eldiario.es

Menú

Encarcelados Eneko Aizpuru y Garikoitz Múgica hasta que se dicte sentencia contra ellos y 3 miembros más de SEGI

MADRID

La Sección Cuarta de lo Penal de la Audiencia Nacional decretó hoy, a petición de la Fiscalía, el ingreso en prisión provisional de Eneko Aizpuru y Garikoitz Múgica, dos de los cinco miembros de la organización juvenil SEGI que están siendo juzgados por su "sumisión jerárquica" a la banda terrorista ETA, por lo que se enfrentan a una pena de siete años de cárcel. La decisión fue votada en contra por la presidenta del tribunal Ángela Murillo.

- PUBLICIDAD -

MADRID, 30 (EUROPA PRESS)

Fachada de la Audiencia Nacional

Fachada de la Audiencia Nacional

La Sección Cuarta de lo Penal de la Audiencia Nacional decretó hoy, a petición de la Fiscalía, el ingreso en prisión provisional de Eneko Aizpuru y Garikoitz Múgica, dos de los cinco miembros de la organización juvenil SEGI que están siendo juzgados por su "sumisión jerárquica" a la banda terrorista ETA, por lo que se enfrentan a una pena de siete años de cárcel. La decisión fue votada en contra por la presidenta del tribunal Ángela Murillo.

La medida se produce después de que el tribunal que juzga este caso ordenara la busca y captura de otro de los procesados, el dirigente de SEGI Oier Oa Pujol, quien se encuentraba en libertad bajo fianza de 60.000 euros desde marzo pasado y no se presentó al juicio. La Audiencia trata de asegurar que estos dos jóvenes no evaden la acción de la justicia hasta que se conozca la sentencia, ya que huyeron anteriormente, tras ser procesados, y existe "peligro de reiteracion delictiva", según apuntó el fiscal.

Las defensas de los dos acusados se opusieron a la medida al entender que sus clientes acrecen de responsabilidad penal y porque han venido cumpliendo con las presentaciones acordadas y con su presencia en el juicio.

La Sala entiende, sin embargo, que existe "notable peligro" de que evadan la acción de la justicia, dada además la naturaleza de los hechos por los que han sido acusados y la gravedad de las penas pedidas", según señala el auto de prisión.

Durante el juicio en la Audiencia Nacional, que quedó hoy visto para sentencia, el fiscal Bautista señaló que no se trata en esta ocasión de establecer la vinculación de la organización juvenil SEGI con ETA, pues esta ya la estableció el Tribunal Supremo en la sentencia en la que declaró la condición de terrorista de ésta y sus predecesoras, Jarrai y Haika. "No se trata de detener a quien pasa por la calle y dice que es de SEGI, sino a quien realiza actos violentos relevantes y no ha renegado de ellos", dijo el representante del Ministerio Público.

El fiscal, al igual que el abogado de la Asociación Víctimas del Terrorismo (AVT) Emilio Murcia, que ejerce la acusación particular en este caso, consideran que existen pruebas suficientes para enervar la presunción de inocencia de los procesados, e hicieron especial hincapié en las conversaciones telefónicas que se les intervinieron, ya que revelan funciones de responsabilidad de todos ellos en la organización juvenil disuelta por su vinculación a ETA.

Al final de su intervención, el fiscal pidió que se celebrara una vistilla para solicitar el ingreso en prisión de Múgica y Aizpuru, al igual que lo están ya los también acusados Asier Tapia y Zigor Ruz Jaso. Se trata de evitar que ambos eludan la acción de la justicia hasta el momento en que se dicte sentencia.

INTEGRACIÓN EN ETA

Los cinco jóvenes que se sentaron hoy en el banquillo de la Audiencia Nacional no se presentaron al juicio que la Audiencia Nacional celebró en 2005 contra las organizaciones Jarrai y Haika, antecesoras de SEGI.

Según el escrito de calificaciones provisionales del fiscal, los seis acusados asumieron "el compromiso de liderar las labores de planificación, dirección y ejecución de las actividades de Jarrai, Haika o de SEGI en distintos niveles de su organización territorial".

Estas actividades fueron desarrolladas "en diversos ámbitos de especialización, si bien el compromiso militante de todos ellos y su grado de formación" les llevó a tener "pleno conocimiento de sus vínculos orgánicos dentro del sistrma de organizaciones integradas en el Movimiento de Liberación Nacional Vasco (MLNV), con el referente de la organización armada". La interacción entre las organizaciones juveniles y ETA superaba "la mera comunidad de objetivos y afinidad ideológica", según el fiscal.

En su escrito provisional de acusación, Bautista también reproduce las consideraciones realizadas por Molina en 2005 para sostener que estos tres colectivos son organizaciones dependientes del frente de masas de ETA, organización con la que mantiene "identidad de objetivos, sumisión jerárquica y unidad financiera".

Según el Ministerio Público, ETA ha definido distintos niveles de lucha, entre las que cita la "lucha de masas", dividida a su vez en la "legal" (manifestaciones y concentraciones), la "semilegal" (barricadas, impulso de huelgas y jornadas de lucha, carteles, cartas y llamadas telefónicas amenazantes) y la ilegal (complemento de la lucha armada y que se materializa en actos de sabotaje).

De igual modo, el fiscal afirma que los asesinatos de Gregorio Ordóñez, máximo responsable del PP en Guipúzcoa, y del sargento mayor de la Ertzaintza Joseba Goicoechea "fueron seguidos de una labor de 'imposición pedagógica' respaldada por ETA, KAS y Jarrai, a raíz de la cual fueron numerosos los miembros de los partidos políticos denominados 'constitucionalistas' y de la Policía Autónoma Vasca que sufrirán las consecuencias de la presión de ETA, no sólo contra sus vidas sino con ataques contra su patrimonio".

ORGANIZACIONES TERRORISTAS

En enero de 2007, la Sala de lo Penal del Tribunal Supremo declaró que Jarrai, Haika y SEGI son organizaciones terroristas por formar parte de ETA. Por esta razón, el alto tribunal aumentó a seis años de cárcel las condenas de entre dos años y medio y tres años y medio que la Audiencia Nacional impuso a 24 acusados en junio de 2005.

Aunque la acusación estaba dirigida en un principio contra 42 personas, para las que se pedían 654 años de cárcel, al juicio en la Audiencia Nacional únicamente se presentaron 33. Durante la vista, la Fiscalía retiró la acusación contra cinco y en su sentencia el tribunal decidió absolver a otros cuatro.

- PUBLICIDAD -

Comentar

Enviar comentario

Enviar Comentario

Comentarios

Ordenar por: Relevancia | Fecha