Opinión y blogs

eldiario.es

Niños refugiados en Europa

Unos 250 millones de niños viven en zonas del mundo afectadas por la guerra y los conflictos armados, según un informe del Fondo de las Naciones Unidas para la Infancia (Unicef). En cualquier emergencia por desastre natural o por conflicto armado los niños son los que están expuestos a peligros mayores. La evidencia es clara: en 2015, 98 millones de personas sufrieron las consecuencias de los desastres naturales, 37 millones de niños se han quedado fuera de la escuela en los países afectados por conflictos y uno de cada 200 es un refugiado. Los niños son las víctimas más indefensas y sufren consecuencias devastadoras como la desnutrición, la violencia y la falta de acceso a servicios básicos de salud, de educación y de protección.

El documental Un Hogar en el mundo aborda este y otros temas. Sorprende por su realismo sobrecogedor y consigue que nos pongamos en la piel de los niños que se han visto obligados a abandonar sus hogares debido a la inseguridad de la guerra. Magomed es un niño refugiado checheno. Desde un rincón del patio observa en silencio como sus compañeros de clase se pelean por un balón. Ali viene de Afganistán, de donde huyó en 2008. De noche tiene pesadillas donde cinco hombres con cuchillos hieren a su padre. Ellos y sus amigos pasan los días soñando en el momento en que sus familias obtendrán el permiso de residencia. Mientras tanto, juegan, hacen manualidades y aprenden a argumentar, al igual que hacen los niños en cualquier otra escuela. La diferencia es que ellos han vivido situaciones límite y conviven con recuerdos dolorosos. Muchos de ellos, como Ali, Magomed, Heda o Amel han huido de países en conflicto. Los educadores luchan cada día para que estos niños saquen lo mejor de ellos mismos y tengan las herramientas para construir un nuevo lugar en el mundo donde sentirse como en casa.

C:\fakepath\82381_1-1.jpg

Seguir leyendo »

L'Hospitalet, territorio 'manouche'

L'Hospitalet de Llobregat puede presumir de tener, a su Escuela de Música, un área de estudios de jazz manouche impulsados por el músico y guitarrista Albert Bello. Y no sólo eso, también todo un festival dedicado a esta vibrante y sustanciosa variante europea del jazz aglutinada en torno al legendario Django Reinhardt. El festival Django L'H se puso en marcha en 2010 coincidiendo con el centenario del nacimiento de Reinhardt, y desde entonces se ha ido consolidando como un punto de encuentro entre los aficionados al jazz manouche, los nuevos públicos que lo descubren y los intérpretes más destacados de la escena actual.

Uno de los puntos más importantes para la organización ha sido siempre trabajar por una programación con gran calidad musical y esto ha permitido proyectar internacionalmente el festival y la ciudad. Así pues en la edición 2015 se programó el concierto del Biréli Lagrène, uno de los mejores guitarristas de jazz de la actualidad. La llegada de público más allá de las fronteras y la gran respuesta de la gente de Hospitalet hizo posible llenar todo el aforo del Teatre Joventut.

Un hecho que podría repetirse sábado 26 de noviembre con un directo histórico en nuestro país, el concierto intergeneracional con dos guitarras y un contrabajo de Stochelo Rosenberg, uno de los máximos exponentes del jazz manouche de las últimas décadas, toda una leyenda viva. De origen sinti, comenzó a tocar la guitarra a los 10 años, ha grabado más de 60 discos - Seresta fue una revelación-, y ha actuado, entre otros lugares, en el Carnegie Hall con el gran maestro violinista Stéphane Grappelli. Le acompañarán dos de los intérpretes más potentes de las nuevas generaciones de manouche; Adrien Moignard, representante de la actual generación de guitarristas, abanderado de la velocidad y la improvisación moderna, y el contrabajista William Brunard, de base perfecta, que ha actuado con artistas como Biréli Lagrène y Tchavolo Schmitt, entre otros.

Seguir leyendo »

L'Alternativa: militancia y resistencia cinematográfica

Laurie Anderson inaugurará el festival con su trabajo Heart of Dog

L’Alternativa ocupa una posición singular como oferta cultural, recorre su historia y pone de relieve las líneas más destacadas, entre las que destaca la opción por un cine al margen de los discursos oficiales y su vocación de investigación en las nuevas corrientes estéticas que determinan el futuro del audiovisual. La apuesta por un cine comprometido en el nivel ideológico y arriesgado en el plano formal determina una voluntad de movilizar el cine como instrumento de pensamiento frente el carácter evasivo y gregario del grueso de las propuestas audiovisuales contemporáneas. La propuesta de l'Alternativa se sitúa, pues, en las vías de un cine pobre, con la reivindicación de presupuestos bajos, de equipos reducidos y de una voluntad de retorno a la realidad.

