eldiario.es

Menú

Los dentistas de Las Palmas alertan de una decena de casos de intrusismo laboral

El presidente del Colegio señala que ejercer las funciones propias de la profesión de dentista sin estar titulado para ello está penado con multas de seis a doce meses

- PUBLICIDAD -
Una mujer es atendida en la consulta de un dentista. (EFE)

Una mujer es atendida en la consulta de un dentista. (EFE)

El Colegio de Dentistas de Las Palmas ha alertado de la proliferación de casos de instrusismo laboral con una decena de falsos profesionales que se hicieron pasar por dentistas en la provincia durante este 2016.

En un comunicado, la Institución recordó que la actividad de estas personal han dado lugar a dos sentencias condenatorias por intrusismo y estafa: la primera contra el propietario de una clínica dental que ejercía como dentista sin tener la titulación para ello y, la segunda, contra un protésico dental que ya había sido condenado cinco años atrás, también por un delito de intrusismo, y que tiene otra causa pendiente de juicio por los mismos motivos.

Además, entidad colegial explicó que tiene abiertos cuatro procedimientos en diversos partidos judiciales de Las Palmas, de los cuales uno de ellos corresponde a una querella interpuesta en 2016.

Del mismo modo, interpondrá próximamente tres nuevas querellas por casos de intrusismo, y se encuentra tramitando un cuarto nuevo procedimiento en 2016, a lo que hay que añadir las actuaciones realizadas en dos nuevos casos por posible intrusismo.

En este sentido, el Colegio de Dentistas de Las Palmas, ante la que considera alarmante proliferación de falsos dentistas, reclamó un cambio normativo y el endurecimiento de las penas por intrusismo, especialmente, en relación a las profesiones sanitarias, responsables y garantes de la salud de los pacientes.

Condenas"irrisorias"

Finalmente, el presidente del Colegio, José Manuel Navarro Martínez, señaló que el delito de intrusismo por ejercer las funciones propias de la profesión de dentista sin estar titulado para ello está penado con multas de seis a doce meses.

Aquí, opino que se trata de una condena que "irrisoria", por cuanto que "el delito afecta a profesiones sanitarias y supone un riesgo para la salud de los pacientes que no puede seguir saliendo barato al delincuente que, además, en muchos casos es reincidente".

- PUBLICIDAD -

Comentar

Enviar comentario

Enviar Comentario

Comentarios

Ordenar por: Relevancia | Fecha