eldiario.es

Menú

Roldós, en el disparadero

EL PP NO SE LANZA A DEFENDER A LA EX CONSEJERA DE SANIDAD

Los acontecimientos en torno al caso Roldós siguen sucediéndose al ritmo que permite el blindaje que, sin éxito, se ha tratado de levantar en torno a la Consejería de Sanidad del Gobierno de Canarias, Y los aco

- PUBLICIDAD -
Mercedes Roldós, ex consejera de Sanidad.

Mercedes Roldós, ex consejera de Sanidad.

Los acontecimientos en torno al caso Roldós siguen sucediéndose al ritmo que permite el blindaje que, sin éxito, se ha tratado de levantar en torno a la Consejería de Sanidad del Gobierno de Canarias, Y los acontecimientos no se están viendo acompañados de la tradicional protección a la protagonista y primera responsable política del entuerto. Mercedes Roldós, ex consejera del ramo, se ha quedado sin argumentos tras agarrarse como un clavo ardiendo a aquella versión tan insulsa y casi insultante de que, tanto con Lifeblood como con cualquier otra parte contratada, "firmaba lo que me ponían delante". Sin muchas más explicaciones y prácticamente en soledad parlamentaria se ha quedado la ex consejera, porque a los desplantes que con mayor o menor disimulo se aprecian en torno a la que fuera mano derecha de Soria y gran esperanza de la derechona canaria, se une la ausencia total de iniciativa política por parte de su partido. Porque si bien en el caso de los títulos falsificados en torno a la Escuela de Servicios Sociales y Sanitarios de Canarias (Essscan) el PP ha encontrado tiempo y ganas para pedir una comparecencia parlamentaria y desgañitarse en defensa de sus cargos públicos implicados, en el caso Roldós la pasión ha ido por barrios. Y por los datos que van llegando a cuentagotas a la prensa, las razones parecen estar cada día más claras.

- PUBLICIDAD -

Comentar

Enviar comentario

Enviar Comentario

Comentarios

Ordenar por: Relevancia | Fecha