eldiario.es

Menú

Mariola tendrá su puesto en LPGC

MÁXIMA TENSIÓN EN EL AYUNTAMIENTO A PESAR DEL ACUERDO

Donde sigue habiendo máxima tensión es en el Ayuntamiento de Las Palmas de Gran Canaria, después del despido de la funcionaria interina Mariola Álamo para hacer hueco a otra funcionaria en excedencia, Lola López,

- PUBLICIDAD -

Donde sigue habiendo máxima tensión es en el Ayuntamiento de Las Palmas de Gran Canaria, después del despido de la funcionaria interina Mariola Álamo para hacer hueco a otra funcionaria en excedencia, Lola López, de vuelta al hotel de los líos ahora que vuelven a gobernar los que la colocaron en el Instituto Municipal de Vivienda de aquella manera y con aquellos andares. Los sindicatos, después del encierro de la noche del lunes, han arrancado un compromiso firmado -veremos si papel mojado- al alcalde, en el que se compromete a crear una lista de reserva de la categoría de Mariola, trabajador/asistente social, en la que quedará incluída para cubrir bajas temporales, y la modificación de la plantilla municipal con la creación de una plaza de técnico medio de administración especial, que será cubierta por la lista de reserva creada. El acuerdo en sí debía calmar los ánimos contra las maneras de llevar al personal que tiene el director de gobierno Claudio-Alberto Rivero, conocido en el Metropol como "El Claudillo", pero nada más lejos de la realidad: los sindicatos municipales aseguran ya no reconocer como interlocutores válidos a los directores de recursos humanos, que han estirado el chicle demasiado hasta enervar a la plantilla del Ayuntamiento de LPGC, y hasta repudian la manera de comportarse con los encerrados durante la noche del lunes. "El trato ha sido inhumano, al negarnos agua y comida, ha sido propio de un gobierno fascista", ha denunciado el representante de Intersindical José Manuel Rodríguez. Y ese que estamos solo a mitad de verano...

- PUBLICIDAD -

Comentar

Enviar comentario

Enviar Comentario

Comentarios

Ordenar por: Relevancia | Fecha