A fuerza de resistir, de militar en los márgenes, el festival ha congregado un auditorio cada vez más numeroso, hasta convertirse en la principal muestra cinematográfica de la ciudad de Barcelona, indispensable en el ámbito catalán y notable en el ámbito estatal. El festival es un termómetro extraordinario del futuro de la creación cinematográfica y audiovisual en poner en pantalla y constituir en sección destacada los trabajos de estos potenciales cineastas. Aquí radica, en toda su pureza, el sentido del laboratorio: buscar, equivocarse, probar y experimentar con los elementos del cine. Si, además, añadimos la presencia constante de seminarios, mesas redondas y cursos diversos de formación en los aspectos cinematográficos, nos encontramos con una propuesta de vocación didáctica para la formación no sólo de cineastas sino de espectadores y espectadoras inteligentes.

C:\fakepath\IMG_0195.JPG

Havarie sobre el problema de la inmigración en el mediterráneo

Seguir leyendo »

No tienes por qué temer al psiquiatra

Desde sus inicios, el arte dramático se caracterizó por otorgar a sus espectadores un beneficio psicológico que bien podría considerarse como terapéutico. Tras el nacimiento de la psiquiatría en el Siglo de las Luces, el efecto terapéutico del teatro no sólo se consideró que podía aplicarse a los espectadores, sino incluso a los actores. Xavier Sardà y Juan Carlos Ortega, por desgracia, no creemos que mejoren demasiado con esta terapia. “Tenemos severos problemas psicológicos", bromea Sardà.

Él y Ortega podrían ser objeto de psicoanálisis, pero de momento no se toman muy en serio la psiquiatría, al menos los viernes por la noche, cuando suben al escenario para representar Terapia (21h, Luz de Gas), un espectáculo en el que se ríen de los tópicos psiquiátricos y hablan mucho de política y de sexo. Intercambian papeles, el discurso es locuaz, se turnan en el sofá o el sillón como paciente y psiquiatra.

El reto consiste en adivinar quién de los dos está más loco, si el psiquiatra o el paciente. Atenderán a personas con patologías y enfermedades curiosas. Una mujer a quien se le aparece la virgen, un hombre que quiere dejar de fumar y un señor que no tolera los chistes de locos. En un gag Sardà quiere tener la misma ilusión que ve en la gente, quiere ser independentista por un día y experimentar qué se siente. En Terapia no solo hay consultas de diván, también vía teléfono.

Seguir leyendo »

Diálogo sobre ‘periodismo en reconstrucción’

Acto de presentación del libro Periodismo en reconstrucción en la librería Altaïr

Cuando lo que ves te indigna y eres mínimamente empático, es imposible ser neutral. Y por eso hacemos muy bien si no nos dejamos arrastrar, si analizamos críticamente lo que vemos. Ahora bien: el periodismo, si queremos que siga teniendo alma, no se le puede exigir sólo neutralidad. Se le debe exigir que sea honesto. En el ejercicio de la profesión, durante cuarenta años, Josep Carles Rius ha defendido las dos cosas. También los periodistas que le acompañaban en la mesa de la Librería Altaïr: Neus Tomàs y Samuel Aranda. Tampoco éramos del todo neutrales los asistentes al acto, muchos compañeros del ex decano del Col·legi de Periodistes de Catalunya en diferentes etapas en El Periódico, La Vanguardia, Público, y ahora la Fundación Periodismo Plural. Una de las consideraciones más repetidas durante el acto fue que el libro es oportuno y necesario. Roberto Herrscher, director de la colección y responsable del máster de Periodismo Universidad de Barcelona-Columbia University, resumió la aportación de Periodismo en reconstrucción como "un viaje necesario para reconstruir un periodismo que escape de la nostalgia, la lágrima y la queja". 

Neus Tomàs, con una larga trayectoria como periodista, apuesta por el periodismo en consideración "a los lectores, no a los medios", porque "el periodismo de algunos grandes medios pasa de puntillas sobre las denuncias incómodas". La periodista de El Periódico considera que hemos perdido el olfato y el oficio que permite saber qué es noticia, que preocupa a los ciudadanos, o peor aún, "algunas veces el oficio consiste precisamente en saber distinguir qué conviene resaltar y qué conviene silenciar". Con todo, Tomás coincide con el autor que se trata de una crisis de modelo pero no una crisis del periodismo, porque hay una serie de circunstancias que dejan puertas abiertas a la esperanza. Gracias a las redes, el periodista puede tener voz propia más allá del propio medio y, gracias también a internet, ahora existe la posibilidad de crear medios alternativos, lamenta pero que estas oportunidades vengan a veces acompañadas de una "precarización de la profesión".

