Opinión y blogs

eldiario.es

El fiscal que se jubiló

FUE EL QUE ENCAJONÓ EL EXPEDIENTE QUE NUNCA FUE ARCHIVADO

El expediente del caso Amorós durmió el sueño de los justos en la fiscalía del Tribunal de Cuentas porque el alto funcionario encargado de tramitarlo no estaba para muchos farolillos. Le quedaban escasos tres meses para su jubilación cuan

- PUBLICIDAD -

El expediente del caso Amorós durmió el sueño de los justos en la fiscalía del Tribunal de Cuentas porque el alto funcionario encargado de tramitarlo no estaba para muchos farolillos. Le quedaban escasos tres meses para su jubilación cuando recibió una o dos llamadas de Canarias y desde el mismo Madrid mostrando especial interés por no tener maldito interés en ese caso. El hombre, que tenía su corazoncito, entendió a la perfección el mensaje y guardó el caso Amorós en un cajón. Tanto lo guardó que pasó de estar almacenado a estar encajonado, es decir, archivado en un lugar de la Mancha de cuyo nombre ya casi ni nos acordamos. Cuando llegó Medina Jáber a la Audiencia de Cuentas de Canarias llamó a Madrid y le dijeron que estaba "archivado", término que entendió el presidente del órgano canario del modo más administrativo posible. Y no era así.

- PUBLICIDAD -

Comentar

Enviar comentario

Enviar Comentario

Comentarios

Ordenar por: Relevancia | Fecha