eldiario.es

Menú

Los trabajadores de Global mantienen la huelga el 31 para exigir el pago de atrasos salariales

Los sindicatos de los empleados de la empresa de transporte interurbano de Gran Canaria han explicado que convocan este paro para exigir el pago de 7 millones de euros en atrasos salariales acumulados

- PUBLICIDAD -
Guaguas Global.

Guaguas Global.

Los trabajadores de la empresa de transporte interurbano de Gran Canaria Global serán convocados a la huelga este 31 de diciembre, en víspera del Año Nuevo, para exigir el pago de 7 millones de euros en atrasos salariales acumulados al congelarse sus sueldos desde 2009, según han anunciado sus sindicatos.

CCOO, UGT e Intersindical Canaria son las organizaciones promotoras de esta protesta, con la que se exige que se abonen a los trabajadores las subidas de sueldo que desde 2009 hasta ahora debían haberles aplicado anualmente, conforme a lo establecido en el convenio laboral que les afecta, según exponen en un comunicado.

En él se recuerda que los empleados de Global estaban inicialmente llamados a la huelga también el pasado sábado 24 de diciembre, cuando finalmente se anuló la convocatoria como muestra de "la buena voluntad negociadora de los sindicatos".

Una buena voluntad que consideran que "ha despreciado la empresa", al no atender sus reivindicaciones de comprometerse a pagar los referidos atrasos y, además, desbloquear el convenio laboral de sus trabajadores, vencido desde enero de 2015, se expone en el escrito.

Al tiempo, las organizaciones convocantes de la huelga critican la posición que ha mantenido ante su movilización el Cabildo de Gran Canaria, que ha fijado "unos servicios mínimos abusivos a favor de la empresa" al establecer que este 31 deberá seguir en funcionamiento el 50 % de los trayectos habituales de Global.

Una decisión que cuestionan aludiendo a que "en la pasada huelga general el Gobierno canario decretó el 25 % de servicios mínimos, y tan solo en las horas punta".

Por ello sostienen que el Cabildo ha actuado ilegalmente y critican especialmente al presidente de la corporación insular, Antonio Morales, al que acusan de "quitarse la careta" por considerar que el suyo es "un descarado posicionamiento a favor de la empresa y con un colosal desprecio por los salarios de los trabajadores".

Y, frente a su decisión, anuncian que han presentado una denuncia por la vía contencioso-administrativa, "exigiendo responsabilidad penal y patrimonial por tomar decisiones injustas a sabiendas de que lo son".

Al tiempo que sostienen que la huelga "va a salir adelante a pesar del empeño de Antonio Morales por dificultarla".

- PUBLICIDAD -

Comentar

Enviar comentario

Enviar Comentario

Comentarios

Ordenar por: Relevancia | Fecha