eldiario.es

Menú

España confía en una nueva etapa en las relaciones con EEUU

HA ARAÑADO SU PIZA DE PROTGONISMO EN LA CAMPAÑA ELECTORAL

- PUBLICIDAD -

Una valenciana cantando en los mítines de Obama, Zapatero citado en los debates entre los candidatos..., España ha arañado su pizca de protagonismo en la campaña electoral de Estados Unidos, tras la que se espera una nueva etapa en las relaciones entre los dos países.

Que a los españoles nos gusta que fuera hablen de nosotros está más que demostrado y si hay referencias a España -por marginales que sean- en medio de la campaña a la presidencia de los Estados Unidos, mejor que mejor.

Políticamente, las relaciones entre los dos países no han sido muy buenas en los últimos tiempos tras la retirada de las tropas españolas de Irak y el creciente desapego de la población española hacia la Administración Bush que reflejan las encuestas.

El Gobierno de Zapatero ha apostado desde hace tiempo por iniciar una nueva etapa en las relaciones bilaterales sea quien sea el próximo presidente de los Estados Unidos y, por ello, la diplomacia española ha estado especialmente activa visitando a los equipos de campaña de los candidatos, incluso antes de que se hubieran decidido las primarias demócratas.

El ex secretario de Estado de Asuntos Exteriores, Bernardino León, ya viajó en enero a Washington para contactar con los equipos de los candidatos y, tras las elecciones de marzo en España, se intensificaron las visitas: el titular de Exteriores, Miguel Moratinos -en mayo-; en junio, el nuevo secretario de Estado, Ángel Losada, y la secretaria de Relaciones Internacionales del PSOE, Elena Valenciano, y en agosto Diego López Garrido, secretario de Estado para la UE.

El Gobierno español ha evitado tomar partido abiertamente y las precauciones se han extremado incluso desde la precampaña cuando el vicesecretario general del PSOE, José Blanco, admitía en su blog que no apostaba abiertamente por Obama para no interferir en la precampaña demócrata.

No obstante, a nadie se le escapa que, por lo visto y oído, al Gobierno del PSOE le debe ir mejor con Obama que con McCain, ya que este último "negó" tres veces a Zapatero en una entrevista cuando le preguntaron si se reuniría con él.

McCain no dijo ni que sí ni que no, e incluso algunos dudaron de que supiera de quién le estaba hablando la periodista, algo que aprovecharon los demócratas para argumentar que la política exterior de los republicanos no incluye ni siquiera dialogar con los aliados.

"España es un aliado de la OTAN", le recordó Obama a McCain en un debate en televisión en septiembre y en otro pocos días después su candidato a la vicepresidencia, Joe Biden, calificó de "increíble" que los republicanos dudaran de si el presidente de los Estados Unidos debe reunirse con el "primer ministro" de un país que tiene tropas en Afganistán.

El caso es que, aunque los demócratas sí parecen saber quién es Zapatero y dónde está España, algunos portavoces del PP han ironizado al subrayar que Obama debió olvidarlo en su gira por Europa, que le llevó a Francia, Alemania y Reino Unido.

Al margen de lo estrictamente político, esa tímida presencia española en la campaña ha tenido mucho que ver con la importancia del voto hispano para llegar a la Casa Blanca y con los guiños de los dos partidos a ese colectivo, en medio de los que se ha colado algún español como la valenciana Noelia Zanón.

Esta cantante ha adaptado uno de sus temas y lo ha convertido en Vota por Obama hoy, uno de los himnos para latinos de la campaña del candidato demócrata, que Zanón ha interpretado en varios mítines.

Mientras Zapatero confía en que el próximo presidente de los Estados Unidos nos meta en "algún G", lo cierto es que no hay que echar las campanas al vuelo, ya que, como titulaba un reciente artículo en Newsweek el experto en relaciones exteriores Richard Haas: "who cares where Spain is? -¿A quién le importa donde está España?-".

- PUBLICIDAD -

Comentar

Enviar comentario

Enviar Comentario

Comentarios

Ordenar por: Relevancia | Fecha