eldiario.es

Menú

Juez Serrano dice que no sabe razón de expediente de CGPJ pero cree que los políticamente incorrectos tienen abierto uno

SANTA CRUZ DE TENERIFE

El juez de Familia Francisco Serrano ha asegurado esta tarde que aún no sabe cuáles son las razones por las cuales se el Consejo General del Poder Judicial (CGPJ) le ha abierto un expediente, pero reflexionó que "en este país los jueces que han hecho críticas a lo políticamente correcto tienen expedientes disciplinarios abiertos". "Que cada uno saque sus conclusiones", dejó en el aire.

- PUBLICIDAD -

SANTA CRUZ DE TENERIFE, 18 (EUROPA PRESS)

El juez de Familia Francisco Serrano ha asegurado esta tarde que aún no sabe cuáles son las razones por las cuales se el Consejo General del Poder Judicial (CGPJ) le ha abierto un expediente, pero reflexionó que "en este país los jueces que han hecho críticas a lo políticamente correcto tienen expedientes disciplinarios abiertos". "Que cada uno saque sus conclusiones", dejó en el aire.

Serrano explicó a los medios de comunicación previas a un acto en el que impartía una conferencia bajo el título 'La convivencia, el orden y la no violencia. Causas y consecuencias del maltrato familiar' en la sede del Colegio Oficial de Abogados de Santa Cruz de Tenerife, dijo que se iba a reservar las actuaciones que iba a emprender.

A pesar de ello, sí planteó el juez que antes de abrir un juez se le deben pedir diligencias previas. "Estoy esperando saber en base a qué artículo de la ley se me abre expediente. Todavía no lo sé", insistió para admitir que en su poder obra "un escueto comunicado de ocho líneas del Consejo y hay dos páginas en un periódico diario de tirada nacional".

Criticó en este punto que se enteró por los medios de comunicación y planteó que "si una sentencia mía se filtrase a los medios antes que a las partes, mañana tengo un procedimiento penal abierto y además con motivo porque sería un delito de infidelidad en la custodia de documentos que me incumben".

DESDE 2008

"Los jueces que han hecho críticas a lo políticamente correcto en este país, todos, tienen expedientes disciplinarios abiertos", asumió el juez de Familia que expuso que en febrero de 2008 remitió una misiva al presidente del CGPJ para poner a su disposición los servicios de la asociación que preside. Detalló que los objetivos de la misma son "defender los derechos de la infancia".

Expuso que no había tenido respuesta y que por ello se dirigió "personalmente" al despacho del vicepresidente del CGPJ para informarle y añadió que éste había participado en unas jornadas realizadas por la organización en noviembre de 2009. "Decir que he ocultado la existencia de la asociación resulta inaudito", sentenció.

Serrano defendió que puede ser el presidente de una asociación porque se trata de un derecho fundamental. También se refirió a la libertad de expresión y planteó que "no se pueden recortar los derechos de todos los ciudadanos, incluidos los jueces con limitaciones estatutarias".

PERSEGUIDO

El juez admitió que se siente perseguido. "Es un sentimiento que está claro", afirmó para exponer que "no sólo en el aspecto personal lo paso mal y también en el profesional, sino además en el familiar". "Mi familia lo está pasando muy mal", confesó y concluyó que tiene "un juzgado con todo al día y por eso han tardado tanto en encontrar un fallo". Apostilló que viajó hasta Tenerife "con mi trabajo y sentencias al día".

De igual forma habló de "la soledad del perseguido ante la sociedad". "No van dirigidas las criticas hacia mí, sino a otros jueces para que no hablen", argumentó para señalar que ello es "la imposición del silencio desde la mayoría". "Es una dictadura y la peor es la que se disfraza de una democracia", espetó.

Recordó que fue el primer juez en imponer una medida de alejamiento y que "en 20 años de trabajo no han matado a una sola mujer en el ejercicio de su jurisdicción". "Responsabilidad de la que tendría que decir algo el delegado del Gobierno para la Violencia de Género, Miguel Lorente", apuntó.

Con respecto al número de maltratadas y asesinadas, dijo el juez Serrano que "las estadísticas hay oficiales y las reales". "No se engaña. Son datos sesgados o que ocultan datos que están ahí y no interesa saber", explicó para preguntarse por el número de detenciones injustas y arbitrarias a hombres o el número de suicidios que han provocado entre los varones o el número de asesinados. Aquí tildó como un fracaso que haya 33 mujeres muertas, pero también diez hombres".

EL MINISTERIO

Sobre la continuidad del Ministerio de Igualdad afirmó que debería estar en el de Asuntos Sociales y que el Instituto de la Mujer fuese de la Familia. Sobre la ley de violencia de género planteó que debería ser "en el ámbito doméstico a las personas independientemente de su sexo". Aquí se centró en los niños y ancianos, "los más vulnerables a una situación de discriminación". Argumentó que la norma supone "un paso atrás" en el feminismo porque se deja a la mujer bajo la tutela estatal.

"Esto es 'Matrix', hay una realidad idílica que se está vendiendo, pero puedo hablar del desierto de la realidad. La gente ya empieza a percibir que le engañan y que las políticas de igualdad, que es de desigualdad, perjudican a la verdaderas maltratadas que siguen demandando protección eficaz y no demagogia", manifestó el juez.

Entre sus propuestas a esta situación, Serrano habló de reconocer el auténtico maltrato, que se hable del ámbito doméstico. Aquí planteó que dos padres cuando discuten por la custodia de sus hijos lo hacen "de tú a tú" por lo que considerar a un hombre maltratador por ello "es un disparate que quiebra los pilares del estado de derecho". "Se castiga por ser hombre y no por lo que ha hecho", puntualizó.

De igual forma comparó el feminismo radical con un "cáncer con metástasis" e hizo referencia a los intereses económicos de las denunciantes falsas y de quienes les recomiendan que lo hagan.

POLÉMICA EN TENERIFE

Por último, el juez también se refirió a un hipotético veto que sufrió el pasado 20 de mayo cuando tenía previsto asistir en la isla al II Congreso Ayuntamiento y Familia pero finalmente no acudió. "Tengo que agradecer a las asociaciones que se llaman feministas y a la consejera del Cabildo --en referencia a la responsable de Bienestar Social, Cristina Valido-- que ha sido posible aunque no fuera en aquella ocasión, que prevalezca la libertad de expresión". "Estoy hoy aquí", dijo.

"Llamar feministas a esas asociaciones es un insulto al fenismo por la igualdad", prosiguió para criticar que se luche "por una nueva era de discriminación". Defendió que la Constitución establece el equilibrio y que "ese feminismo del resentimiento y oportunismo quiere crear una nueva era de la discriminación basada en la ideología de género o perspectiva que es la de su propio interés".

- PUBLICIDAD -

Comentar

Enviar comentario

Enviar Comentario

Comentarios

Ordenar por: Relevancia | Fecha