eldiario.es

Menú

Hospital de Gran Canaria Doctor Negrín incorpora una nueva técnica de láser Holmium para intervenciones de próstata

LAS PALMAS DE GRAN CANARIA

La nueva técnica es "segura" y permite que el paciente pueda ser dado de alta en 48 horas Un 30% de los varones precisará en algún momento de su vida de un tratamiento de próstata

- PUBLICIDAD -

La nueva técnica es "segura" y permite que el paciente pueda ser dado de alta en 48 horas

Un 30% de los varones precisará en algún momento de su vida de un tratamiento de próstata

LAS PALMAS DE GRAN CANARIA, 13 (EUROPA PRESS)

El Hospital Universitario de Gran Canaria Doctor Negrín presentó hoy una nueva técnica quirúrgica para las intervenciones de próstata en la que se utiliza un nuevo tipo de láser, denominado Holmium, para extirpar el tejido que ha crecido anormalmente en la próstata, y del que este centro hospitalario es pionero en Canarias en su puesta en marcha.

El director gerente del Hospital, Eduardo Estaún, subrayó en rueda de prensa la importancia de la incorporación de esta nueva técnica quirúrgica en el Servicio de Urología para el tratamiento de la hiperplasia benigna de la próstata, una patología muy común en los varones mayores de 60 años, que consiste en un crecimiento progresivo de la glándula que puede obstruir la uretra.

Resaltó que la aplicación de esta técnica ratifica "la apuesta del hospital por mantener una línea de avance tecnológico y técnico", mientras que el facultativo del servicio de Urología del Hospital Universitario de Gran Canaria Doctor Negrín, Francisco Ramírez, incidió en que el láser Holmium "mejora los tratamientos existentes, ya que aporta una mayor seguridad y eficacia".

DESAPARECE LA CIRUGÍA ABIERTA

Ramírez destacó que esta técnica "se convertirá en el tratamiento quirúrgico estándar para la hiperplasia benigna de próstata dejando a la resección transuretral para casos muy concretos y haciendo desaparecer la cirugía abierta". "Mejora la calidad y el confort del paciente durante el postoperatorio y acelerará su incorporación a su vida natural", añadió.

En los mismos términos se expresó Estuán, que reiteró que dicha intervención "va a mejorar de forma importante el estado del paciente y, además, ayudará a hacer un ejercicio de eficiencia en el hospital porque permite que las estancias sean más cortas", y, por tanto, aumentar el número de operaciones a los pacientes.

Y es que este nuevo tratamiento utiliza la energía láser para extraer el tejido de la próstata que provoca la obstrucción y se trata de una técnica que presenta importantes ventajas para el paciente entre las que se encuentra un alivio inmediato, con una mejora sustancial de la calidad de vida y con bajo riesgo de complicaciones.

"UTILIDAD ESTRELLA"

Francisco Ramírez explicó que "la utilidad estrella del láser Holmium es para el tratamiento quirúrgico de la hiperplasia benigna de próstata, que es el tumor benigno más frecuente en el varón por encima de los 50 años". Asimismo, "es la segunda causa de ingreso para intervenciones quirúrgica en Urología y la primera causa de consulta ambulatoria en los servicios de urología de hospitales regionales", señaló.

Agregó que actualmente existen dos técnicas clásicas para el tratamiento de la hiperplasia benigna de próstata, que son, por un lado la resección transuretral (RTU), que se realiza en próstatas de pequeño tamaño introduciendo un instrumento, el "resector", por la uretra con el que se destruye el tejido, que ha crecido anormalmente, en pequeños fragmentos. Este tipo de intervención precisa una media de estancia hospitalaria de 3 a 4 días.

Por otro lado, se encuentra la adenomectomía prostática, que se realiza por cirugía abierta y es para próstatas de gran tamaño. Tras este tipo de intervención, el paciente debe permanecer ingresado, por lo general, una media de 5 a 7 días.

Durante 2008, el servicio de Urología del Hospital Universitario de Gran Canaria Doctor Negrín realizó un total de 240 intervenciones de hiperplasia benigna de próstata de las cuales 121 se realizaron mediante Resección transuretral.

CUATRO PRIMEROS PACIENTES

La mayoría de los pacientes con esta patología pueden beneficiarse de la puesta en marcha de la vaporización y la enucleación con láser Holmium, que ya se realiza desde hace un mes en el Hospital Universitario de Gran Canaria Doctor Negrín y con "resultados positivos" en los primeros cuatro pacientes, manifestó el jefe del servicio de Urología, Rafael Martel.

La técnica se realiza generalmente bajo anestesia espinal y se puede utilizar tanto para intervenciones de próstatas pequeñas como grandes. La energía del láser corta y vaporiza instantáneamente el tejido causante de la obstrucción y evita la pérdida de sangre durante y después del tratamiento.

Con esta nueva técnica del láser, el procedimiento se realiza por vía transuretral y se puede aplicar a cualquier próstata, independientemente del volumen prostático. Los beneficios son bastante claros ya que el riesgo de sangrado, la necesidad de analgesia postoperatoria y la estancia media hospitalaria es mucho menor que con las otras técnicas.

Además, existen grandes diferencias con otros tipos de láser y son tan importantes como que con éste se puede obtener muestras postoperatorias de la próstata para poder analizar, y así poder diagnosticar por ejemplo, un cáncer de próstata. Otra de las diferencias, consiste en que también puede ser usado para la fragmentación de cálculos por la vía urinaria.

Otra ventaja importante es que la energía holmium penetra de manera superficial, con lo que se evitan las lesiones térmicas del tejido adyacente. Además, existe un menor riesgo de complicaciones durante el postoperatorio, reduce el tiempo de sangrado y de sonda vesical y el paciente puede ser dado de alta en 48 horas. En general, no es necesaria la medicación para el dolor y el paciente puede volver a su actividad normal a los pocos días de la intervención.

SINTOMATOLOGÍA

Los síntomas principales de la hiperplasia benigna de próstata se presentan con la aparición de los problemas para orinar, micción intermitente o prolongada, sensación de no tener nunca la vejiga vacía, pérdidas o goteo de orina, y necesidad urgente de orinar, especialmente por la noche.

El facultativo del servicio de Urología del Hospital de la capital grancanaria, Francisco Ramírez, destacó que "tanto en Estados Unidos como en Europa el 30 por ciento de los varones precisará en algún momento de su vida de un tratamiento quirúrgico de próstata", además de que "en España aproximadamente el 70 pro ciento de los tratamientos quirúrgicos en hiperplasia benigna son mediante la resección transuretral".

Recordó que la metodología del láser Holmium "se empezó a desarrollar en los años 90, pero el traslado al resto de hospitales ha sido bastante difícil porque su curva de aprendizaje es mucho más complicado y ha costado implantarla a nivel mundial".

Por su parte, el jefe del servicio de Urología, Rafael Martel, recomendó que los varones acudan al médico a partir de los 50 años de edad genéricamente y a partir de los 40 años aquellos que sean "de alto riesgo, es decir, con familiares que ya hayan padecido el problema". Igualmente, Ramírez recomendó medidas higiénico-dietéticas saludables "para que la sintomatología no sea tan llamativa o aparezca más tarde".

- PUBLICIDAD -

Comentar

Enviar comentario

Enviar Comentario

Comentarios

Ordenar por: Relevancia | Fecha