eldiario.es

Menú

Mas admite que sus relaciones con el Gobierno central empiezan mal

BARCELONA

El presidente de la Generalitat, Artur Mas, ha admitido que sus relaciones con el Gobierno empiezan con mal pie, y que el Gobierno catalán lo tiene "difícil" ante dos de sus mayores retos: sanear las finanzas catalanas y negociar con el Estado.

- PUBLICIDAD -

BARCELONA, 19 (EUROPA PRESS)

Artur Mas

Artur Mas

El presidente de la Generalitat, Artur Mas, ha admitido que sus relaciones con el Gobierno empiezan con mal pie, y que el Gobierno catalán lo tiene "difícil" ante dos de sus mayores retos: sanear las finanzas catalanas y negociar con el Estado.

En su primera intervención en el Parlamento catalán tras tomar posesión, ha detectado "aristas" en la reacción del gabinete de José Luis Rodríguez Zapatero al nuevo Gobierno autonómico, aunque su objetivo es que las relaciones mejoren y sean lo más fluidas posibles.

Ante este diagnóstico, ha pedido al resto de grupos parlamentarios que le apoyen a lo largo de la legislatura porque "la negociación con el Gobierno español para estabilizar las finanzas públicas de Cataluña será difícil".

Mas lo ha dicho después de que Zapatero haya abogado por la intervención de aquellas autonomías cuya deuda y déficit sea excesivo, y después de que el secretario de Estado de Hacienda, Carlos Ocaña, haya amenazado a la Generalitat con prohibirle nuevas emisiones de bonos si no sanea sus finanzas.

Ha asegurado que trabajará para mejorar estas relaciones, aunque ha dicho que con el nuevo Gobierno, el gabinete de Zapatero "no se ha colocado demasiado bien", y toma nota de esta actitud.

"Si la apuesta de colaboración con el Gobierno no sale bien nos tendremos que defender", ha indicado Mas, quien ha resaltado que como gobernante no tiene ningún problema en reconocer la situación actual.

Sus retos pasan por levantar las finanzas públicas, ayudar a crear puestos de trabajo, justicia social en las políticas de bienestar, y también por tomar decisiones "nada fáciles, y algunas pueden ser dolorosas".

CULPA A LOS SOCIALISTAS

Mas ha vuelto a responsabilizar al anterior gobierno tripartito del delicado estado de las arcas públicas y del déficit de la Generalitat: "Este Gobierno no rehúye la responsabilidad de afrontarlo, pero no es responsable de la situación financiera de la Generalitat".

"Lo son otros, y el Gobierno central también", ha dicho Mas, tras recordar que el Estado avaló en noviembre la previsión del déficit de la Generalitat de 2010 que presentó el ex consejero de Economía Antoni Castells en el Consejo de Política Fiscal y Financiera (CPFF).

De hecho, poco después de tomar posesión, hace poco más de 15 días, Mas ya reconoció que el déficit de 2010 podría superar los 7.000 millones, entre dos y tres veces más a las previsiones de Castells.

Mas ha defendido la actual estructura del Gobierno catalán, con un refuerzo del área de Presidencia, que aspira a que áreas como Medio Ambiente sean trasversales y no compartimentos estancos, y que el líder de UDC y portavoz de CiU en el Congreso, Josep Antoni Duran, presida la parte catalana de las comisiones bilaterales Estado-Generalitat, por su voluntad de incorporar a los mejores.

- PUBLICIDAD -

Comentar

Enviar comentario

Enviar Comentario

Comentarios

Ordenar por: Relevancia | Fecha