A su vez, el fotoperiodista Samuel Aranda, que coincidió con Josep Carles Rius en el Magazine de La Vanguardia, muestra su preocupación cuando "el periodista es el protagonista de la noticia". Con humildad, Aranda piensa que existe el riesgo de poner la autoría por encima del periodismo. "Para mí, el fotoperiodismo es un oficio. Y creo que a veces nos olvidamos de eso, corremos el riesgo de ser muy egocéntricos". El fotógrafo catalán, a pesar de haber sido portada en múltiples ocasiones en el diario The New York Times, nunca ha obtenido un contrato estable de un medio español para que cubra los conflictos. "Soy freelance", afirma. "Mis ingresos provienen del New York Times. Tengo unas condiciones estables: me han hecho seguro médico y tengo exclusividad con el diario a nivel de prensa diaria".

Seguir leyendo »

El Viejo Topo: 40 años de historia

El Viejo Topo, la revista que una generación entera llevó bajo el brazo por los pasillos de las universidades españolas durante la transición, cumple cuarenta años y lo hace para reivindicar el espacio de pluralidad con el que nació en 1976. Eran los años del “Teorizad, teorizad malditos” de Manuel Vázquez Montalbán, de la subversión de la cultura, de Ajoblanco, de la edición española de Monthly Review, del Materiales de Manuel Sacristán... Un espacio para que “todos los que tenían inquietudes culturales y políticas”, en palabras del profesor y activista Jordi Mir, pudieran expresar sus propuestas. La revista alcanzaría tiradas de 50.000 ejemplares y se convertiría en símbolo de una época.

“El Viejo Topo se dirige a quienes no se conforman con lo que las cosas parecen y quieren saber lo que las cosas son”, ha señalado Miguel Riera, editor y director de la revista. Riera es el único de la dirección tripartita fundacional, junto a Claudi Montañá y Jorge Sarret, que sigue al frente de la publicación desde que apareciera en octubre de 1976. Con valientes planteamientos rupturistas cuando aún se temía por la reacción del búnker franquista y la debilidad de Adolfo Suárez, y con notable grosor intelectual salpicado por la filosofía libertaria y los incipientes movimientos pacifistas y feministas, El Viejo Topo resistiría, en una primera etapa, hasta 1982, para renacer en 1993.

C:\fakepath\image.jpeg

Seguir leyendo »

La Mercè más descentralizada

Cartel de Miguel Gallardo

"La reiteración es el principal eje de la fiesta, que también tiene novedades”, apuntaba hace unos días Xavier Cordomí, director artístico de los actos tradicionales de La Mercè. Y es que La Mercè sigue hermanando con una ciudad invitada, el BAM continúa apostando por la emergencia y consolidación musical, las asociaciones sacan pecho, la cultura popular late y las artes salen a la calle. Los ejes programáticos son prácticamente los mismos; el formato, diferente. Los cambios vienen acompañados del discurso del Ayuntamiento, que destaca que La Mercè es una fiesta para todos los barceloneses y barcelonesas y que debe ser más descentralizada, participativa y atrevida.

Gesto con París

París, desgraciadamente, ha sido noticia en los últimos meses y no precisamente por su grandeza. Barcelona quiere tener "un gesto con la ciudad hermana que ha sido víctima de la intolerancia y la violencia", explicó Jaume Collboni, concejal de cultura. Así, el Parc de la Ciutadella acogerá Nuage, una nube artificial suspendido en el aire sobre el que se mueven unos acróbatas, y también verá cómo crecen en su interior las construcciones participativas de cartón del artista Olivier Grossetête; los franceses también tendrán un lugar destacado en el Barcelona Acció Musical (BAM), en el Festival Pirotécnico Internacional y al espacio de creación La Caldera Les Corts, que mostrará el documental La Opéra de París.

Seguir leyendo »

Horacio Seguí: memoria fotográfica de la música de los 60

Joan Manel Serrat

Horacio Seguí, a través del objetivo de su cámara fotográfica, ha testimoniado medio siglo de vida deportiva en nuestro país. Pocos conocen pero que antes de su intensa y prolífica etapa de fotógrafo futbolístico, Seguí retrató los músicos y cantantes más destacados de los años sesenta. Tanto los de la Nova Cançó, que se asomaban en nuestra casa con ansias de libertad, como los artistas internacionales que hacían escala en la gris España para promocionar sus discos. Viajó también por los festivales más importantes del momento -San Remo, Benidorm, Eurovisión y Viña del Mar- y publicaba sus fotos en revistas como Mosaico musical, Lecturas, Ondas, Discóbolo y Correo de la Radio.

