eldiario.es

Menú

El PP catalán posibilita unas cuentas que reducirá la empresa pública

BARCELONA

La presidenta del PP catalán, Alicia Sánchez Camacho, ha ratificado este viernes la abstención de su partido a los Presupuestos de la Generalitat de 2011, lo que permitirá aprobar una cuentas que reducirán en un 10% el sector público empresarial y el 20% de las aportaciones presupuestarias este año, y reorientará la política y la función de las delegaciones en el exterior creadas por el tripartito.

- PUBLICIDAD -

BARCELONA, 8 (EUROPA PRESS)

Alicia Sánchez-Camacho (PP)

Alicia Sánchez-Camacho (PP)

La presidenta del PP catalán, Alicia Sánchez Camacho, ha ratificado este viernes la abstención de su partido a los Presupuestos de la Generalitat de 2011, lo que permitirá aprobar una cuentas que reducirán en un 10% el sector público empresarial y el 20% de las aportaciones presupuestarias este año, y reorientará la política y la función de las delegaciones en el exterior creadas por el tripartito.

En rueda de prensa, ha expuesto los ocho ejes del acuerdo: racionalización, reducción y simplificación del sector público; estabilidad presupuestaria; nueva orientación de las funciones y gestión de las oficinas de acción exterior; medidas para reducir el impacto de las políticas de contención y reducción del gasto público; un catálogo de prioridades sobre infraestructuras sanitarias y educativas; políticas de apoyo a emprendedores, autónomos y pymes; una dotación del Plan Único de Obras y Servicio de Cataluña y del Fondo de Cooperación Local, y medidas para modernizar la justicia.

PP y Gobierno catalán también han sellado un acuerdo en el ámbito sanitario para reordenar servicios sanitarios, priorizar las operaciones pendientes de las listas de espera --de forma que las operaciones cardiovasculares irán por delante de las de cambio de sexo-- y para modificar la legislación y el gasto farmacéutico.

(HABRÁ AMPLIACIÓN)

- PUBLICIDAD -

Comentar

Enviar comentario

Enviar Comentario

Comentarios

Ordenar por: Relevancia | Fecha