eldiario.es

Menú

Santa Cruz de Tenerife estudia caso por caso las 1.700 viviendas fuera de ordenación

El PGO de la capital tinerfeña entrará a vigor a finales de enero.

El fuera de ordenación, una de las partes suspendidas del plan, quedará resuelto entre julio y septiembre, según el concejal de Urbanismo.

- PUBLICIDAD -
José Ángel Martín, concejal de Urbanismo de Santa Cruz de Tenerife.

José Ángel Martín, concejal de Urbanismo de Santa Cruz de Tenerife.

El Ayuntamiento de Santa Cruz de Tenerife ha enviado a la Cotmac el Plan General de Ordenación para su publicación y entrada en vigor a finales de enero, mientras que las partes suspendidas del plan, como el fuera de ordenación, estarán resueltas quizás en julio y en todo caso para septiembre.

El primer teniente de alcalde y concejal de Urbanismo, José Ángel Martín, anunció que los 1.700 inmuebles que han quedado fuera de ordenación se estudiarán ahora caso por caso, en un trabajo lento y minucioso por parte de los técnicos para su adecuación legal que podría estar resuelto para el mes de julio o como tarde para septiembre.

También estarán concluidas para esa fecha las otras partes suspendidas del Plan General, como las modificaciones suspendidas por cuestiones de legalidad, como el caso de Costa Cardón, y el suelo urbanizable, como el caso del Suculum.

José Ángel Martín, que estuvo acompañado en una rueda de prensa por el director técnico de la Gerencia de Urbanismo, Fermín García Morales, indicó que una parte del suelo urbanizable, sobre todo en la zona suroeste de la ciudad, podría mantenerse como suelo rústico, dado que el PGO originalmente se redactó con las perspectiva de una ciudad de 260.000 habitantes cuando la realidad es que se está perdiendo población.

El actual parque de viviendas construidas es suficiente al menos hasta 2020, de acuerdo con estudios del Colegio de Arquitectos, así que no tendría sentido mantener suelo urbanizable en barrios como El Tablero, El Sobradillo o La Gallega si no se va a utilizar, apuntó.

Por eso, de acuerdo con los vecinos, el Ayuntamiento quiere mantener la protección rústica de ese suelo mientras no sea necesario.

Martín subrayó la importancia de que el Plan General, que llevaba catorce años de tramitación, se haya desatascado en los últimos tres sobre todo gracias al trabajo de los técnicos municipales y sin la contestación social que había tenido hasta entonces.

"Hemos pasado de la conflictividad a una situación en la que se escucha a los vecinos y se recogen gran parte de sus opiniones", dijo Martín, y aseguró que ese mismo diálogo se mantendrá en el trabajo de adecuación legal de los inmuebles fuera de ordenación en zonas saturadas.

En ese caso se ha optado por "reconocer la ciudad que ya existe", de manera que quedarán legalizadas las viviendas que han quedado fuera de ordenación por estar en zonas saturadas pero que se edificaron de acuerdo a la licencia.

Los inmuebles que se construyeron incumpliendo las licencias se mantendrán como fuera de ordenación, de ahí que ahora el trabajo de los técnicos sea analizar cada caso en colaboración con los vecinos afectados, dijo.

En cuanto a la zona de Costa Cardón, la intención es mantener su protección como suelo rústico de protección ambiental, al igual que los suelos en barranco y en ladera, que no tendrán uso residencial.

La entrada en vigor de las partes sin problemas del Plan General a finales de enero y la corrección de las partes suspendidas antes de septiembre supondrá un nuevo planeamiento urbanístico que dará seguridad jurídica a la ciudad.

Pero el desarrollo social y económico, según Martín, depende más de los planes especiales que ya están en marcha, como el de El Toscal, el del Puerto y el del Parque Marítimo, que también estarán listos en 2014, a los que se sumarán otros como el del barrio de La Alegría y San Andrés.

- PUBLICIDAD -

Comentar

Enviar comentario

Enviar Comentario

Comentarios

Ordenar por: Relevancia | Fecha