Sabroso, los calificó los presupuestos del "catastrazo" y dijo de los mismos que son “tristes”, “sin ambición”, y un "corta y pega"

Para Unidos por Gran Canaria (UxGC) y Ciudadanos, las cuentas son una continuación de las aprobadas por el PP en el pasado ejercicio

- PUBLICIDAD -
Pleno del Ayuntamiento de Las Palmas de Gran Canaria.

Pleno del Ayuntamiento de Las Palmas de Gran Canaria.

La mayoría del grupo de gobierno del Ayuntamiento de Las Palmas de Gran Canaria, formado por el Partido Socialista (PSOE), LPGC Puede y Nueva Canarias (NC), ha aprobado inicialmente el Presupuesto General del Consistorio para el Ejercicio de 2016 y sus bases de ejecución, en una votación que ha contado con el rechazo de la oposición.

La concejala de Presidencia, Cultura y Seguridad, Encarna Galván, inidicó que los ingresos ascienden a los 342 millones de euros, lo que supone un incremento del 8,2% respecto a las aprobadas en 2015, y los gastos previstos a 314 millones, que también implican un aumento del 1,75% y se aproximan a las cantidades consignadas en el año 2009.

Respecto el capítulo de ingresos, Galván destacó que el mayor incremento proviene del Fondo Complementario de Financiación, que aumenta un 10,7% respecto al año anterior, del Fondo Canario de Financiación Municipal (+7,1%), la recaudación del Impuesto General Indirecto Canario que aumenta su previsión en casi un 15% y en lo que se perciba por la compensación del IGTE, que calcula en cinco millones. Sin embargo, esta última partida se considera inicialmente como no disponible en créditos presupuestarios, hasta que quede ratificada por el Gobierno regional.

Galván aseguró que los presupuestos del próximo año nacen con una “gran vocación social” cuyo superávit de 28 millones de euros, “que habrían venido muy bien para continuar impulsando estas políticas” no permite gastar el techo impuesto por el Gobierno central.

Para Galván, la orientación social de las cuentas municipales se ve reflejada en el incremento del 21% de la partida destinada a la ayuda al domicilio, aumento que en el caso de las ayudas al alquiler sube un 43%, y en la introducción de nuevas bonificaciones como las del Impuesto de Bienes Inmuebles (IBI) el bono social del agua o el de los deportes.

El Consistorio contempla destinar más de 38 millones de euros a iniciar proyectos de infraestructuras en transporte urbano el nuevo paseo de la Cícer, la terminación de la GC-111, la acondicionamiento del entorno del acuario, la rehabilitación de 122 viviendas en Escaleritas y la renovación de 155 más en Tamaraceite, entre otras.

Presupuesto del “catastrazo”

El portavoz del Partido Popular (PP), Ángel Sabroso, echó en falta más obras en polígonos industriales y el casco histórico y dudó de los motivos por los que el prometido Plan de Rescate Social no aparece mencionado, a lo que Galván respondió que se procederá a calcular la ficha financiera del mismo.

Sabroso mantuvo que “algunos incrementos en gastos sociales no lo son, porque lo que hacen es presupuestar el supuesto incremento, no frente al gasto real ajustado a las necesidades reales, sino al presupuesto inicial”. Algo que, mantuvo, sucede con las ayudas al alquiler.

El portavoz popular criticó la opacidad en la gestión del presupuesto y espetó que “una vez se han nivelado con la casta, hay que huir de los vecinos”. Sabroso definió las cuentas presentadas por el tripartito como el presupuesto del “catastrazo”, en referencia al incremento del 10% del valor catastral y lleno de “clichés sociales”.

“Si se baja el impuesto del IBI, se compromete el techo de gasto, 7,5 millones de euros menos que poder aplicar”, puntualizó Galván, quien atribuyó la subida a la normativa estipulada por el Gobierno central.

Sabroso calificó las cuentas mismas como “tristes”, “sin ambición”, con un gobierno “ausente”, “sin ideas ni impulso para generar economía” y un “corta y pega”. En este punto, advirtió que los gastos corrientes y de personal, que suponen el 70% del total, “se incrementan peligrosamente”, de la escasez de nuevas obras en el apartado de Urbanismo y de la falta de políticas activas de empleo.

Para Unidos por Gran Canaria (UxGC) y Ciudadanos, las cuentas son una continuación de las aprobadas por el PP en el pasado ejercicio y por lo tanto, no parten de una base ajustada a la realidad.

Ante las críticas, Galván cifró en más de cinco millones de euros las nuevas partidas que se destinarán a la atención social directa, que cifra en más de 19 millones de euros.

Beatriz Correas, de Ciudadanos, denunció que pese a lo planteado en un principio por los partidos que conforman el grupo de gobierno, los presupuestos no han contado con participación ni planificación.

La portavoz de UxGC, Ángeles Batista, dijo que el tripartito se olvidó de incluir en el apartado de ingresos unos 26 millones de euros procedentes del IBI y de los “falsos” censos de Santa Cruz de Tenerife, lo que en éste último caso podría “haber dado un respiro a los propietarios” que sufren la subida del 10% del catastro.

Asimismo, cuestionó los motivos por los que no se rebajan las previsiones de ingresos por multas, que en 2015 ya habían subido un 19%, lo que supone más de 1,5 millones de euros, y recomendó que “no se feliciten tanto por los ingresos y traten, en lugar de maquillar cifras, darnos datos”.

