eldiario.es

Menú

Expedientan a un policía local condenado por distribuir pornografía infantil

El afectado cumple dos años de prisión desde el pasado mes de octubre por este delito que, desde el Ayuntamiento de Santa Cruz de Tenerife, consideran muy grave.

- PUBLICIDAD -

Un agente de la Policía Local de Santa Cruz de Tenerife condenado desde el pasado octubre a dos años de prisión por distribución de pornografía ha sido expedientado, ha informado este jueves la corporación municipal.

En un comunicado se indica que el área de Seguridad Ciudadana y Movilidad del Ayuntamiento de Santa Cruz de Tenerife inició en octubre la tramitación del expediente una vez la Audiencia Provincial comunicó la sentencia y desestimó el recurso de apelación del inculpado.

Dentro de la tramitación administrativa se dan los pasos establecidos legalmente para determinar las responsabilidades de este agente ante la comisión de una falta considerada como muy grave, se agrega en el comunicado.

Desde la incoación del expediente derivado de la se ha cumplido con los plazos de notificación, citación, declaración y alegación pertinentes.

La corporación municipal indica que el agente ha estado suspendido de empleo y sueldo durante un periodo de seis meses, decisión que se levantó hasta que se produjo la condena definitiva, y el ahora condenado no ha estado prestado servicio alguno fuera de las dependencias policiales.

El Ayuntamiento ha determinado que la infracción podría ser tipificada como muy grave, según lo establecido en el artículo 10 de la Ley Orgánica 4/2010 de Régimen Disciplinario, lo que supondría la separación del servicio o una suspensión de funciones de hasta un máximo de seis años, resolución que se conocerá una vez que se concluya el expediente incoado en octubre del pasado año.

Los hechos por los que se produce esta condena se refieren a una investigación que concluyó con la detención del citado policía tras un registro en su domicilio.

Durante la acción judicial se encontró diverso material informático calificado como contenido pedófilo, según consta en la sentencia y que concluye con la condena por el citado delito establecido en el artículo 189.1 del Código Penal, por lo que, respetando los plazos y la investigación judicial, en septiembre de 2009 se decidió incoar al agente un primer expediente de información reservada para el esclarecimiento de los hechos.

El 30 de julio de 2010 se recibió en el consistorio el auto del juzgado que imputaba al policía, y el 24 de septiembre de 2010 se inició la tramitación del primer expediente disciplinario.

Por acuerdo de la Junta Local de Gobierno del 8 de noviembre de 2010 se decidió la suspensión de empleo y sueldo del agente, así como la retirada de su arma reglamentaria y la credencial policial, según los plazos y procedimientos legalmente establecidos.

Está previsto que este procedimiento disciplinario concluya adoptando una decisión que podría culminar en última instancia con la separación definitiva del citado agente, se explica en el comunicado.

- PUBLICIDAD -

Comentar

Enviar comentario

Enviar Comentario

Comentarios

Ordenar por: Relevancia | Fecha