eldiario.es

Menú

Castilla-La Mancha cierra 2015 como la segunda región con mayor siniestralidad laboral

Comisiones Obreras asegura que es "inasumible e inaceptable" que 28 personas hayan fallecido en un accidente laboral en 2015, calificando como "mala" la seguridad laboral de la región

“Los responsables de proteger la salud y la vida de los trabajadores y trabajadoras en los centros de trabajo son los empresarios”, afirman desde el sindicato

- PUBLICIDAD -
UGT pide medidas para frenar el aumento de la siniestralidad laboral

EFE

28 personas murieron en Castilla-La Mancha a raíz de un accidente de trabajo. Son cuatro más que en 2014 y sitúan a la región como la segunda Comunidad Autónoma con más siniestralidad laboral, mientras que Guadalajara es la "primera del país" en estos términos. El secretario general de CCOO Castilla-La Mancha, José Luis Gil, calificó la cifra como "inasumible e inaceptable" relacionándola directamente con la precariedad laboral que "provoca" accidentes y muertes, así como una falta "acusada de prevención en miles de empresas".

En este sentido, Gil ha asegurado que son los empresarios los encargados de ofrecer un medio laboral "adecuado" que respete la vida y la salud de los trabajadores de la región algo con lo que, a su juicio, no están cumpliendo. Es por esto que el sindicato ha instado al Gobierno regional a comprometerse con la salud laboral y a ser "vigilante" con el cumplimiento de la ley y sancionar a los empresarios que incumplan la protección laboral. Así, señala Gil, "por convicción o temor la cumplan, pues lo importante es proteger la vida", mientras proponía también que los empresarios incumplidores no puedan concurrir a concurso público o recibir subvención de dinero público. 

El sindicato ha recordado que "invertir en salud laboral salva vida", por lo que ha pedido a la Junta que no escatime en recursos de salud y seguridad laboral en los próximos presupuestos, ya que los pasos que se han dado en materia de prevención son "importantes" pero también "insuficientes". El secretario general del sindicato ha afirmado que todavía hay muchas empresas que entienden la salud laboral como una "exigencia externa" no como una necesidad "social y laboral". 

Raquel Payo, secretaria regional de Salud Laboral del sindicato, calificó la salud y la seguridad laboral de Castilla-La Mancha es "mala", asegurando que a consecuencia de unas inadecuadas condiciones de trabajo y de falta de medidas de prevención durante 2015 los accidentes laborales crecieron en un 5,5%, llegando a un total 20.600, 1079 más que en 2014. De ellos, 20.444 fueron leves, 128 graves y 28 mortales. 9 de los trabajadores murieron en Ciudad Real, mientras que donde más accidentes mortales se produjeron fue en el sector de los Servicios.

"Terminamos 2014 siendo la tercera comunidad autónoma con mayor tasa de siniestralidad laboral, y finalizamos 2015 siendo la segunda, sólo por detrás de Baleares", denuncia Payo, quien instó al Gobierno regional a poner en marcha de inmediato una batería de medidas de vigilancia y control en las empresas. Payo ha insistido en que los datos son la evidencia de que los trabajadores son "las víctimas de la situación económica de nuestro país y de los recortes de los Gobiernos", mientras que la salud y la seguridad no están entre las "prioridades del empresariado". 

CCOO pide así al Gobierno regional y a los empresarios que sitúen la prevención de riesgos laborales en el lugar prioritario que merece. "Tenemos que intensificar el trabajo por parte de todos los que tenemos algo que decir en materia preventiva, empresarios, trabajadores, autoridad laboral, Inspección de Trabajo, y Fiscalía", finiquitaron los responsables.

- PUBLICIDAD -

Comentar

Enviar comentario

Enviar Comentario

Comentarios

Ordenar por: Relevancia | Fecha