eldiario.es

Menú

Temen el despido de 35.000 empleados

CON LOS NUEVOS RECORTES DEL ESTADO

La asociación de gerentes sociales denuncia que los dependientes sufren más del 30% del ajuste del programa de reformas del Gobierno de Rajoy.

- PUBLICIDAD -

La Asociación Estatal de Directores y Gerentes en Servicios Sociales ha advertido que los recortes en Dependencia del Programa Nacional de Reformas de España 2013 constituyen "una nueva e insoportable crueldad para las personas en situación de dependencia y sus familias".

Entre las medidas que ha presentado ante Bruselas el Gobierno de Mariano Rajoy se encuentra una reducción de 1.108 millones de euros en la partida de atención a la Dependencia, que sólo está dotada con 1.087 millones. Según la asociación, este recorte implica "bajar la intensidad de atenciones a los beneficiarios, que decenas de miles de dependientes mueran sin atención y el despiido de 35.000 trabajadores (el 90% mujeres), así como no recaudar unos 400 millones de euros en retornos económicos (IVA, IRPF, Seguridad Social...)

El Gobierno reducirá de forma adicional el gasto público en 339 millones de euros por la vía del aumento del copago y en 489 millones por el recorte del nivel mínimo y de la regulación de las prestaciones y servicios.

Para los gerentes sociales, estas cifras "hace que se enciendan todas las alarmas", ya que el coste global del sistema para las administraciones públicas se estima en 6.000 millones, con lo que dicha reducción adicional supondría "recortar de las ya mermadas aportaciones públicas un 15% para lo que queda de año, dejando el sistema en un coste global de poco más de 5.000 millones".

La asociación advierte que el Gobierno prepara tres nuevos decretos. El primero de ellos, un decreto sobre el copago que supondría aumentarlo en un 50% para las personas dependientes cuyas comunidades no hubieran acometido ya dicha reforma. Los otros dos decretos regularán la aportación estatal del sistema por la vía del nivel mínimo garantizado, que "es primordial para conocer la financiación estatal del sistema, muy inferior a la autonómica'', y la reducción de las intensidades de los servicios y las incompatibilidades entre ellos.

"Casi uno de cada tres euros de los recortes lo sufren las personas en situación de dependencia y sus familias", ha denunciado la asociación, que insiste en que el Estado está "dejando morir" el Sistema de Atención a la Dependencia. "El destrozo total del sistema es tan evidente que sólo caben ya la indignación por la crueldad con los dependientes y el estupor ante la falta de sentido común que denota la adopción de medidas que destruyen empleo sitemáticamente. Esta vez nos queda un triste consuelo: puede que estén mintiendo a Bruselas", concluyen.

- PUBLICIDAD -

Comentar

Enviar comentario

Enviar Comentario

Comentarios

Ordenar por: Relevancia | Fecha