eldiario.es

Menú

Almansa, un campo de batalla clave en la Guerra de Sucesión

La localidad albaceteña revivirá la contienda gracias a la participación de 400 recreadores internacionales

El Museo del Prado ha cedido al municipio uno de los dos cuadros donde se plasma la batalla

- PUBLICIDAD -
Batalla de almansa

Este 2017 se cumplen 310 años de que se librara una batalla que definiría la historia de España. Fue el 25 de abril de 1707 en la localidad albaceteña de Almansa. Allí, las tropas de Felipe de Anjoy vencieron a las del Archiduque Carlos, inmersas en la Guerra de Sucesión.  Esta batalla permitió que las tropas borbónicas entraran en el reino de Valencia, otorgando así la corona a quien sería el primer monarca Borbón en España. Que sucediera en la localidad fue cosa de la casualidad, porque la contienda se precipitó al encontrarse los bandos casi de frente, en mitad del camino.

La fecha del aniversario de la conocida como Batalla de Almansa se acerca y este año, para conmemorar el 310 aniversario, el municipio volverá a recrear la contienda en la que participarán 400 recreadores internacionales que llegarán de Italia, Noruega, Irlanda e Inglaterra. A ellos se sumarán los que se desplazarán desde Madrid, Almería, Valencia, Cataluña y Aragón para acompañar a los almanseños en la recreación del momento más importante de su historia. La fecha elegida para viajar a principios del siglo XVIII y dar vida a la Almansa que se convirtió por casualidad en un escenario histórico, es el fin de semana del 21 al 23 de abril. 

Almansa reunirá a los descendientes del 1707

De aquel día quedan vestigios y personajes que permanecen vivos hoy en la localidad. Es el caso del “vitorero” que narró todo sobre la batalla a los vecinos que se habían convertido en espectadores de una cruenta lucha a las puertas de su casa. Los descendientes directos de aquel vitorero original han ostentado durante siglos ese cargo que ahora sirve para pregonar las fiestas de Moros y Cristianos.

Por ello, a la programación preparada para el fin de semana conmemorativo se suma una iniciativa del historiador Alfonso Arráez con el objetivo de localizar al máximo el número de descendientes que estarán presentes en la ciudad esos días. Y es que el historiador ha trabajado para descubrir descendientes de este hecho histórico. "Se han localizado cinco parejas que decidieron casarse en ese año, el 1707”. Tanto así que Arráez asegura que se han reconstruido los árboles genealógicos alcanzando a 600 personas. Precisamente esos descendientes llegarán hasta Almansa el fin de semana de la recreación. Además, a lo largo de esos tres días, se instalarán una serie de monolitos que hacen alusión a la batalla.

Batalla de almansa

Unido a todo ello y como es habitual desde el año 2007, cuando comenzaron las recreaciones de la batalla, parte del municipio viajará en tiempo de la mano de la asociación de Artesanos “Plaza de San Agustín” que serán los encargados de decorar la plaza para acercar los oficios artesanos a todos los visitantes. El programa de actos culminará, con la obra teatral “Almansa 1700” de la compañía almanseña Almateatro. 

La batalla inmortal

La obra del pintor español Ricardo Balaca “Batalla de Almansa 1707” que se exhibe en el comedor presidencial del Congreso de los Diputados ha sido cedida para participar en los actos del 310 aniversario de la Batalla de Almansa. Es sin duda uno de los platos fuertes para la conmemoración de este año ya que se trata de uno de los dos cuadros donde el episodio bélico quedó inmortalizado de por vida.

- PUBLICIDAD -

Comentar

Enviar comentario

Enviar Comentario

Comentarios

Ordenar por: Relevancia | Fecha