El PP presentó siete enmiendas que no fueron debatidas en el Pleno, referentes a modificaciones presupuestarias del IBI, a la potenciación turística, al alquiler, y a las guaguas de la capital, que fueron rechazadas por la mayoría del tripartito.

El exalcalde, Juan José Cardona, explicó posteriormente que las enmiendas del PP eliminaban partidas “superfluas y perfectamente prescindibles y a cambio incrementamos precisamente ayudas sociales e inversiones, para que esta ciudad pueda seguir tirando de la economía y el empleo”.

Aprobación de la plantilla

Otro de los puntos del día que salió adelante con los votos del grupo de gobierno y la abstención de la oposición, se centró en la aprobación inicial de la plantilla del personal funcionario, laboral, eventual, directivo y de los diversos órganos e institutos del Ayuntamiento para el ejercicio de 2016, cuya partida asciende a 94,4 millones de euros, un 2,97% más que en 2015.

El concejal de Recursos Humanos, Mario Regidor, explicó que se mantendrá el mismo número de puestos que el pasado ejercicio, aunque ya expresó este miércoles que las previsiones incluyen la incorporación de 70 nuevos trabajadores en distintas áreas.

Además, indicó que se han transformado seis plazas para la reubicación o la corrección de errores ratificados mediante sentencias judiciales. Además, presupuesta cuatro nuevas plazas de personal eventual.

Se refirió a un incremento salarial general del 1% de los trabajadores de los 2016 y avanzó que se incluirá un complemento al personal laboral indefinido y funcionario interino cuantificado en 850.000 euros. El presupuesto también recoge lo correspondiente al 50% restante del abono de la paga extra de 2012.

El edil dijo ser consciente de un informe de la interventora que advierte de que la aprobación de la plantilla puede incurrir en visos de nulidad y confía que negociar la nueva Relación de Puestos de Trabajo (RPT) con los sindicatos antes de que finalice el año. El Ayuntamiento ha reservado parte de los fondos para hacer frente a las sentencias derivadas de la RPT de 2014, prorrateadas con los sindicatos a tres años.

Reacciones

Pedro Quevedo (NC): "El techo de gasto lo ha puesto un señor que se llama Montoro"

“El techo de gasto lo ha puesto un señor que se llama Montoro, que resulta ser del Partido Popular. Aunque los ingresos se han incrementado en 28 millones de euros, no los vamos a poder aplicar y ahora va a resultar que es culta de este grupo de gobierno. Entiendo las críticas de la oposición, porque es su papel, pero sí me parece mal un cierto cinismo en la forma de expresarse”.

Javier Doreste (LPGC Puede): "Hemos conseguido unos presupuestos sociales y reducir la deuda del Ayuntamiento"

“Hemos conseguido construir unos presupuestos sociales, que es lo que queríamos y reducir la deuda del ayuntamiento este año. […] Tenemos que pagar 11 millones de euros de capital y tres millones en expropiaciones, algunas de las cuales vienen del año 1998 y tenemos sentencias firmes que nos obligan a ello, eso nos resta recursos para las políticas sociales. Tenemos que pagar cerca de 11 millones a los bancos y tenemos que hacer frente a las sentencias de la RPT”.

Juan José Cardona (PP): "Estamos ante un presupuesto de hipocresía social"

“Por mucho que algunos se empeñen en vender y en difundir que estamos ante unos presupuestos sociales, creo sinceramente que son muy decepcionantes en esta materia, porque este gobierno tripartito se nos presentó como el gran salvador, el gran rescate social […] la realidad pone de manifiesto que el incremento presupuestario anunciado para políticas sociales se ha quedado absolutamente en nada. Si cogemos el dinero que el Ayuntamiento está gastando en el 2015 y el previsto para el 2016 veremos que no hay incrementos en políticas sociales, básicamente es lo mismo. […] Estamos ante un presupuesto de hipocresía social en el que el tripartito se quita definitivamente la careta”.

Ángeles Batista (UxGC): "Tenemos un copia y pega, prácticamente, del ejecutado en 2015"

Es una irresponsabilidad intentar hacer una aprobación inicial de presupuestos a la prisa y corriendo, parece que nadie quiere dar explicaciones, no se ha permitido el debate y no entendemos por qué […] Nos anunciaron un presupuesto con fines y de rescate social. Para nada lo tenemos, es un copia y pega, prácticamente, del ejecutado en el 2015 y desde luego no estamos nada satisfechos”.

Encarna Galván (PSOE): "Cuando no se quiere leer o entender, por mucho que uno lo intente, de poco sirve"

“Cuando no se quiere leer o no se quiere entender, por mucho que uno lo intente y repita, incluso las cifras hasta la saciedad, planteando partidas nuevas o incrementos porcentuales que no tienen precedente en los presupuestos de este Ayuntamiento, de poco sirve. […] De poco habría valido que el gobierno municipal hubiera traído un Plan de Rescate Social al Pleno planteando objetivos, estrategias y acciones si no contempla un sustento económico en que poder desarrollar los mismos, habría sido objeto de crítica por parte de la oposición que lo habría definido como un brindis al sol”.

- PUBLICIDAD -

Comentar

Enviar comentario

Enviar Comentario

Comentarios

Ordenar por: Relevancia | Fecha