eldiario.es

Menú

Zapatero dice que Obama tiene en España ''un amigo y aliado fiel''

OPINA QUE SE ABRE ''UN NUEVO PERIODO DE ESPERANZA PARA EL MUNDO''

- PUBLICIDAD -

Tras más de cuatro años de fría relación con la Administración estadounidense de George W.Bush, el presidente del Gobierno, José Luis Rodríguez Zapatero, ha dado este miércoles la bienvenida al triunfo electoral de Barack Obama, a quien ha asegurado que tiene en España "un amigo y aliado fiel".

Sus palabras han resumido el sentir general de las fuerzas políticas y sociales en el país, que se han mostrado unánimemente convencidas de que las relaciones bilaterales mejorarán con el nuevo gobierno demócrata.

Zapatero se acostó a altas horas de la madrugada tras seguir en el Palacio de la Moncloa por televisión el progresivo escrutinio de los votos al otro lado del Atlántico y, pasado el mediodía, ha comparecido ante los medios de comunicación para garantizar que se abre una etapa más "intensa, fluida y positiva" en las relaciones con EEUU.

"Le transmito nuestro deseo de trabajar juntos en la búsqueda de oportunidades y soluciones para afrontar los retos que compartimos", ha trasladado a Obama en un telegrama.

Su intención es felicitarle personalmente, pero este miércoles Zapatero no ha querido avanzar una posible fecha para su primera entrevista con el futuro presidente, que no relevará a Bush en la Casa Blanca hasta el 20 de enero.

La cumbre financiera internacional de Washington, el próximo 15 de noviembre, podría ser el escenario del primer saludo entre ambos, en caso de que Zapatero sea finalmente invitado y de que Obama acuda a la cita como presidente electo.

Zapatero ha estimado que Obama abre "un nuevo periodo de esperanza" para el mundo en un momento decisivo, cuando es necesario unir esfuerzos ante la crisis financiera internacional, y ha apostado por trabajar con la nueva administración en asuntos en los que España tiene una experiencia "más rica", como América Latina, Oriente Próximo, el mundo musulmán y África.

Por su parte, el líder del PP, Mariano Rajoy, ha pedido al presidente del Gobierno que, una vez que se ha obrado el cambio en Estados Unidos, otorgue a las relaciones bilaterales "la prioridad necesaria".

Rajoy ha querido también saludar la victoria de Obama, quien representa, a su juicio, "el mejor ejemplo de las virtudes" de la primera potencia del mundo: "el esfuerzo individual, el espíritu emprendedor y la capacidad de integración".

La buena acogida a Obama por parte de Zapatero y Rajoy se ha hecho extensiva a otros miembros del Gobierno, presidentes autonómicos, partidos e instituciones, entre los que no ha habido ninguna voz discrepante con el dirigente demócrata.

El presidente del Congreso, José Bono, ha sido el más expresivo, aunque ha puesto el acento en que lo importante es el final de la etapa de Bush.

"Creo que mejor que la etapa pasada, es fácil que ocurra; incluso anoche mismo dije, antes de saber el resultado, que ganara quien ganara, mejor que Bush, cualquier cosa", ha comentado.

La presidenta de la Comunidad de Madrid, Esperanza Aguirre, quien públicamente se había inclinado por el republicano John McCain, se ha alineado con los que piensan que la relación bilateral "va a ir a mejor" con el nuevo presidente.

El embajador de EEUU, Eduardo Aguirre, ha anticipado que "ya es factible" que Zapatero sea recibido en la Casa Blanca, aunque ha advertido de que sería "muy poco realista esperar que le inviten el primero" porque España no es un asunto de "emergencia" para su país.

Del optimismo por la victoria de Obama también se han hecho partícipes la CEOE, por el efecto positivo que pueda tener en la actual crisis, y los sindicatos CCOO y UGT, confiados en que los derechos sociales primen sobre la política neoliberal de Bush.

- PUBLICIDAD -

Comentar

Enviar comentario

Enviar Comentario

Comentarios

Ordenar por: Relevancia | Fecha