eldiario.es

Menú

Al menos 45 muertos y 103 heridos por dos vehículos bomba en Irak

TRES DETENIDOS POR ATENTADOS CON MÁS DE 900 VÍCTIMAS MORTALES

- PUBLICIDAD -

Al menos 45 personas murieron este martes y otras 103 resultaron heridas tras la explosión de un camión bomba y un coche bomba en la ciudad iraquí de Tel Afar, en la provincia de Nínive, 470 kilómetros al norte de Bagdad, informaron fuentes policiales. Las explosiones tuvieron lugar en un breve intervalo de tiempo en los céntricos barrios de El Kefah y Wahda, en esta ciudad de población mixta (turcomana, árabe suní y kurda) y ubicada cerca de la frontera con Siria.

El primer atentado tuvo lugar en El Kefah, cuando explotó un camión cargado con sacos de harina, tras los que estalló un coche bomba estacionado en un concesionario de automóviles en Wahda. Testigos oculares dijeron que los rebeldes se aprovecharon de la entrada de una caravana de camiones cargados con artículos alimentarios de primera necesidad para lanzar el camión contra la multitud en un aparcamiento descubierto.

Según fuentes hospitalarias, las centros médicos de la zona sufren escasez de medicinas y de material, por lo que esperan que la cifra de víctimas continúe aumentando según pasen las horas. Aquil Zein El Abedin, un testigo ocular de uno de los atentados, dijo que "varias viviendas alrededor del aparcamiento se desplomaron por la explosión, con todos sus habitantes dentro".

Unas 50 viviendas quedaron destrozadas por las explosiones, que además incendiaron decenas de coches. Los equipos de socorro acudieron a las dos zonas para el traslado de los muertos y heridos.

Sin embargo, Hicham el Hamdani, jefe de la comisión de seguridad de la provincia de Ninive, declaró que un grupo armado de desconocidos interceptó el paso de los equipos de socorro y ambulancias que venían de Mosul para socorrer a las víctimas, para impedir su traslado. Tel Afar ha sido escenario en los últimos siete días de varios atentados y ataques, el último de ellos cometido por un suicida con una bomba adosada al cuerpo que se inmoló en el interior de una pastelería, donde causó decenas de víctimas.

Operación estadounidense

El ejército estadounidense anunció este martes la detención de tres personas sospechosas de cargar coches con bombas y perpetrar ataques, que acabaron con la vida de al menos 900 iraquíes y causaron heridas a otros 1.950.

Según un comunicado del mando militar de EEUU, el denominado Haidar Rachid Naser el Shimari, el "número dos de una importante red responsable de fabricar los coche bombas" fue capturado el pasado día 21 en el barrio de Al Azamiya, en el norte de Bagdad. El arresto se produjo tras recibir informaciones de los servicios secretos, agregó la nota.

El Shimari fue capturado junto a dos miembros de la red, identificados como Ahmed Hasan y Hamid Salman Alaui, mientras viajaban en un vehículo en Al Azamiya. Según el documento, los vehículos cargados con explosivos por miembros de la red causaron la muerte de al menos 900 civiles iraquíes y causaron heridas a otros 1.950.

En otros sucesos separados, por lo menos cuatro personas, entre ellas un oficial de la policía, murieron este martes en dos incidentes en Bagdad, informaron fuentes policiales iraquíes. Las fuentes explicaron que varios proyectiles de mortero impactaron contra viviendas en el barrio de Abu Dshir, en el sur de la capital, y acabaron con la vida de tres civiles.

El ataque causó, además, daños en varias casas, agregaron las fuentes. En un atentado separado, un grupo de insurgentes desconocidos disparó contra un oficial de la policía a su paso por el barrio de Zayuna, en el este de Bagdad.

El oficial, identificado como Abás Salah, falleció en el momento del ataque, según las fuentes. Los nuevos episodios de la violencia en Bagdad ocurren mientras continúa el plan de seguridad "Aplicamos la Ley", que entró en vigor el pasado 14 de febrero en Bagdad y sus proximidades.

- PUBLICIDAD -

Comentar

Enviar comentario

Enviar Comentario

Comentarios

Ordenar por: Relevancia | Fecha