La exposición La música de los 60 dentro y fuera de los escenarios que se podrá visitar hasta el 5 de noviembre en la Casa Golferichs, Gran Via de les Corts Catalanes, 491 de Barcelona, se presenta como una retrospectiva musical, reflejando el gran trabajo dentro de este ámbito que realizó Horacio Seguí y que no es tan conocido por el gran público. Sus retratos descubren los artistas más destacados de toda una época: desde estrellas como Joan Manel Serrat, Núria Feliu o Peret, pasando por Julio Iglesias, Tom Jones, Paul Anka, Rocío Jurado o Massiel, sin olvidar los retratos de grupos como los Sírex o los Mustang, entre muchos otros.

Las fotografías de Horacio Seguí esconden una historia. Paseó Tom Jones con su moto. Los 5 Latinos comieron pan con tomate en su casa. Llevó Charles Aznavour a ver la Sagrada Familia. Fotografió el concierto de los Beatles. La amistad trabada a lo largo de los años entre fotógrafo y artistas ha hecho que algunos participaran en la inauguración de la exposición de este jueves, como Agustín de Los Diablos y Santi de los Mustang -cantando en directo- o Los hermanos Calatrava y Núria Feliu. La muestra, organizada por el Espacio de fotografía Francesc Català-Roca, cuenta con la colaboración del Arxiu Nacional de Catalunya.

Seguir leyendo »

Jordi Duran; "La interculturalidad sirve para preguntarnos qué somos hoy en día"

Jordi Duran, director artístico de FiraTàrrega

Emprendemos el viaje que supone ir a Tàrrega con la ilusión de cada año. No nos referimos al trayecto que separa Barcelona de la capital de las artes escénicas de calle. Nos referimos al viaje cultural y emocional que proporciona FiraTàrrega cuando ocupa el espacio público y lo llena de arte y de creación. "¿Cómo trabajamos la interculturalidad desde casa? ¿Estamos preparadas las instituciones o los equipamientos públicos actuales para dirigirnos al ciudadano contemporáneo? ¿Dónde y cómo tiene cabida la diferencia?". Son algunas de las preguntas que se hace Jordi Duran, director artístico de FiraTàrrega, que este año centrará esta edición en la interculturalidad. Del 8 al 11 de septiembre podremos asistir a 60 espectáculos de 57 compañías (30 de catalanas, 11 españolas y 16 internacionales), de los cuales 15 han sido coproducidos por FiraTàrrega (es decir, un 25%). En este contexto prometedor volvemos a FiraTàrrega para conversar con su director y continuar disfrutando de buenos espectáculos.

¿Cómo se manifiesta la interculturalidad en las artes escénicas de calle?

En FiraTàrrega hablamos de interculturalidad, participación y espacio público. Hasta el 2018 dedicaremos la feria a cada uno de estos grandes activos que contribuyen a diferenciar las artes de calle de las artes de sala. Son creaciones pensadas para todo tipo de público. Hablamos de una disciplina muy atractiva para los programadores y capaz de aterrizar en mercados muy diferentes. La interculturalidad sirve para preguntarnos qué somos hoy en día. No sólo nos dirigimos a público que puede pagar una entrada de teatro, nuestra intención es conectar con todos. En FiraTàrrega escuchamos y servimos, somos un servicio público, no sólo una plataforma para compañías, sino también un espacio de exhibición donde todo el mundo tenga acceso. Las artes de calle son por definición interculturales.

Seguir leyendo »

Cuando los muros hablaban

"Amnsitía"

Entre 1974 y 1977, el colectivo de fotoperiodistas Foto FAD trabajó en el registro del grafiti de calle en Barcelona, recopilando una serie de más de 6.000 imágenes procedentes de baños públicos y reivindicaciones políticas. Felix Camprubí, Lluís Crusellas, Joan Fontcuberta, Eusebio González, Siso Mitjanas, Josep Moliner, Miquel Moix, Lluís Muñoz, Salvador Obiols, Ramon Pi, Enric de Santos, Manel Úbeda, Raül Vendrell y Crisitina Zelich son los 14 fotógrafos que retrataron las consignas políticas, la represión y los anhelos democráticos de la ciudadanía a través de los grafitis. Hicieron 1.620 fotografías en Barcelona y en diferentes poblaciones del Vallès Occidental y el Baix Llobregat.

Una vez muerto Franco, siguieron con la tarea hasta la época de la Transición. En 1977 la editorial La Gaya Ciencia publicó su trabajo con el título Pintadas. Barcelona: De Puig Antich al Referéndum. Aunque originalmente el proyecto pretendía tener más complejidad y envergadura temática, en Pintadas se publican pintadas políticas realizadas entre la ejecución de Salvador Puig Antich (marzo de 1974) y el referéndum (diciembre de 1976). De este proyecto-libro, la selección de imágenes del que estuvo determinada por "la urgencia política que, por ahora, domina la atención cívica" y de otros fondos relevantes del Arxiu Fotogràfic parte la exposición para genera unos relatos que son más actuales que nunca.

C:\fakepath\image.jpeg

"Menos Rey más cultura"

Seguir leyendo »