eldiario.es

Menú

Contradicciones en el juicio de la mujer presuntamente violada en una celda

TENERIFE / HAY CUATRO AGENTES IMPLICADOS

"Se contradice en las declaraciones sobre cómo fue", dice la defensa.

- PUBLICIDAD -

La presunta víctima de una violación mientras estaba arrestada en un calabozo de los juzgados del municipio tinerfeño de Arona ha declarado este viernes a través de videoconferencia en los juzgados de Santa Cruz de Tenerife ofreciendo un testimonio marcado por las contradicciones, según han explicado fuentes de la defensa.

La británica ha prestado declaración después de no haber acudido a dos citaciones anteriores. Ha insistido una vez más en que fue violada por un agente del Cuerpo Nacional de Policía y ante los ojos de un compañero después de que esta ciudadana fuera arrestada en la zona de Las Verónicas por agredir a una policía.

"Hoy han sido más las impresiciones que en anteriores ocasiones. Ella sigue sosteniendo que fue violada en el interior de la comisaría, pero niega que haya mantenido relaciones anteriores con el Policía", han indicado estas fuentes a pesar de que el agente implicado ha negado este hecho y ha argumentado que había mantenido una relación "consentida" anterior a la detención de esta mujer.

"Se contradice en las declaraciones sobre cómo fue violada dentro de la celda. Además cuando se le pregunta sobre los detalles tampoco es precisa", han apuntado para insistir en que según la descripción del momento de los hechos parecen improbables pues en su momento se hizo una inspección ocular de los calabozos en donde la descripción del momento de la violación se muestra imposible..

"En su momento, se hizo una inspección ocular y se ha comprobado que el banco tiene una altura de medio metro. Es imposible que pueda ser penetrada directamente mientras estaba sentada", han explicado para insistir en que ella se acuerda perfectamente de lo ocurrido.

Las contradicciones se presentan en cuanto a lo declarado en la fecha, lo dicho por otra mujer que también estaba en otra celda en el momento de los hechos y con las que habló la presunta víctima. Tampoco, y a pesar de ir a un hospital, explicó lo sucedido al médico que lo atendió, según la defensa con argumentos poco creíbles.

En este caso, hay implicados cuatro agentes del Cuerpo Nacional de Policía. Dos de ellos como violador y cómplice por los que se han solicitado penas de 12 años y otros dos como responsables de los calabozos -el jefe de calabozos en el momento de los hechos y el coordinador- que presuntamente ignoraron lo que estaba sucediendo.

La sesión ha quedado ya sólo pendiente de que el juez emita la sentencia.

- PUBLICIDAD -

Comentar

Enviar comentario

Enviar Comentario

Comentarios

Ordenar por: Relevancia | Fecha