eldiario.es

Menú

Tomás Gómez pide al PSOE un mensaje "más contundente" para que se sepa que no haría lo mismo que el PP

MADRID

Cree que esto es un problema de su partido y le pide respuesta en las "instituciones" y la "calle" para rechazar la agresión de derechos/ Apuesta por primarias abiertas a los ciudadanos pero definiendo quién es simpatizante: "Me veo aquí a Esperanza Aguirre votando", dice/ Cree que deben elegir candidato antes de municipales y propone una "gran alianza" de la izquierda social y política para frenar al PP

- PUBLICIDAD -

Cree que esto es un problema de su partido y le pide respuesta en las "instituciones" y la "calle" para rechazar la agresión de derechos/

Tomás Gómez

Tomás Gómez

Apuesta por primarias abiertas a los ciudadanos pero definiendo quién es simpatizante: "Me veo aquí a Esperanza Aguirre votando", dice/

Cree que deben elegir candidato antes de municipales y propone una "gran alianza" de la izquierda social y política para frenar al PP

MADRID, 19 (EUROPA PRESS)

El secretario general del Partido Socialista de Madrid (PSM), Tomás Gómez, ha pedido a su partido un mensaje "más contundente" frente al Gobierno de Mariano Rajoy para que no quepan "dudas a nadie" de que el PSOE no actuaría de la misma forma que el Partido Popular ante la crisis, porque tiene una "alternativa".

En una entrevista con Europa Press, el líder de los socialistas madrileños ha recalcado que esta tarea no atañe sólo al secretario general del PSOE, Alfredo Pérez Rubalcaba, porque "no es responsabilidad de una persona", y ha señalado que es la "dirección colegiada" del partido la que debe "establecer la estrategia" de oposición y a la que le corresponden por tanto "los éxitos o no éxitos".

Dicho esto, Gómez ha admitido que el PSOE "debe llevar un mensaje más claro, más nítido y más contundente de alternativa al PP", para que todo el mundo sepa que este partido "apuesta por un modelo de izquierdas, por un modelo social-demócrata" para salir de la crisis".

En concreto, ha insistido en que los socialistas deben mostrar que tienen una "reforma financiera alternativa", proponen "una reforma fiscal en profunidad" y tienen "un camino" que es el que marcan "los socialistas franceses", con François Hollande en el Elíseo.

El dirigente socialista ha reconocido que éste es uno de los "problemas" que tiene el partido. "Mucha gente cree que haríamos lo mismo y no es verdad, estamos en las antípodas del PP", ha insistido.

De hecho, ha reconocido que "ya" está "preocupado" porque los socialistas no remontan en las encuestas, a pesar de la caída que registra el PP, tal y como mostró el último barómetro del Centro de Investigaciones Sociológicas (CIS).

DETECTA EN EL CONTACTO CON LA GENTE "PROBLEMAS" DEL PSOE

Su preocupación, según ha explicado, no parte de los sondeos de opinión, que a su juicio son una "fotografía" que "va cambiando cada segundo", sino del "contacto" con "la gente de la calle", con la que hay que "estar" para "sentir lo que siente". Y, según ha explicado, el "sentir y el contacto con la gente" le han llevado a "intuir" que el PSOE tiene "dos problemas en este momento".

Además de hacer llegar el mensaje de que el PSOE es "alternativa", Gómez ha admitido que a los socialistas les afecta la "pérdida de credibilidad en las instituciones políticas en general" que cunde en el país.

En su opinión, éste es un mensaje equivocado porque "la democracia y la política es la que ha permitido que España haya dejado de ser el norte de África en la dictadura para convertise en un país europeo de primera". "La política --ha continuado-- es la que ha hecho que yo, que soy hijo de una persona que fregaba escaleras, haya podido hacer una carrera universitaria y que hoy sea profesor de universidad o que esté hablando como responsable político del PSOE".

Es más, ha apuntado que la política es además el "único instrumento para poder domar al capitalismo financiero brutal y voraz y volver a recuperar una senda de salida de la crisis económica".

Por ello, ha defendido la importancia de que el PSOE defienda su modelo para salir de la crisis y responda a la gestión del PP en el Gobierno, mediante "respuestas contundentes" en las "instituciones" pero también "en la calle".

