eldiario.es

Menú

El Cabildo de Gran Canaria prevé que en 2015 comiencen a operar los trenes

EL PROYECTO SUPONE UNA INVERSIÓN DE MIL MILLONES

- PUBLICIDAD -

El Cabildo de Gran Canaria prevé que en 2015 comiencen operar los trenes que unirán el corredor sur de la isla, cuyo trazado, de 50 kilómetros, discurrirá entre Santa Catalina, en la capital, y Meloneras, en Maspalomas, un proyecto que supondrá una inversión de 1.000 millones de euros.

Así lo expuso este miércoles el vicepresidente y consejero de Transportes de la corporación insular, Román Rodríguez, quien informó de que la institución celebrará el próximo día 12 un pleno extraordinario y monográfico en el que se analizará la financiación del transporte regular de viajeros de la isla y la situación del transporte guiado.

Al respecto, Román Rodríguez recordó el compromiso que adquirió el presidente del Gobierno canario, Paulino Rivero, con el Cabildo de Gran Canaria de apoyar económicamente la implantación del tren en esta isla, al igual que se hizo con Tenerife, isla a la que se concedió 10 millones de euros para los mismos fines.

El vicepresidente del Cabildo grancanario afirmó que el Ejecutivo regional no destinó partida alguna para este proyecto ferroviario en los presupuestos regionales de 2008 alegando que la corporación "no había decidido nada sobre transporte guiado".

Rodríguez consideró que, una vez que están tramitándose los planes territoriales especiales 21 y 22, sobre los que se desarrollarán los futuros trenes del sur y norte de Gran Canaria, y que, a través de una enmienda del PSOE, negociada con NC, los Presupuestos Generales del Estado (PGE), incluirán, no sólo cinco millones para Gran Canaria y otros tantos para Tenerife, sino "el reconocimiento al derecho a la participación en la política ferroviaria" de estas dos islas, a través de convenios con sus cabildos, que son los que tienen las competencias en la materia, "el Gobierno de Canarias no tendrá ningún pretexto" para justificar "esta discriminación intolerable a la isla que más aportaciones hace a las arcas públicas de la comunidad autónoma".

Por este motivo, en ese pleno extraordinario del día 12, el Cabildo reprobará que el Ejecutivo regional "excluya a Gran Canaria de la política de ayudas al transporte guiado", exigirá que se destine a estos fines los 10 millones que se concedieron a Tenerife e instará a que en las diferentes instituciones de la isla se aprueben mociones en la misma línea.

Programa del transporte regular de viajeros

También se abordará otra enmienda a los PGE que NC ha pactado con el PSOE y que supondrá que la ficha presupuestaria del contrato programa del transporte regular de viajeros del conjunto del Archipiélago pase de los 23,4 a los 30 millones de euros.

Sobre el avance del plan territorial especial 21, el instrumento de planeamiento que permite reservar el suelo sobre el que discurrirá el trazado de la línea ferroviaria del corredor sur de la isla, Román Rodríguez informó de que se remitirá a la Cotmac tras la aprobación de su memoria ambiental, a la que se han incorporado alegaciones de particulares e instituciones que lo han "enriquecido".

Estas incorporaciones han supuesto la ampliación en diez kilómetros del trazado inicialmente previsto, que comenzaba en San Telmo y finalizaba en El Veril, y que finalmente se iniciará en Santa Catalina, junto al intercambiador de guaguas, -donde partirá, en una segunda fase, la línea ferroviaria del norte, que tendrá un trazado de 40 kilómetros y llegará hasta Arucas, tal y como establece el Plan Insular de Ordenación-, y culminará su trayecto en Meloneras.

Rodríguez abogó porque el trazado urbano del tren sea subterráneo, "por debajo de la Avenida Marítima", tanto en Santa Catalina como a su paso por el Guiniguada, y dijo que proyectos ferroviarios que operan en Holanda y en el Canal de La Mancha analizados por los técnicos de la corporación demuestran que "por debajo del nivel del mar van bien las cosas".

Otro de los elementos nuevos que incorpora el plan es la posibilidad de ganar terreno al mar en la desembocadura del barranco de Guiniguada para que se pueda "compatibilizar" el proyecto de regeneración que el Ayuntamiento desarrolla en la zona con el "soterramiento de la GC-1 y del tren" a esa altura, "donde hay un cuello de botella que hay que resolver".

Román Rodríguez destacó que "es poco habitual que las administraciones actuantes coordinen los esfuerzos para evitar duplicidades y gastos innecesarios, de forma que los objetivos de carreteras, ferroviarios y los de la autoridad municipal estén perfectamente compatibilizados en los instrumentos de planeamiento".

El vicepresidente del Cabildo dijo que tras su remisión a la Cotmac, la previsión es que en dos meses el avance del plan territorial especial 21, con su memoria ambiental, se devuelva a la corporación, que estima poder adjudicar la redacción del proyecto en el primer semestre de 2009 para sacar a concurso y adjudicar la obra en 2011, con un plazo de ejecución medio de entre cuatro y cinco años, lo que permitiría que los trenes del corredor sur de la isla comenzaran a operar en 2015 ó 2016.

- PUBLICIDAD -

Comentar

Enviar comentario

Enviar Comentario

Comentarios

Ordenar por: Relevancia | Fecha