eldiario.es

Menú

García-Page pide "echar para atrás" el silo nuclear tras el terremoto de Yebra

Precisamente, el ministro de Justicia había afirmado antes que la oposición al ATC es "ideológica" y "no tiene ningún sentido"

El presidente de Castilla-La Mancha recuerda que España "no está exenta de seísmos" y advierte de que "el tiempo nos terminará dando la razón"

- PUBLICIDAD -
Emiliano García-Page / JCCM

Emiliano García-Page / JCCM

Comienzan a sucederse las reacciones al terremoto de magnitud 3,7 en la escala Richter que se ha producido en Yebra (Guadalajara), cerca de la central nuclear Trillo y a cien kilómetros de Villar de Cañas (Cuenca), donde está prevista la construcción del basurero nuclear. El presidente de Castilla-La Mancha, Emiliano García-Page, se ha felicitado de que no haya que lamentar daños personales, si bien ha recordado que Yebra fue el primer municipio de España "que levantó la mano, contra mi criterio, para albergar el basurero nuclear", una instalación que además de dar mínimo empleo, "es un alto foco de riesgo personal y para la salud". 

En su intervención ha señalado que España "no está exenta de seísmos" y ha recordado que, cuando Yebra planteó la alternativa para acoger el ATC, el Gobierno regional hizo alegaciones "muy contundentes" advirtiendo de que podía haber riesgo sísmico, "y algunos se reían de nosotros". A su juicio, lo de hoy es un incidente que explica "un poco más" por qué el Ejecutivo que preside se opone al ATC en Castilla-La Mancha, "y el tiempo nos terminará dando la razón".

Además, en la localidad conquense de Villar de Cañas "que es donde parece que se va a terminar colocando el ATC -ha lamentado García-Page–, aunque vamos a intentar impedirlo por todos los medios, hay más riesgo aún que en Yebra", pues forma parte de una misma línea, con 70 kilómetros de distancia en línea recta. Por eso ha pedido que " de una vez por todas se paralice y se eche para atrás". 

Finalmente, el presidente castellano-manchego se ha referido a los informes que está haciendo el Consejo de Seguridad Nuclear (CSN) que alertan sobre el riesgo "que corremos todos" con una instalación de ese tipo y ha vuelto a mostrar su deseo de que se paralice un proyecto "que le va a costar a los españoles miles de millones que son muy necesarios para la sanidad y el empleo", habiendo además alternativas evidentes dentro de la gestión de los residuos de alto riesgo como son los nucleares. 

Se da la circunstancia de que previamente al terremoto, el ministro de Justicia y diputado por Cuenca, Rafael Catalá, había asegurado que la oposición que ha llevado a cabo la Junta de Castilla-La Mancha en torno al proyecto del ATC de Villar de Cañas, es una oposición "ideológica" y, a su juicio, "no tiene ningún sentido" ya que no está basada "ni en fundamentos científicos, ni en fundamentos jurídicos y así lo ha declarado el Tribunal Supremo".

En este sentido, ha recordado que la "garantía y la seguridad nuclear de los residuos es un objetivo, no es un objetivo de unos frente a otros". "Nosotros estamos absolutamente comprometidos con la seguridad del tratamiento de los residuos nucleares", ha agregado, al tiempo que ha incidido en que el proyecto de Villar de Cañas cuenta con "todas las características técnicas y garantías para poder salir adelante".

- PUBLICIDAD -

Comentar

Enviar comentario

Enviar Comentario

Comentarios

Ordenar por: Relevancia | Fecha