eldiario.es

Menú

Las ONGD piden al Gobierno regional “pasar de las migajas a la justicia social”

Con motivo de la Asamblea General de la Coordinadora, reclaman que Castilla-La Mancha deje de ser de las regiones que menos destinan a cooperación

Demandan a la Junta “un cambio de rumbo” en este sentido, a través de una “política pública de calidad"

- PUBLICIDAD -
La Coordinadora de ONG denuncian la caída de la ayuda al desarrollo procedente de las comunidades autónomas en el encuentro de las direcciones de cooperación autonómicas celebrado en Toledo/ Coordinadora ONGD

Coordinadora ONGD

Hay más de 2.200 millones de personas pobres en el mundo, agravándose la situación por los conflictos y guerras que sufren varios países, las catástrofes naturales y los efectos del cambio climático, que amenazan el desarrollo humano de muchos países empobrecidos. Este es el contexto por el que las ONGD de Castilla-La Mancha han pedido al Gobierno regional, con motivo de la Asamblea General de la Coordinadora, que pase “de las migajas a la justicia social” y dedique más fondos a la cooperación al desarrollo.

Este colectivo recuerda que en 2015 la Asamblea General de la ONU adoptó la Agenda 2030, formada por 17 Objetivos de Desarrollo Sostenible, entre ellos la erradicación de la pobreza, para lo cual es necesaria la implicación de todas las administraciones. Por ello, demandan a la Junta “un cambio de rumbo” en este sentido, a través de una “política pública de calidad, con herramientas e instrumentos eficaces y un presupuesto digno, en consonancia con los compromisos establecidos”.

La Coordinadora regional de ONGD pide fundamentalmente al Gobierno de Castilla-La Mancha y también a los partidos políticos, sobre todo a los que tienen representación parlamentaria, el cumplimiento de sus compromisos en cooperación al desarrollo. “Castilla-La Mancha no puede continuar formando parte del grupo de comunidades autónomas que menor porcentaje de sus recursos destinan”, ha subrayado.

Sostiene que hace ya más de 20 años que la sociedad civil demanda que los gobiernos destinen el 0,7% comprometido para la lucha contra la pobreza en los países más desfavorecidos. Y recuerdan que Castilla-La Mancha llegó a alcanzar entre 2008 y 2011 un presupuesto en torno a 45 millones de euros para cooperación al desarrollo (0,4%), lo que supuso un porcentaje importante del presupuesto total del Gobierno, y un “impacto positivo en la vida de muchas personas en los países más empobrecidos”. Pero entre 2012 y 2015 este presupuesto “casi desapareció”, recuperándose el año pasado de forma “muy insuficiente”: un 0,026% (2.354.000 euros) del presupuesto total.

“Este año sigue siendo un presupuesto insignificante, dadas las necesidades en materia de seguridad alimentaria, de hambre, de agua, de educación, de sanidad y de igualdad de género. Es más necesario que nunca que se cumplan los derechos humanos en todos los países, pero sobre todo en los más empobrecidos. Más allá de las cifras, están las personas. Hemos de trabajar conjuntamente en la construcción de un mundo más justo, solidario y en armonía con el medio ambiente”, añaden.

Precisamente, la Coordinadora de ONGD mantuvo la semana pasada una reunión con la consejera de Bienestar Social, Aurelia Sánchez, con motivo del rechazo de los Presupuestos castellano-manchegos de 2017, y donde aprovechó para pedir el desbloqueo de las cuentas públicas.

- PUBLICIDAD -

Comentar

Enviar comentario

Enviar Comentario

Comentarios

Ordenar por: Relevancia | Fecha