eldiario.es

Menú

Buen viaje, Juan Carlos

Juan Carlos Alemán ha dicho adiós discretamente pero sin dejar de defender apasionadamente sus ideas socialistas y a su partido, por muy difíciles que fueran las cosas

- PUBLICIDAD -
El exsecretario del PSOE canario Juan Carlos Alemán

El exsecretario del PSOE canario Juan Carlos Alemán

Los periodistas que mantuvimos relaciones profesionales con Juan Carlos Alemán durante su dilatada carrera política lo amábamos. Sencillamente lo amábamos. Siempre estaba disponible para atender una llamada de teléfono, compartir una confidencia o bromear con las cosas más peregrinas. Y si el periodista no lo llamaba, ya se ocupaba él de hacerlo, seguramente para orientar las informaciones hacia el lugar que más convenía a su partido. Puede decirse que ésa fue la obligación que más a pecho se tomó con la prensa este gran tipo que este miércoles se ha marchado sin hacer ruido.

Durante el tiempo que le tocó embridar al siempre conflictivo Partido Socialista Canario, diez intensos años, no se rindió ni un solo día. Nadie le derrotaba en el diálogo y en la búsqueda de soluciones, y lo más negativo que se puede decir de él es que, a la hora de las decisiones, hacía que prevaleciera el interés del PSOE incluso sobre las viejas amistades que siempre cosechó. Y el que decide, ya se sabe, siempre deja alguna herida por el camino.

Cuando le tocó retirarse a la segunda línea, lo hizo con la misma prudencia y lealtad de siempre. Por muy duros que corrieran los tiempos, se echaba encima la responsabilidad que le asignaran sin reclamar la gloria ni el reconocimiento. Sus últimos años los ha pasado desde la más absoluta discreción aportando sus habilidades y sus conocimientos de la flora y la fauna política de Canarias a los que gobiernan ahora el PSOE. Porque su pasión era la política y a ella estuvo entregado prácticamente hasta el final.

Hasta su batalla contra el cáncer la convirtió en un generoso canto a la fraternidad.

Ya se ocuparán las piezas periodísticas y los más expertos colegas en semblanzas de resaltar sus hitos políticos. Yo prefiero recordarle como ese hombre grande y bonachón, apasionado socialista, con el que hablé tantas y tantas horas por teléfono y del que aprendí muchas cosas. Juan Carlos, que tengas un buen viaje. Yo no pienso olvidarte.

- PUBLICIDAD -

Comentar

Enviar comentario

Enviar Comentario

Comentarios

Ordenar por: Relevancia | Fecha