eldiario.es

Menú

Presidenta del Cabildo de Lanzarote afirma que muerte de Arozarena es "una pérdida irreparable para las letras canarias"

LAS PALMAS DE GRAN CANARIA

La presidenta del Cabildo de Lanzarote, Manuela Armas, expresó hoy su pesar por el fallecimiento anoche del escritor canario Rafael Arozarena que supone, a su juicio, "una pérdida irreparable para la cultura y la letras canarias".

- PUBLICIDAD -

ARRECIFE (LANZAROTE), 30 (EUROPA PRESS)

La presidenta del Cabildo de Lanzarote, Manuela Armas, expresó hoy su pesar por el fallecimiento anoche del escritor canario Rafael Arozarena que supone, a su juicio, "una pérdida irreparable para la cultura y la letras canarias".

"Desaparece uno de los grandes autores literarios del siglo XX en las islas, y además, un escritor cuya producción e inspiración estuvo muy ligada a la iconografía del archipiélago", afirmó Armas en un comunicado.

La presidenta quiso transmitir las condolencias a la familia del escritor en nombre de toda corporación, en el suyo propio y en el de "todo el pueblo de Lanzarote". Recordó la especial relación del autor con Lanzarote, y "el cariño que se le profesaba desde la isla, ya que su novela más conocida y universal, 'Mararía', está ambientada en Lanzarote".

Subrayó que Arozarena (Santa Cruz de Tenerife 1923-2009) es uno de los autores literarios más importantes de Canarias en el siglo XX. Trabajó la poesía, la novela, el ensayo y los artículos de prensa. Entre su trabajo poético destacan obras como 'Romancero canario' (1946), 'El ómnibus pintado con cerezas' (1971), 'Silbato de tinta amarilla' (1977) o 'Fetasian Sky' (2003).

De entre sus novelas, 'Mararía' (1973) es la más conocida por el gran público y la de mayor repercusión internacional, pero también son muy relevantes textos como 'Cerveza de grano rojo' (1985) o 'El barco de los sueños' (2003). Su obras fueron traducidas a numerosos idiomas, como el inglés, el francés, el alemán, el italiano o el rumano.

Junto con el Isaac de Vega, Antonio Bermejo y José Antonio Padrón formó parte del llamado grupo Fetasiano, que revolucionó la literatura canaria en los años 60 y 70 del pasado siglo. El grupo se caracterizó por describir en sus obras una relación de conflicto y tensión entre el ser humano y el mundo que le rodea.

Rafael Arozarena obtuvo en 1988 el Premio Canarias de Literatura, junto al propio Isaac de Vega, y desde el año 2000 era miembro de la Academia Canaria de la Lengua.

- PUBLICIDAD -

Comentar

Enviar comentario

Enviar Comentario

Comentarios

Ordenar por: Relevancia | Fecha