"Cuando se están agrediendo los derechos de la gente, cuando la sanidad ya no es universal ni gratuita, cuando en España se ponen obstáculos a la educación para que algunos no puedan estudiar y para que los de siempre sean los que pueden tener titulación universitaria para que el día de mañana sigan ocupando la élite social y económica de este país, cuando se está agrediendo los derechos a la negociación colectiva, eso requiere respuestas contundentes", ha afirmado.

"EL PSOE DEBE ESTAR EN LAS PROTESTAS"

Así, ha abogado porque los socialistas participen en las manifestaciones organizadas por ciudadanos con las que "coincida". "El PSOE debe estar en esas protestas", ha remachado.

Además, ha animado a formar una "gran alianza social" con "la izquierda social y la izquierda política", de la que formen parte "todos aquellos demócratas que no estén dispuestos a que se pierda algo tan preciado en España como es el Estado del bienestar".

Y para esta alianza cuenta con Izquierda Unida, que "representa a una parte de la izquierda", pese al "show" montado por el diputado autonómico y alcalde de Marinaleda, Juan Manuel Sánchez Gordillo, con los asaltos a supermercados, que el líder de los socialistas madrileños ha reprobado porque es "muy peligroso".

"Yo no creo en la violencia ni creo en nada que esté al margen del Estado de Derecho ni en nada que esté al margen de las leyes", ha afirmado. Por ello, considera "de justicia" que se aplique la ley a quien roba en un supermercado, pero, ha añadido, también lo es actuar contra "los que roban desde los poderes económicos o aquellos que hacen destrozos en bancos que luego pagamos todos". "A ver si sólo van a pagar unos y otros no", ha recalcado.

El líder de los socialistas madrileños ha insistido en que la "prioridad" de su partido es ahora "que la gente sepa" que si estuviera en La Moncloa no estarían "haciendo lo mismo que el PP, es decir, mostrar que tienen "una alternativa económica, social y de justicia social" al partido que está en el Gobierno.

"NO ESTAMOS PARA NOMBRES Y APELLIDOS EN EL PSOE"

Por eso, ha rechazado entrar en debates sobre quién debe ser el candidato socialista para las próximas elecciones generales, cuando España está "en riesgo de plena intervención económica". "Aquí lo que nos importa a todos es salir de la crisis, que la gente sepa que somos un partido que tiene un modelo alternativo y lo de menos son los nombres y apellidos, las cuestiones internas del PSOE", ha dicho.

En todo caso, sí ha apuntado que el PSOE debería tener "clarificado" este asunto "antes de las elecciones municipales y autonómicas" y ha insistido en que es algo que van a "decidir los militantes socialistas", como ocurre "siempre".

Preguntado por si considera que el actual líder del partido, Alfredo Pérez Rubalcaba, querrá presentarse a unas primarias para ser cabeza de lista, ha apuntado que "cuando alguien se presenta a secretario general suele estar en su cabeza ser el candidato", ya sea el ámbito local, regional o nacional.

En el caso de que Rubalcaba quiera concurrir, Gómez ha defendido que no tendría que dimitir como secretario general para presentarse a unas primarias, como defendió el presidente de la Junta de Andalucía, José Antonio Griñán. De hecho, ha recordado que Joaquín Almunia "era secretario general y perdió unas primarias" en 1998.

Además, se ha mostrado partidario de abrir las primarias "a la gente", para que puedan participar en la elección del candidato, si bien ha abogado por aclarar "qué es un simpatizante". "Hay que definir quién es simpatizante y quién no porque me veo aquí a Esperanza Aguirre votando en las primarias del PSOE", ha apuntado, irónico.

A su juicio, "cuánto más abierto sea el partido, mejor para el partido y mejor para la sociedad". Muestra de esto es, ha apuntado, el proceso de primarias en Francia, donde la apertura fue "clave" para que "pudiese emerger el proyecto alternativo" que representa el actual presidente, François Hollande, "tan diferente" al de su antecesor, Nicolas Sarkozy.

En cualquier caso, ha recordado que es algo que los socialistas debatirán el próximo mes de noviembre, en la Conferencia Política que celebrará el partido.

- PUBLICIDAD -

Comentar

Enviar comentario

Enviar Comentario

Comentarios

Ordenar por: Relevancia | Fecha