eldiario.es

Menú

''Nos dedicamos a esto''

EL PRESIDENTE, RELAJADO POR LA TARDE EN EL CLUB LA PROVINCIA

Por la tarde la cosa fue bastante distinta. Paulino Rivero se presentaba a una cita concertada con anterioridad a la crisis de gobierno en el Club La Provincia, que desde que lo dirige Ángel Tristán Pimienta no ha hecho otra cosa que

- PUBLICIDAD -

Por la tarde la cosa fue bastante distinta. Paulino Rivero se presentaba a una cita concertada con anterioridad a la crisis de gobierno en el Club La Provincia, que desde que lo dirige Ángel Tristán Pimienta no ha hecho otra cosa que innovar. Innovación en el nombre, que ya no es Club Prensa Canaria, que hay otras prensas canarias que, aún con tendencias a la fusión, son bien distintas. Luego, el formato: Tristán sentó al presidente en medio de un grupo de invitados, con la directora de La Provincia, Teresa Cárdenes; el presidente de Cencosu-Spar, Ángel Medina; el alcalde de Arucas, Juan Francisco Padrón, y un estudiante de Ingeniería de Telecomunicaciones de la ULPGC, Ismael Barreto. Pero Rivero se cascó un largo discurso inicial que alargó demasiado el acto e hizo imposible que los invitados pudieran interrogarle a discreción. Pero valió la pena ver lanzado al presidente, que empezó por decir que las dos noticias más importantes del año habían visto la luz en octubre. Una, su acuerdo con Zapatero, con el que está encantado (el acuerdo, nos referimos), y la otra, la sentencia del Supremo exonerando a Canarias de pagarle más de 100 millones de euros a Rafael Bittini y a una muy determinada corte de los milagros a la que quedó en recompensar (¿y si nos ganamos otra lotería, Rafael?)

- PUBLICIDAD -

Comentar

Enviar comentario

Enviar Comentario

Comentarios

Ordenar por: Relevancia | Fecha